Tribunal francés ratifica "complicidad en crímenes de lesa humanidad" contra cementera Lafarge

·3 min de lectura

El tribunal de apelación de París confirmó un fallo previamente anulado que acusa a la cementera Lafarge de “complicidad en crímenes de lesa humanidad”. La compañía habría pagado presuntos sobornos al autodenominado Estado Islámico y otros grupos yihadistas para continuar con sus operaciones durante la guerra en Siria, hasta 2014. Sin embargo, la empresa ha asegurado que no tuvo responsabilidad por el dinero que terminó en manos de grupos terroristas.

Nuevo revés judicial para la compañía cementera Lafarge. Un tribunal de apelación francés dictaminó este 18 de mayo que la empresa debe enfrentar cargos por “complicidad en crímenes de lesa humanidad” en Siria.

Según las investigaciones judiciales, la compañía habría pagado cuantiosos sobornos a grupos terroristas como el autodenominado Estado Islámico y otras organizaciones extremistas para mantener sus operaciones durante la guerra en el país.

Lafarge, que fue una firma francesa y ahora forma parte del conglomerado suizo Holcim HOLN.S, reconoció que su subsidiaria siria pagó 13,7 dólares a intermediarios para mantener su fábrica de cemento en funcionamiento, entre 2013 y 2014, mucho después de que otras empresas europeas se retiraran de ese país.

También, y tras una pesquisa interna, la empresa admitió que el dinero estuvo destinado a grupos armados para ayudar a proteger al personal en la planta.

Sin embargo, ha rechazado varios cargos en su contra señalados por las autoridades francesas, incluido que fue cómplice de crímenes de lesa humanidad debido a sus tratos con grupos yihadistas.

Sus abogados y representantes han sostenido que la cementera no tuvo responsabilidad por el dinero que terminó en manos de grupos terroristas. Bajo ese argumento, ganó un fallo judicial en 2019, el cual desestimó el cargo de “complicidad en crímenes de lesa humanidad”.

Pero esa sentencia fue anulada por la Corte Suprema de Francia, que en septiembre de 2021 ordenó un nuevo juicio.

Ahora, con la nueva decisión del tribunal de apelación de París un juez podría ordenar que Lafarge y ocho de sus ejecutivos, incluido el exdirector Bruno Lafront, sean juzgados.

Los fiscales del caso indicaron que Lafarge había "financiado, a través de sus subsidiarias, las operaciones del Estado Islámico con varios millones de euros y con pleno conocimiento de sus actividades".

Holcim rechaza el nuevo fallo judicial

Holcim, el conglomerado suizo al que Lafarge pertenece desde 2015, manifestó su desacuerdo con la decisión de la corte de apelaciones de mantener los cargos en su contra.

"Los eventos relacionados con Lafarge SA se ocultaron a nuestra Junta en el momento de la fusión en 2015 y van completamente en contra de nuestros valores", indicó la firma mediante un comunicado.

El fallo de este miércoles 18 de mayo solo representa una etapa más en el largo proceso, pues determinó el alcance de los cargos pero aún no hay un veredicto final sobre el caso.

No obstante, el más reciente dictamen ya golpea a Holcim, cuyas acciones cayeron más de un 2,5%.

“Cuando se cometen delitos graves, no solo se debe esclarecer la responsabilidad de los líderes políticos y militares, sino también la de los actores económicos”, afirmó en un comunicado el Centro Europeo de Derechos Constitucionales y Humanos (ECCHR).

En caso de que Lafarge sea finalmente encontrada culpable, se sentaría un precedente, ya que ninguna empresa francesa ha sido juzgada en relación con crímenes de lesa humanidad.

Con Reuters y AFP

Nuestro objetivo es crear un lugar seguro y atractivo para que los usuarios puedan establecer conexiones en función de sus intereses y pasiones. A fin de mejorar la experiencia de nuestra comunidad, hemos suspendido los comentarios en artículos temporalmente