Parece que Victoria Federica no ha heredado la discreción de sus tíos en sus exclusivos viajes a la nieve

·7 min de lectura

Hace años que no vemos a la Familia Real disfrutando de las pistas de la estación de esquí de Baqueira. Lo que antes era casi una tradición más cada Navidad, ahora brilla por su ausencia y parece que las hijas de Felipe VI y doña Letizia no han heredado la pasión de su padre por el deporte blanco. La que sí disfruta de la nieve es Victoria Federica, pero lo hace de una forma que poco o nada tiene que ver con los días discretos que pasaban los hoy Reyes de España o los Eméritos con las infantas hace ya algún tiempo.

La afición discreta de don Felipe

La última vez que supimos de un miembro de la Familia Real que había ido a esquiar fue en 2019. Hace dos años, el rey Felipe viajó de incógnito a Baqueira Beret para disfrutar de las pistas del Pirineo catalán junto a unos amigos. En esa ocasión no le acompañó la reina Letizia, a la que parece que el esquí no le hace demasiada ilusión, pero sí estuvo junto a compañeros de viajes como Pedro López Quesada, íntimo del rey desde hace años y esposo de su prima Cristina de Borbón-Dos Sicilias. En esa ocasión, don Felipe se alojó en La Pleta, una casa de unos 200 metros cuadrados cedida a la familia de su majestad en 1984 por los empresarios de la estación y que ha sido escenario de muchos viajes de los hoy reyes eméritos a las pistas catalanas donde solían pasar el último día del año.

Spanish Kings Juan Carlos and Sofia with their daughter Princess Elena on a ski vacation in Baqueira Beret, Lerida, Spain, 1976. (Photo by Gianni Ferrari/Cover/Getty Images)
Spanish Kings Juan Carlos and Sofia with their daughter Princess Elena on a ski vacation in Baqueira Beret, Lerida, Spain, 1976. (Photo by Gianni Ferrari/Cover/Getty Images)

Son pocos los privilegiados que pueden alojarse en esa zona de Baqueira que se encuentra a pie de pista. Sin embargo, aunque cuando don Felipe era más joven y viajaba con sus padres los fotógrafos se agolpaban para fotografiarles antes de tomar el remonte, ahora prefiere pasar desapercibido y apenas hubo una imagen tomada por un esquiador que se topó con él en una de las pistas y le reconoció. Por las pistas de Baqueira, don Juan Carlos, doña Sofía y sus tres hijos (las infantas Elena y Cristina y el entonces príncipe Felipa) se empezaron a deslizar por primera vez en el año 1974.

Sus escapadas navideñas a esta zona eran constantes durante la temporada invernal y allí solían pasar Nochevieja todos en familia (incluso a veces se quedaban hasta después de Reyes) y con algunos amigos del entonces Rey, convirtiendo a Baqueira en uno de los destinos más top de nuestro país y a nivel internacional para los amantes de la nieve. Incluso doña Sofía estuvo presente el 7 de diciembre de 1982 para inaugurar el Telesilla de la Reina, primer remonte del área de Beret después de años de negociaciones.

Prince Felipe and Princess Letizia go skiing for the first time since their marriage in May 2004. Prince Felipe and Letizia spent a week-end skiing at the Baqueira-Beret Ski Center in the Spanish Pyrenees. (Photo by Dusko Despotovic/Corbis via Getty Images)
Prince Felipe and Princess Letizia go skiing for the first time since their marriage in May 2004. Prince Felipe and Letizia spent a week-end skiing at the Baqueira-Beret Ski Center in the Spanish Pyrenees. (Photo by Dusko Despotovic/Corbis via Getty Images)

La llegada de Letizia

Cuando en 2003 llegó doña Letizia a la vida de don Felipe, las cosas empezaron a cambiar. Pese a que la ex periodista trató de aprender a esquiar y adaptarse a los gustos de su marido en ese sentido, nunca se la vio cómoda deslizándose sobre la nieve. Su primera vez ante las cámaras en Baqueira fue en 2004, tres meses antes de la boda real en Madrid. En aquel momento, doña Letizia posó para los fotógrafos antes de subir a las pistas y se mostró muy sonriente.

Y hubo tan solo una vez más, en 2005, momento en el que se terminó con esa tradición de pasar allí la última semana del año. Pero don Felipe ha seguido con su pasión y, aunque solo le hemos visto de nuevo con su mujer y sus hijas -que parecen preferir otras aficiones como el cine o la lectura al deporte blanco- en Astún en 2017 -donde se alojaron en un hotel que ellos mismos pagaron y no tuvieron ninguna atención especial- y se dice que estuvieron un año en las pistas de Suiza, luego sí se ha desplazado a otras estaciones como Formigal o Baqueira en años posteriores. Eso sí, siempre solo con la compañía de sus amigos de máxima confianza.

BAQUEIRA BERET, SPAIN - MARCH 08:  King Felipe VI of Spain is seen on March 8, 2015 in Baqueira Beret, Spain.  (Photo by Europa Press/Europa Press via Getty Images)
BAQUEIRA BERET, SPAIN - MARCH 08: King Felipe VI of Spain is seen on March 8, 2015 in Baqueira Beret, Spain. (Photo by Europa Press/Europa Press via Getty Images)

Adiós a la discreción, hola al glamour

Las cosas han cambiado mucho desde entonces en la familia más cercana al rey Felipe. Cuando él y sus padres viajaban a Baqueira, lo suyo era disfrutar del esquí y nada más, igual que las dos veces que le hemos visto junto a doña Letizia. Nunca les vimos mostrar grandes lujos ni favoritismos y hasta hacían cola como cualquier esquiador para acceder a los remontes sin ningún tipo de privilegio. Por supuesto, nadie les vio nunca disfrutando del aprés ski en ningún local de moda o en restaurantes de lujo. Hoy, su sobrina Victoria Federica muestra una faceta mucho más pública y lujosa en ese aspecto y no se retiene a la hora de enseñar en sus redes sociales los lujos de los que disfruta en su primer viaje a la nieve de esta temporada.

La hija menor de la infanta Elena viajaba el fin de semana a la estación de esquí de Formigal, la favorita de los influencers y famosos de todo tipo, muy alejada de la exclusiva Baqueira, la preferida por banqueros y empresarios porque allí pasan desapercibidos y pocos van a reconocerlos. Victoria Federica puso rumbo al valle de Tena, en el Pirineo oscense y lo hizo acompañada por su inseparable novio, el dj Jorge Bárcenas. Lo primero que hizo la nieta de don Juan Carlos nada más llegar fue poner los dientes largos a sus seguidores con un post en el que enseñaba las maravillosas vistas desde su habitación de hotel, el Aragon Hills, un alojamiento con spa de cuatro estrellas situado en el centro de la urbanización de la estación de esquí de Formigal, a 800 metros de la la zona de Sextas, acceso principal de estación y frente a la zona deportiva en la que se puede disfrutar, de forma gratuita, de piscina exterior climatizada, pista de tenis y frontón. Sus habitaciones van de los 130 a los 340 euros por noche.

Fiestas VIP y aventuras exclusivas

Según contó su novio a través de Instagram (y justo después de enseñar hasta el baño de su lujosa habitación), asistieron a la exclusiva inauguración con espectáculo incluido de la Terraza Qü, un lounge privé del hotel en el que pasar el ápres ski disfrutando de un coctail con vistas a la montaña. Un dj amenizó la velada en la que Victoria Federica, Jorge y algunos influencers más como Anna Ferrer (hija de Paz Padilla) o varios concursantes de La isla de las tentaciones (como Lara y Hugo) se lo pasaron en grande bailando y tomando algo antes de deslizarse por las pistas a la mañana siguiente.

Y tras la jornada de esquí, tanto la sobrina de Felipe VI como su grupo de nuevos amigos no dudaron en pasarse por Marchica, un rincón a pie de pista en el que se organizan las mejores fiestas de la estación y donde cada año se dejan caer rostros muy conocidos para bailar con la música de varios djs aún vestidos con el mono de esquiar. Además, el local cuenta con una zona reservada únicamente para los clientes de Mountain Vip Club (un club privado de socios promovido por la estación de Formigal) o a aquellas personas que hayan hecho una reserva para celebrar ocasiones especiales. Por supuesto, Victoria Federica y sus amigos estuvieron en la terraza VIP. Además, de esquiar, pudieron dar una vuelta por la nieve en moto (algunos de sus amigos incluso se lanzaron en parapente) y cenar en una cabaña en mitad de la montaña, planes tan VIP como ellos y sus acompañantes.

Más historias que te pueden interesar:

Nuestro objetivo es crear un lugar seguro y atractivo para que los usuarios puedan establecer conexiones en función de sus intereses y pasiones. A fin de mejorar la experiencia de nuestra comunidad, hemos suspendido los comentarios en artículos temporalmente