Si tienes hijos, estos restaurantes con servicio de canguro gratuito van a ser tu salvación

Por Ana González Rueda
Photo credit: Edward Berthelot - Getty Images

From Harper's BAZAAR

Salir a comer con niños pequeños a sitios poco adaptados para ellos puede convertirse en una odisea, al final ni disfrutan ellos ni tú a pesar de que los platos pinten increíbles. Cualquiera que sea padre y foodie sabe muy bien de lo que hablamos. Pero algunos de los restaurantes top de las grandes ciudades también se han dado cuenta de esta realidad que, además, les hace perder clientes. Con un buen servicio de canguro, está claro que todos ganan. Y eso es precisamente lo que han puesto en marcha estos establecimientos que, a priori, nunca te imaginarías y de manera gratuita. Sí, ya puedes sacar lápiz y papel.

Nubel

El restaurante del Museo Reina Sofía de Madrid, aparte de destacar por su luminosidad, su situación (echar la mañana previamente viendo alguna exposición) y por su vanguardista interiorismo (a cargo de Paula Rosales), recomendamos su brunch los sábados y domingos. De 13.00h. a 17.00h. tú podrás disfrutar de unos benedictinos, de unas migas, de mini bollería recién horneada... y un buen smoothie, por ejemplo, mientras tus hijos a partir de los cuatro años estarán mejor que bien con sus talleres de manualidades.



Intercontinental

Si seguimos hablando de brunch, uno de los más famosos y destacados de la capital es el del Hotel Intercontinental. Prepárate para ir con hambre si todavía no lo conoces porque el buffet es inmenso a la par que delicioso y variado. Aquí nadie se queda sin su capricho preferido. Por si fuera poco, no sólo han incluido las salas Kids y Teens en el hotel para cualquier huésped que quiera entretener a sus hijos, sino que ahora brindan servicio de canguros cada domingo para poder pegarte el señor homenaje del que hablamos en el Restaurante El Jardín bien tranquilo y sin prisas.




L'Albufera

¿Cómo es de apetecible un buen arroz en familia los fines de semana? Pues en los diversos establecimientos que posee L'Albufera en la capital, la calidad es buenísima y gracias a su llamado Mini Club, disponible en los del Hotel Meliá Castilla o en de La Moraleja, entre otros, los niños entre 3 y 12 años estarán más que entretenidos con los monitores/payasos después de comer para que el resto pueda aprovechar con amigos o familiares esa sobremesa con el postre, café o una copa sin tener que salir corriendo. Juegos en equipo, pinta caras, música... y espacios enormes. Tu hijo te va a suplicar volver.

Doble Zeroo

La comida nipona y la mediterránea se dan la mano en el restaurante Doble Zeroo, muy cerca de Mercado de Santa Catarina de Barcelona. ¿Te habías imaginado alguna vez un japonés con monitores para entretener a los pequeños? Pues ya lo has encontrado. Concretamente, disponen de su propio espacio lúdico, KodomOO (niño en castellano) durante los fines de semana y festivos en el cual, además, podrán disfrutar de su propio menú infantil por solo 6,50 euros.