Eli y Jesús piden perdón por sus comportamientos en 'OT 2020' y Noemí Galera recalca que "hay que tener paciencia"

OT 2020 ya ha sufrido su primera baja en la gala 2. Ariadna ha sido la primera expulsada del concurso presentado por Roberto Leal después de que la audiencia haya preferido quedarse con Nick con un 66% de los votos. Pero en la nueva entrega del programa de Televisión Española, que ha anotado un 12,6% de share, los verdaderos protagonistas han sido Eli Sánchez y Jesús Rendónque han tenido que disculparse con los espectadores después de que se hayan emitido sus criticados comportamientos en la Academia.

(©RTVE)

Y es que la polémica desembarcó en OT 2020 en el arranque del concurso ya que primero el público exigió la expulsión disciplinaria de Eli por las faltas de respeto a sus compañeros en la Academia y seguidamente los fans pidieron la marcha de Jesús por sus continuos comentarios desafortunados, de tono machista y homófobo. Tras las críticas a ambos concursantes, el reality musical producido por Gestmusic ha tenido que dar la cara y emitir los vídeos de la discordia en los que se aprecian las actitudes tan desacreditadas de los futuros artistas y que provocaron que la directora de la Academia se reuniera con los jóvenes en privado para hacerles ver que su comportamiento no estaba siendo el adecuado.

En este contexto, tras emitirse un primer vídeo con las reprimendas, Roberto Leal ha dado paso en directo a los protagonistas de la polémica para que explicaran qué es lo que había salido mal. Primeramente Eli ha tomado la palabra y ha pedido disculpas a la audiencia. La canaria, con la voz entrecortada, ha admitido sus fallos aunque ha asegurado que la ansiedad le está jugando una mala pasada en el talent show musical.

"Yo creo que nos pusieron en una casa a 16 personas que realmente no nos conocíamos de nada, con caracteres o muy diferentes o muy iguales, y por eso chocamos. La mayoría de la gente que está dentro somos gente que les gusta salir, que no somos de estar en casa. Yo desde mi punto de vista no lo estaba haciendo y fui a hablar con Noemí por una cosa que pasó, me explicó las cosas ", ha valorado la criticada aspirante con los ojos húmedos.

Eli ha reconocido que la charla con la directora de la Academia le sirvió para cambiar su comportamiento aunque también ha dejado caer que sufre un trastorno que le provoca una constante sensación de estar sobrepasada: "En mi vida he aguantado muchas cosas, tengo ansiedad y todo el rollo. Y hay temas que me revolucionan, ¿sabes? Pero perdón".

Unos minutos después, Eli ha abandonado el plató durante más de media hora como ya sucedió en la edición de Operació Triunfo 2017 cuando Alfred García se marchó en varias ocasiones del directo debido a ataques de ansiedad. El propio Roberto Leal ha contado que la concursante se había ausentado pero que se encontraba bien aunque posteriormente ha regresado para recibir la valoración del jurado. Y es que la canarias ha sido nominada junto a su compañero Rafa, con el que ha interpretado Bonita, de Juanes y Sebastián Yatra.

Por su parte Jesús, durante su alegato de disculpas,  ha prometido que "yo siempre he sido de actuar y luego pensarlo. Me ha dado la realidad de frente y a partir de ahora voy a recapacitar mucho".

“Habéis reaccionado rápido y quiero pensar que estas cosas no van a volver a ocurrir”, ha sentenciado Roberto Leal dando pasado a otro vídeo en el que los concursantes abordan trucos para mejorar su convivencia en la Academia más famosa de la televisión. Así, paradójicamente, se podía distinguir a Jesús pidiendo a sus compañeros que “dejéis de dar golpecitos en la mesa cuando estemos comiendo”, y a Eli confesar el problema de que “hay gente como yo que nos encendemos rápido”.

Después de la actuación de Natalia Lacunza, el presentador ha conectado con la Academia y Noemí Galera ha querido volver al tema de la polémica que tanto ha desencantado a los telespectadores. Así, la directora ha comentado que “esta semana ha sido un punto de inflexión, a partir de ahora todo va a funcionar estupendamente. Nosotros confiamos plenamente en ellos y está clarísimo que se quieren”.

Lo más llamativo es que la directora ha querido romper una lanza a favor de los concursantes añadiendo que “todos los grupos tienen unos códigos y si nos pusieran 24 horas a cada uno de nosotros igual ardía Troya. Hay que tener paciencia y darles mucho cariño porque ellos, otra cosa no, pero trabajar trabajan”.

Más historias que te pueden interesar:

Imágenes: ©RTVE