"Tu nuevo argumentario para tener excusas contra los PGE", por Marta Flich

De verdad, basta ya de hablar de ricos y pobres. Qué ordinariez. Aquí no hay ni ricos ni pobres, somos todos iguales. Porque el dinero es un estado de ánimo. Tú cierras los puños apretándolos fuerte, te vas al banco y te dan el dinero que tú quieras que además no tienes que devolver porque es tuyo, está en tu cuenta. No hay ricos y pobres. Todos tenemos un gran patrimonio y no me negarás que madrugas un poco por postureo y para hacerte el interesante. Vas en el Metro petado de gente porque ahí es donde se liga de verdad. Todavía no te has dicho ni ‘hola’ y ya hay roce humano. Este tema eliminado, aunque los números alerten sobre el crecimiento de la desigualdad. Sobre todo en CCAA con menos redistribución de rentas por una falta de progresividad impositiva. Ya sabes: ‘relato mata dato’.


Los PGE. Si hay tanto gasto, esto dispara la inflación más. ¿En qué me baso? En que ‘mi relato mata el dato’. Porque, desde que el mundo es mundo, mi propuesta de bajada de impuestos a ricos y pobres ( a todo el mundo quiero decir porque no hay ricos y pobres) hace que aumente el consumo y aumente la inflación. Bueno, no sé qué estoy diciendo porque, no te equivoques, porque no hemos sugerido bajar impuestos, que mira lo que le ha pasado a Inglaterra: que se le ha ido a la mierda la economía. Quiero decir que hay que asegurarse de no subirlos... Mira, yo ya no sé cuál es mi argumentario...

Este artículo apareció originalmente en El HuffPost y ha sido actualizado.

👇 MÁS MARTA FLICH 👇