Yendo así por la ciudad cuidas tu salud (y tragas menos humo)

Desplazarse en bici (y no a pie) es mejor para tu salud según un estudio realizado a más de 8.800 personas de siete ciudades europeas

Sí, es una buena opción. La mascarilla puede protegerte de muchos agentes contaminantes pero no me refería a esto. Si no eres runner ni un deportista nato puedes evitar el sedentarismo desplazándote en bici por la ciudad. (Foto: Getty)
Sí, es una buena opción. La mascarilla puede protegerte de muchos agentes contaminantes pero no me refería a esto. Si no eres runner ni un deportista nato puedes evitar el sedentarismo desplazándote en bici por la ciudad. (Foto: Getty)

Aunque todos pensamos que caminar es la mejor manera de cuidarse, existe una tendencia mucho más saludable: el ‘transporte activo’, y si te animas, además de sentirte mejor podrás disminuir las posibilidades de padecer enfermedades del corazón y de desarrollar cáncer, según un estudio de la Universidad de Glasgow, publicado en el British Medical Journal.

Otro trabajo llevado a cabo por el Instituto de Salud Global de Barcelona (ISGlobal) concluye que la bicicleta es el medio de transporte que se asocia con más beneficios para la salud: mejor salud general autopercibida, mejor salud mental y una menor sensación de soledad.

Tus opciones de transporte afectan seriamente su salud mental y física. Las investigación demuestra que el ciclismo es lo mejor. (Foto: Vida y Estilo)
Tus opciones de transporte afectan seriamente su salud mental y física. Las investigación demuestra que el ciclismo es lo mejor. (Foto: Vida y Estilo)

La investigación, desarrollada en el marco del Proyecto europeo PASTA, se realizó en siete ciudades europeas –Amberes, Barcelona, Londres, Örebro, Roma, Viena y Zurich–. Más de 8.800 personas rellenaron un cuestionario inicial y, de estas, más de 3.500 realizó otro test final, con diferentes preguntas sobre transporte y salud: qué medios de transporte usaban y con qué frecuencia; y cómo percibían su estado de salud general.

En concreto se les preguntó sobre las cuatro dimensiones de la salud mental (ansiedad, depresión, pérdida de control emocional y bienestar psicológico), vitalidad (nivel de energía y fatiga) y percepción de estrés. También la relación de estos medios de transporte con las relaciones sociales, la sensación de soledad y el contacto con familiares y/o amigos.

Los medios de transporte incluidos en el estudio fueron el automóvil, la motocicleta, el transporte público, la bicicleta eléctrica, la bicicleta y el desplazamiento a pie. Los efectos de todos ellos se estudiaron por separado y de manera combinada.

En países como holanda el uso de la bicicleta está completamente normalizado; en otras ciudades europeas la cultura del monociclo no acaba de cuajar. (Foto: Getty)
En países como holanda el uso de la bicicleta está completamente normalizado; en otras ciudades europeas la cultura del monociclo no acaba de cuajar. (Foto: Getty)

Las conclusiones, publicadas en la revista Environment International, indican que la bicicleta fue el transporte con mejores resultados en todos los análisis: se asoció con una mejor salud general autopercibida, mejor salud mental, mayor vitalidad, menos estrés y sensación de soledad.

En segundo lugar se sitúa el desplazamiento a pie, que se vinculó también con una buena salud general, mayor vitalidad y mayor contacto con familiares y amigos.

En cuanto al coche, aunque depende de la frecuencia con que se utilice,“se asoció con una mala salud autopercibida, pero se aprecia una disminución de la sensación de soledad“, explicala investigadora Ione Ávila Palencia, autora de la publicación.

Más allá de la destreza que tengamos manejando la bici, la contaminación de las ciudades españolas puede echarnos para atrás pero hay un truco para tragar menos humo: regular la velocidad a la que te desplazas, como ciclista o peatón. ¡No es un farol! Aquí esta el dato que esperabas: un estudio de la Universidad de la Columbia Británica, en Vancouver (Canadá) asegura que los ciclistas deberían circular a una velocidad de entre 12 y 20 kilómetros por hora y los peatones, andar a entre dos y seis. De esta forma se puede controlar la cantidad de dióxido de nitrógeno que entra en los pulmones y respirar menos aire contaminado.

¿Te animas a pedalear?

También te puede interesar:

¿Padeces el síndrome de carga laboral excesiva o de agotamiento profesional?

Andar en bici, ¿afecta la salud sexual?

Montar en bici dos veces a la semana durante 45 minutos aumenta el apetito sexual