Viagra en spray: ¿es peligroso?

España es el primer país del mundo donde se vende esta nueva versión autorizada, una alternativa a la pastilla azul que permite ajustar la dosis a las necesidades de cada usuario

La primera Viagra líquida comercializada en España se pulveriza directamente en la boca. (Foto: Getty)

En nuestro país, 1 de cada 5 hombres mayores de edad sufre disfunción eréctil, de acuerdo con los distintos estudios de la Asociación para la Investigación en Disfunciones Sexuales en Atención Primaria (AISD-AP) y el trabajo multidisciplinar Epidemiología de la Disfunción Eréctil Masculina (EDEM), un análisis realizado por 12 asociaciones científicas entre las que se cuentan la Asociación Española de Andrología, la Asociación Española de Urología, la Sociedad Española de Cardiología o la Sociedad Española de Hipertensión.

En concreto, se estima que ell 50 por ciento de los hombres entre 40 y 60 años tienen problemas para tener erecciones y mantenerlas durante la actividad sexual.

La disfunción eréctil puede afectar negativamente a las relaciones sexuales y empeorar la calidad de vida, disminuyendo la autoestima, deteriorando la relación de pareja y favoreciendo la aparición de una gran variedad de enfermedades concomitantes, la mayoría de índole cardiovascular.

Acudir al urólogo tras un episodio de disfunción eréctil no solo es necesario para tu salud sexual sino que puede ayudar a detectar el comienzo de una de estas patologías. El tratamiento farmacológico, las inyecciones intracavernosas y la opción quirúrgica con la prótesis de pene son las tres opciones con evidencia científica probada contra la disfunción eréctil. Por eso, este nuevo fármaco, comercializado bajo el nombre Bandol por laboratorios Rubió, se recibe con grandes expectativas.

No se debe tomar Bandol más de una vez al día. La dosis máxima diaria es de 4 ml equivalente a 100 mg de sildenafilo (8 pulsaciones). Laboratorios Rubió

Puede que la nueva Viagra líquida en spray sea la solución para ese 15 por ciento de hombres con disfunción eréctil que no responden al tratamiento habitual con pastillas ni a las inyecciones intracavernosas, y requieren implante de prótesis de pene.

“Nuestra consejo es animar a todas las personas que sufren algún problema de disfunción eréctil a consultar con su médico y buscar una solución”, afirma Ignacio Moncada, jefe del Servicio de Urología del Hospital Universitario Sanitas la Zarzuela y secretario general de la ASESA.

"No debemos olvidar que los factores psicológicos son muy significativos: el hecho de recuperar una erección natural es muy importante”, señala el Dr. Moncada. (Foto: Istock)

Moncada recuerda que “La actitud de la pareja también es determinante en la manera con que el hombre afronta la disfunción eréctil y en que acuda o no al médico en busca de ayuda”.

Se toma a demanda

Esta suspensión oral, a la que no hay que añadirle agua, se aplica en torno a 45 minutos o una hora antes del encuentro sexual. Con cada pulsación sobre la bomba dosificadora se liberan 12,5 miligramos de sildenafilo.

Es decir, dos pulsaciones equivaldrían a un comprimido común de 25 mg. Hasta ahora, los pacientes utilizaban una dosis de tratamiento de 25, 50 o 100 mg, pero con esta nueva solución el propio paciente puede ajustar su dosis. “Dependiendo de su circunstancia, el paciente se autogestiona la dosis con un solo envase de acuerdo con las indicaciones de su médico, sin requerir comprar otra unidad. Con lo que la adherencia será más alta”, explica el doctor Juan Ignacio Martínez Salamanca, urólogo del Hospital Universitario Puerta de Hierro-Majadahonda y director médico de Lyx Instituto de Urología, al diario ABC.

La pérdida de la patente de la molécula sildenafilo, sacada al mercado en 1998 por la multinacional estadounidense Pfizer con el nombre de Viagra, ha propiciado la aparición de nuevas versiones del primer medicamento eficaz para tratar la disfunción eréctil en los hombres. (Foto: Getty)

Menos efectos secundarios

Bandol permite controlar la dosis de manera personalizada. Al ser tan cómodo y fácil de usar, se reduciría uno de los efectos adversos del Viagra, los dolores de cabeza, que normalmente están asociados a dosis elevadas (100 ml) de este medicamento.

"No todos los pacientes necesitan la misma cantidad de sildenafilo. Algunos pueden manifestar, además de la erección, dolor de cabeza, enrojecimiento del rostro, congestión nasal o alteración visual", señala Moncada. "Estos efectos no son peligrosos y pueden evitarse si se suministra la dosis adecuada. Los pacientes deberían poder ajustar su medicación para sentirse cómodos sin renunciar a la erección".

“Con Bandol pueden tomar la de 75 mg y evitar los dolores mientras mantienen la eficacia contra la disfunción eréctil”, añade Martínez Salamanca.

Eso sí, para adquirirlo es necesaria una receta médica. Pero su precio es de hasta “un 70 por ciento por debajo del producto de referencia de 50 mg”, concluye Montserrat Aguilar, marketing manager de los laboratorios Rubió.

¿Qué te parece este avance? ¿Crees que es buena idea hacer corresponsable al paciente a la hora de ajustar su dosis?

También puede interesarte:

eLiquid: La nueva y preocupante forma de tomar Viagra de los jóvenes

Olvídate de la Viagra: mira lo que le pasa al pene al aumentar la temperatura corporal

‘El chicle del amor’: ya está aquí el sustituto de la Viagra

Otro (falso) producto milagro: el café con 'viagra natural' para inducir erecciones, ¡no lo pruebes!

Lo que tienes que tomar ahora para reducir el riesgo de impotencia en la vejez