Unidas Podemos no ve peligrar el gobierno pese al choque por el gasto en defensa

·2 min de lectura
El presidente del grupo parlamentario confederal de Unidas Podemos, Jaume Asens, en una imagen de archivo. (Photo: Marta Fernandez Jara/Europa Press via Getty Images)
El presidente del grupo parlamentario confederal de Unidas Podemos, Jaume Asens, en una imagen de archivo. (Photo: Marta Fernandez Jara/Europa Press via Getty Images)

El presidente del grupo parlamentario confederal de Unidas Podemos, Jaume Asens, en una imagen de archivo. (Photo: Marta Fernandez Jara/Europa Press via Getty Images)

El presidente del grupo parlamentario de Unidas Podemos, Jaume Asens, ha cargado contra su socio de Gobierno por el crédito extraordinario de 1.000 millones de euros para defensa, que ve “una deslealtad” por haberlo hecho “por la puerta de atrás”, pero ha asegurado que la estabilidad del Ejecutivo no está en peligro.

“Nos sentimos cómodos en el Gobierno, pero incómodos con esta decisión” que aprueba este martes el Consejo de Ministros, ha subrayado Asens en una rueda de prensa en el Congreso.

Considera “normal” que dentro de un Gobierno de coalición existan discrepancias, que se deben “naturalizar”, pero ha evitado pronunciarse sobre cómo afectarán estas diferencias a la negociación de los Presupuestos de 2023, aunque ha dado a entender que no tienen por qué hacerlo.

Las prioridades de Unidas Podemos

Los Presupuestos, ha argumentado Asens, son más que el gasto que se pueda destinar al gasto militar al recordar que ayer la secretaria general de Podemos, Ione Belarra, concretó las prioridades de los morados para los Presupuestos, que ponen el foco en las partidas sociales, luchar contra la inflación y asegurar el poder adquisitivo de la ciudadanía.

Además ha dicho que en cada negociación de las cuentas públicas ha habido tensiones entre los dos socios, pero al final se han salvado y ha habido Presupuestos.

El dirigente morado ha reconocido que la propuesta de este crédito extra para defensa se analizó en la reunión de la Comisión General de Secretarios de Estado y Subsecretarios que se celebró la semana pasada, pero ha insistido en que no hubo debate previo ni dentro del Gobierno, ni en el Congreso ni con la ciudadanía.

Asens ha asegurado que no se oponen a que se invierta en defensa, pero sí están en contra de “la supeditación de España a EEUU” y de duplicar el gasto para llegar al 2% del PIB en 2029, como se comprometió Pedro Sánchez en la cumbre de la OTAN de Madrid. Para los morados, ha subrayado el secretario general del grupo, hay otras prioridades: “la principal guerra que nos debe preocupar es contra la inflación”.

Este artículo apareció originalmente en El HuffPost y ha sido actualizado.

TAMBIÉN TE PUEDE INTERESAR

Nuestro objetivo es crear un lugar seguro y atractivo para que los usuarios puedan establecer conexiones en función de sus intereses y pasiones. A fin de mejorar la experiencia de nuestra comunidad, hemos suspendido los comentarios en artículos temporalmente