Hugo Sierra e Ivana Icardi, la ex de Gianmarco, se lían en Supervivientes

Se veía venir pero no tan pronto. Hugo Sierra e Ivana Icardi no han perdido el tiempo y son, oficialmente, la primera carpeta de Supervivientes 2020. ¿Para qué esperar? El urugayo ha entrado directo a ‘matar’ y ella no le ha hecho ascos. Al contrario, ¡hasta beso romántico ha habido bajo la luna de Honduras! En un abrir y cerrar de ojos hemos pasado de Giandara a Huvana. La diferencia es que este incipiente romance tiene unos precedentes que dan que pensar si lo suyo es realmente amor, venganza o estrategia pura y dura para generar debate. Las opiniones dentro y fuera de la isla no se han hecho esperar y las hay para todos los gustos.

Ivana Icardi y Hugo Sierra en 'Supervivientes' (Twitter/@Supervivientes)

La que nos causaba especial curiosidad era la de la ex suegra de Hugo, Elena Rodríguez, que no ha tenido pelos en la lengua a la hora de dar su parecer. “Es muy predecible”, ha dicho a sus compañeros con una medio sonrisa. Incluso le ha echado un poco de humor a la cosa y le ha hecho una advertencia a Ivana. Algo que a lo mejor no hace tanta gracia a su hija Adara porque no deja a su novio Gianmarco en el mejor lugar. “¡A ver si el anzuelo te lo vas a comer tú otra vez y te vuelve a pasar lo mismo!”, le ha gritado desde su playa haciendo referencia a su concurso en Grande Fratello, en Italia, donde GM le dejó con la miel en los labios.  

Son varios los concursantes que consideran que todo esto es un papelón. Por ejemplo, Yiya, que como hemos podido comprobar no se calla ni debajo del agua. “No hay quien se crea el temario”, ha expresado tan ancha. Quien tampoco se cree el cuento es Fany. La protagonista indiscutible de La Isla de las Tentaciones considera que Ivana no es muy de fiar ya que primero le hizo ojitos a Nyno Vargas en el hotel y al no ser correspondida, decidió tirar ficha a Hugo, cuyo corazón roto por el romance de Adara con Gianmarco frente a toda España necesitaba mimitos. Pero hay algo más fuerte que no deja en buen lugar a Ivana. Según José Antonio Avilés y Albert Barranco su compañera les comentó que jamás tendría nada con Hugo por la diferencia de edad. “Dijo: ‘joer, si podría ser mi padre’”, ha recordado el que fuera pretendiente de MYHYV.

Las sospechas sobre Ivana no están infundadas. Si lo analizamos bien, la joven repite patrón. En la edición italiana de Gran Hermano intentó ser algo más que amigos con GM, entraba con novio pero se encaprichó con Onestini. Tal fue su enganche que cuando la expulsaron rompió con su pareja y volvió a entrar a la casa para declararse al entonces joven de 22 primaveras. Sin embargo, el ganador de El tiempo del descuento le dio calabazas, algo que ella parece no haberle perdonado. En su segundo reality, la cosa le ha ido mucho mejor pues en menos de una semana Hugo le ha plantado un buen racimo de besos. Y si GM llamaba Adari a su chica, el ganador de GH Revolution la llama mi rubia preciosa.

Pero no todos los compis consideran que esto sea una película creada para crear contenido o un venganza fraguada contra Giandara. Las hay como Vicky Larraz que apuestan por el amor, o si no es amor, que al menos le den a su cuerpo alegría Macarena. “Pues tía anchas Castilla. Vive el momento y que te lleve donde te lleve”, le ha aconsejado la cantante cuando Ivana le ha abierto su corazón. “No sé, está fluyendo, es fácil y estoy súper bien”, le ha confesado algo tímida la argentina sobre su acercamiento a Hugo. Lo que podría haber empezado como despecho podría acabar en algo más bonito, según Isabel Rábago. “Se gustan y se quieren conocer”, ha dicho la colaboradora a Carlos Sobera en Tierra de nadie ante los abucheos de gran parte de la grada.

Los bandos opuestos no solo se han formado en plató, las redes sociales también están que arden. En un lado del ring están los carpeteros a muerte que defienden su amor y les animan a dejarse fluir; y por otro, los detractores que les acusan de ser unos “ridículos”, “reventados” y “forzados” que  lo único que pretenden es hacerse un GM y Adara, eso sí, una versión más chapuza y de clase B. Teoría a la que se ha sumado Luca Onestini, el hermano de Gianmarco, quien se ha quedado tan agustito llamando bufones a los protagonistas de este ¿romance?

La familia de Hugo no se ha quedado callada ante los ataques y también se han pronunciado al respecto en Twitter. Bruno Sierra, su hermano y defensor, publicaba un primer mensaje nada más arrancar el programa con una reflexión. No le entra en la cabeza que se critique tan duramente a dos personas solteras, libres y con ganas de pasarlo bien. Hombre, más que el acercamiento, lo que se cuestiona y hace que la cosa no huela bien es la candidata a la que ha elegido para su historia de amor, desarrollada en un tiempo récord. ¿Pura casualidad?

A Hugo parece importarle muy poco lo que se pueda decir o no fuera. Ha entrado decidido a vivir la experiencia y lo está cumpliendo al pie de la letra. Llegó a la isla con una situación personal complicada tras la separación de Adara y un panorama legal todavía por definir sobre el hijo de ambos. Todos los ojos estaban puestos en él y para llevar una semana, podemos confirmar que, sea verdad o puro teatro, se está ganando cada euro con creces. En lo que va de programa se ha convertido en el Dios de la isla, es un superviviente nato y se ha quedado con la chica. Nada mal para empezar.

Pero esto solo es el primer capítulo. Le quedan muchas tramas por desarrollar, entre ellas, una conversación como Dios manda con la que fuera su suegra donde por fin se dejen de formalidades y se saquen los trapos sucios. También hay expectativas de que se vaya de la lengua y cuente con más detalle su sufrimiento al ver como su entonces chica se enamoraba de otro en GH. En fin que Hugo, nos guste más o menos, es un elemento clave de esta edición que promete dar mucho juego y, por lo que se ve, también mucho fuego.

Más historias que te pueden interesar:

Imagen: Twitter.com/Supervivientes