Un equipo de TVE y otro de Antena 3, agredidos e increpados mientras informaban de la Diada

La tensión y los incidentes vividos ayer en torno al Parlamento catalán durante la celebración de la Diada acabaron salpicando a varios periodistas y cámaras que tuvieron que enfrentarse a escenas de acoso e incluso la agresión de algunos manifestantes empeñados en no dejarles realizar su trabajo. Los agredidos fueron un equipo de TVE, contra el que lanzaron varios objetos según ha denunciado la propia cadena y puede verse en un vídeo, y otro de Antena 3, al que en una conexión en directo boicotearon con insultos y gritos.

En el caso de los trabajadores del Ente Público, se trata de la periodista Ángela García Romero, otra compañera y el cámara que les acompañaba. En el vídeo compartido por TVE a través de Twitter (sobre estas líneas) se aprecia como impacta un objeto donde se encuentran y se oyen acusaciones de “manipuladora” mientras la reportera intenta informar de lo que está ocurriendo.

Los hechos se produjeron en el exterior del Parlament y, según la cadena y como recoge El Confidencial, “mientras estaba realizando una conexión en directo, para informar de las movilizaciones fuera de la Cámara catalana, le han lanzado una piedra, agua sobre la cámara y han arrojado el trípode al suelo entre insultos”.

El cámara y las periodistas de RTVE -que ha defendido “la libertad de información y el derecho de los profesionales a realizar su trabajo”- no han sido los únicos que han sufrido el acoso de una parte de los manifestantes. En la segunda edición del telediario de Antena 3, la de las 21:00, su reportera tuvo que hacer frente a una situación similar y también en los alrededores del Parlament.

Allí estaba Diana Mata cuando el dieron paso desde los estudios de la cadena. Nada más comenzar su conexión varios manifestantes intentan impedir que informarse con gritos de “puta España” y “fora”. Se cuelan en el plano, le colocan la estelada detrás y le gritan.

El cámara deja de enfocar a la reportera para abrir a los agentes que salen del recinto del Parlament mientras Mata intenta seguir informando en medio de una pitada estruendosa que impide que se la escuche con claridad.

Aunque en las imágenes publicadas por Antena 3 en su web no se aprecia, desde El Confidencial añaden que tanto la periodista como el cámara recibieron empujones.

A primera hora de esta mañana, Ángela García Romero se pronunciaba sobre lo ocurrido ayer a través de su cuenta de Twitter con un mensaje publicado primero en castellano y después en catalán. “Informar libremente es un derecho que deberíamos tener todos los periodistas. Seguiremos trabajando para ofrecer una información plural! Muchas gracias a todos/as por todos vuestros mensajes!”, agradecía al periodista tras las muestras de apoyo recibidas, entre ellas, la de Albert Rivera (Ciudadanos).

Los incidentes se produjeron, en ambos casos, en las inmediaciones del Parlament. (Foto: EFE)