Un video muestra a pulpos pegando puñetazos a peces… porque sí

J Toledo y José de Toledo
·2 min de lectura

Pulpos golpeando a peces, de un modo que sólo puede ser definido como “a puñetazos”, sin más motivo que el de que les apetece. Esto es lo que han conseguido grabar un equipo de investigadores.

Las relaciones siempre son complicadas, incluidas las relaciones entre dos especies. Pero si encima una de las especies agrede a la otra sin ningún motivo o beneficio aparente, la explicación se complica.

En este caso, es importante entender el contexto. Los pulpos y ciertas especies de peces colaboran en ocasiones para cazar presas. Todas las especies se benefician de las diferencias en anatomía y estrategia de caza de las demás especies, consiguiendo más y mejores presas en el proceso.

Pero claro, las especies no son iguales. Y en estas colaboraciones se genera lo que se conoce como mecanismos de control del socio: una de las especies realiza un acto que tiene un coste muy bajo para ella, pero que impone un castigo para la otra especie. En este caso el pulpo le pega un puñetazo a un pez – una acción que se denomina “desplazamiento activo” – para advertirle, o para situarle bien para atacar a la presa, o para dejarle claro que no debe estar en ese grupo porque no colabora lo suficiente.

Cuando esto ocurre, existe un motivo. Pero en el video del que hablamos no se da esta motivación. Los pulpos golpean a los peces sin ningún motivo. Más allá de una posible frustración o de que lo hagan por diversión, no existe una explicación válida para este comportamiento.

Bueno, existe otra explicación. Según los autores del artículo, puede ser que el pulpo golpee al pez de manera preventiva, para ejercer un castigo que más adelante suponga un beneficio para el pulpo. Pero en ese caso, se trataría de una estrategia compleja que necesitaría de más confirmaciones.

Lo que está claro es que los pulpos golpean a los peces que les ayudan.

Más historias que te pueden interesar: