El trastorno que hace que Almodóvar escuche ruidos inaudibles para otras personas

·6 min de lectura
El director de cine Pedro Almodovar ha reconocido que, además de fotofobia, padece un fenómeno perceptivo conocido como 'tinnitus' que causa preocupación, miedo o ansiedad y es el resultado de una actividad anómala en los <a href="https://es.noticias.yahoo.com/riesgo-salud-quitar-la-cera-del-oido-141404503.html" data-ylk="slk:oídos;outcm:mb_qualified_link;_E:mb_qualified_link;ct:story;" class="link rapid-noclick-resp yahoo-link">oídos</a>. (Foto: Daniele Venturelli/WireImage)
El director de cine Pedro Almodovar ha reconocido que, además de fotofobia, padece un fenómeno perceptivo conocido como 'tinnitus' que causa preocupación, miedo o ansiedad y es el resultado de una actividad anómala en los oídos. (Foto: Daniele Venturelli/WireImage)

Con los años Pedro Almodóvar ha ido mostrado un imagen retraída y distante, favoreciendo ese halo de misterio típico de los genios. Siempre se ha dicho que es uno de los directores más inaccesibles para la prensa y muy duro con sus actores. Sin embargo, más allá de su fuerte carácter y personalidad, existe un motivo para ese ostracismo. Y ha sido él mismo quien lo ha confesado, tal y como publica El Español.

El director de Volver acaba de hacer público que sufre tinnitus -un trastorno auditivo que también recibe el nombre de acúfenos-, un fenómeno perceptivo por el que se perciben golpes, sonidos y zumbidos en los oídos, sin que haya ninguna fuente exterior que los produzca.

Una afección que, pese a ser bastante desconocida y en la mayoría de los casos venir acompañada de pérdida de audición, la sufren alrededor de cuatro millones de españoles según la Sociedad Española de Otorrinolaringología y Cirugía de Cabeza y Cuello (Seorl-ccc).

Según los otorrinos la tinnitus es la "percepción de ruido en el oído no generado por una vibración del mundo exterior e inaudible para otras personas". De ahí que también se considere un sonido 'fantasmal' causado por "una actividad neuronal anómala" .

Esos 'ruidos en la cabeza', zumbidos o tinnitus pueden percibirse de múltiples formas como pitidos, ruido de grillos, murmullos del mar, sonidos parecidos a un timbre... y en ocasiones, llegan a ser tan fuertes que quien los sufre es incapaz de oír una conversación normal. Esto causa preocupación, miedo y ansiedad. Además de problemas concentración, irritabilidad y otros síntomas como cefalea o inestabilidad.

No es la primera que Almodóvar se refiere a esa dolencia: "Es una pesadilla. Se dispara de volumen y no puedes hacer nada al respecto. A mí, además, me provoca distorsiones. Escucho a Peggy Lee desafinada", contaba en 2017 Almodóvar a La Razón.

No es una exageración, mientras que para algunas personas es ocasional, para otras la tinnitus es constante y, dependiendo de su intensidad y duración, puede tener un gran impacto en su día a día, llegando a producir estrés, ansiedad y trastornos del sueño, ya que los sonidos no cesan durante la noche. Es decir, una persona que sufre acúfenos no puede disfrutar de un completo silencio.

Esta situación puede producir malestar psicológico y un pensamiento de tipo obsesivo por querer suprimir el acúfeno. En algunos casos, puede derivar en depresión. Es más, según la SEORL-CCC, el tinnitus es el tercer síntoma más incapacitante que puede sufrir un individuo, después del dolor intenso y de los trastornos de equilibrio.

La soledad y el aislamiento parece ser la única cura efectiva cuando los brotes de disparan. Y es que la exposición a ruido ambiental (como el que genera tráfico), el estrés, la edad, el tabaco y el alcohol pueden estar relacionados con la aparición y desarrollo de los síntomas.

De hecho, según Almodóvar, el único antídoto contra el acúfeno es el aislamiento. "En los momentos de mayor estrés, se manifiesta a lo largo de tres días con sus noches y no para". Almodóvar reacciona contra esa adversidad, según sus propias palabras, "apartándome del mundo. Mi casa es, por supuesto, muy silenciosa. Vivo bastante aislado, concentrado en mi trabajo... No fumo, no bebo, no tomo drogas, no escucho bien y no quiero ser un lastre para otras personas. Por eso me quedo en casa".

Pero hay que tener presente que el tinnitus es un síntoma, no una enfermedad en sí misma, sino que es un síntoma de que la actividad en la vía auditiva no funciona de forma correcta. Se produce por una actividad neural anómala debido a un mal funcionamiento del procesado de la información a nivel del Sistema Nervioso Central (SNC). Esta alteración del sistema nervioso provoca que una persona perciba sonidos sin que exista un estímulo externo que los provoque. Cuando esta sensación se vuelve regular, puede conllevar graves repercusiones psicológicas y mentales.

Si notas que sufres algunos de estos s&#xed;ntomas deber&#xed;as acudir al sin dilaci&#xf3;n. (Foto: OTOTECH)
Si notas que sufres algunos de estos síntomas deberías acudir al sin dilación. (Foto: OTOTECH)

Por norma general, es más frecuente a partir de los 50 años, de similar incidencia entre hombres y mujeres. No siempre se averigua la causa que lo provoca. De hecho, en el 50 por ciento de los casos no es posible conocer la razón por la cual se producen estos tinnitus. 

El principal indicador de la aparición de acúfenos es la pérdida auditiva de alta frecuencia, seguida de la presencia de otitis crónica. Entre las causas pueden encontrarse alteraciones genéticas, vasculares, neurológicas o farmacológicas. Asimismo, los acúfenos pueden derivar de cualquier afección del aparato auditivo, como una infección o inflamación, un tapón de cera, la presencia de un tumor, la sobreexposición a ruidos muy fuertes o, incluso, otras patologías, como problemas de tiroides o la enfermedad de Ménière.

El tinnitus puede, en situaciones muy raras, ser un síntoma de problemas como un aneurisma cerebral o un tumor cerebral (tumor acústico). Por eso, es importante acudir al especialista si notas cosas raras en los oídos.

Un historial clínico, el examen físico y una serie de pruebas especiales pueden ayudar a determinar el origen del tinnitus. Es útil para el médico saber si el tinnitus es constante, intermitente o pulsante (sincronizado con el latido del corazón, conocido como tinnitus pulsátil), o se asocia con la pérdida de audición o pérdida del equilibrio (vértigo). Además es habitual que se realice una prueba de audición o audiograma..

En cuanto a su tratamiento, el primer paso es prevenir su aparición o progresión. Actualmente no hay cura para los acúfenos y, aunque muchos pacientes eligen simplemente convivir con su condición asumiendo que no existe una solución a su problema, existen distintas formas de controlarlo y reducir su impacto en la vida cotidiana.

La principal solución hasta el momento para este problema se centra en tratar de reducir la percepción de los ruidos enmascarándolos, lo que se conoce como terapia sonora. Para ello, se utiliza una terapia de reentrenamiento para el tinnitus, con la que se pretende conseguir que el paciente no sea consciente de la presencia de estos ruidos. Así, el afectado se habituará a otros ruidos –como los de la naturaleza–, con el fin de que los acúfenos pasen a un segundo plano y se dispersen con otros sonidos.

En ocasiones, también se recurre a los fármacos, como vasodilatadores, antihistamínicos o corticoides, aunque ninguno de estos fármacos tiene eficacia demostrada en el tratamiento del acúfeno. También puede que el otorrinolaringólogo aconseje el uso de audífonos que sirvan como instrumento rehabilitador y de enmascaramiento al amplificar el ruido ambiental. En cualquier caso, lo más importante es cuidar los oídos para prevenir, en un futuro, cualquier problema de salud en ellos.

Las consultas por acúfeno se multiplican por cuatro en la época postcovid

Durante el Covid-19 se estima que las consultas relacionadas con los problemas auditivos, entre ellos los acúfenos, han aumentado debido principalmente al estrés y la ansiedad que estamos viviendo durante la pandemia.

"El aislamiento que han sufrido muchas personas durante el confinamiento y el estrés los han empeorado. Además, el insomnio, que en muchas ocasiones ha acompañado al Covid-19, ha hecho que estos pitidos o zumbidos hayan sido más percibidos”, explica la doctora Isabel Cardoso López, otorrinolaringóloga y responsable de la unidad de Acúfenos de Vithas Internacional.

Frente a los tratamientos que tienen por objeto que el paciente se habitúe al acúfeno, una nueva terapia innovadora se abre paso, Ototech, un servicio multidisciplinar con atención individualizada que se centra en localizar el origen de la patología empleando radiofrecuencias a nivel del oído interno con la finalidad de curar. A través de corriente eléctrica de baja intensidad en la zona mastoidea, se busca producir cambios en el oído interno del paciente. El propósito es corregir esos defectos de función que producen el acúfeno.

Más historias que pue. den interesarte:

Ménière: 5 formas de vencer la depresión que sigue al diagnóstico

Hipoacusia: cómo saber si estás perdiendo oído

Terapia sonora contra los zumbidos: no todo vale

Cuando todo te da vueltas o cómo vivir con vértigo

Nuestro objetivo es crear un lugar seguro y atractivo para que los usuarios puedan establecer conexiones en función de sus intereses y pasiones. A fin de mejorar la experiencia de nuestra comunidad, hemos suspendido los comentarios en artículos temporalmente