TVE tiene un problema en su parrilla y no se quiere dar cuenta

·5 min de lectura

Durante años, La 1 de Televisión Española fue la cadena más vista, pero eso forma ya parte de la historia de nuestro audiovisual. Poco a poco, el ente público dejó de ser competitivo, y Antena 3 y Telecinco, las cadenas privadas, se llevaron el gato al agua, sobre todo, en una era en la que hay mucha más competencia, tanto en televisiones abiertas como de pago, por no hablar de las plataformas. El pasado mes de mayo, La 1 fue la tercera cadena más vista, con un 9,5 de cuota de pantalla, el mismo porcentaje que tienen las temáticas de pago, y quedándose a 4,1 puntos de Antena 3, que fue la que obtuvo mejor share. TVE tiene un problema en su parrilla, y no se quiere dar cuenta, a pesar de que los datos hablen por sí mismos, y un buen ejemplo lo tenemos en las audiencias de este miércoles 8 de junio.

Y es que TVE confía demasiado en el cine, a pesar de que no le dé buenos resultados. Anoche en el horario estelar de La 1 se ofreció la cinta de 2019 Huérfanos en Brooklyn, que consiguió un discreto 5,4% de share y 546.000 espectadores. Una cifra que está por debajo de la mitad de la media de la cadena, algo que es para que saltasen todas las alarmas.

GUÍA | Los pasos que tienes que seguir para poder ver un tuit no disponible por tus preferencias de privacidad

La cuestión es que el cine de la noche del miércoles es un bache para la cadena. Desde hace semanas, la tercera jornada de la semana deja datos muy pobres en audiencias. Han estado unas semanas en las que las películas pertenecían al género del thriller de los años 90 y principios de 2000, pero la cinta emitida anoche era de 2019 y tampoco cuajó entre el público. Lo más parecido a un buen dato se consiguió la semana pasada, con la película Papillon, con un 9% y algo más de un millón de seguidores. Y a pesar de eso, se mantiene por debajo de la media de mayo.

Esa barrera del millón, además, no se superaba desde el 20 de abril. Aquel día se emitió el thriller Doble traición, protagonizada por Ashley Judd y Tommy Lee Jones, y que consiguió un 9,2% con 1,1 millones de espectadores. Lo peor de todo es que el cine del miércoles vino a ocupar la franja del programa Las tres puertas, el excelente formato de entrevistas que presentó María Casado y que no consiguió enamorar a la audiencia, a pesar de su calidad. Analizando todos los datos disponibles comprobamos que en un mes y medio La 1 no ha logrado alcanzar los dos dígitos en ninguna noche de miércoles.

MADRID ESPAÑA, ESPAÑA - 13 DE ENERO: La directora de Comunicación y Participación de RTVE, María Eizaguirre, comparece en la Sala de Comunicación de Torresespaña, el 13 de enero de 2022 en Madrid, España. (Foto de Marta Fernández Jara/Europa Press vía Getty Images)
MADRID ESPAÑA, ESPAÑA - 13 DE ENERO: La directora de Comunicación y Participación de RTVE, María Eizaguirre, comparece en la Sala de Comunicación de Torresespaña, el 13 de enero de 2022 en Madrid, España. (Foto de Marta Fernández Jara/Europa Press vía Getty Images)

Parece que la cadena se ha acomodado, y que prefiere emitir largometrajes cuyos derechos tenga comprados en lugar de apostar por producciones propias, que creen marca y que potencien su servicio público, ya sean programas o series.

Este problema queda todavía más patente en la franja de la tarde, donde tampoco está siendo muy competitivo. Tras el final de la serie Dos vidas, en la que Gloria Camila Ortega debutó como actriz, la cadena ha optado por emitir reposiciones de la británica Downton Abbey, que está ahora llegando a su final.

¿Y cómo ocuparán esa franja, que actualmente va desde las 16:35 hasta las 17:20? Según desvela El Televisero, se emitirán películas para televisión, tv-movies como las que pueda emitir Antena 3 en la sobremesa de sus fines de semana. Sin embargo, de ser esto cierto, habrá que hacer algunos reajustes más en la parrilla, pues este tipo de largometrajes ronda la hora y media de duración, por lo que no terminarían hasta las 18:00 más o menos. Un producto que no parece demasiado interesante ni atrevido, y que podría ser un parche temporal hasta que se estrene La promesa, la nueva serie de Bambú Producciones y que estará ambientada en 1915.

No podemos olvidar, por último, los resultados irregulares de La película de la semana, que se emite en la noche del domingo en La 1. Durante el presente curso televisivo ha dado alguna que otra sorpresa, pero en la actualidad se está quedando como tercera opción del último prime time semanal tras el debate de Supervivientes y la serie turca Infiel.

El pasado domingo, la cinta Aguas oscuras consiguió un 12,6%, frente al 13,1 de Infiel y el 17,4 de Supervivientes. Y el dato podría haber sido peor de no haber dejado el fútbol un buen arrastre, pues siete días antes ese mismo contenedor cinematográfico había marcado 2,1 puntos menos.

Así pues, TVE tiene un grave problema en su parrilla con el cine y es el momento de ponerle solución. Necesitamos una televisión pública valiente, competitiva, de calidad, que no rellene su programación de películas esperando que suene la campana y nada más.

Más historias que podrían interesarte:

Nuestro objetivo es crear un lugar seguro y atractivo para que los usuarios puedan establecer conexiones en función de sus intereses y pasiones. A fin de mejorar la experiencia de nuestra comunidad, hemos suspendido los comentarios en artículos temporalmente