Adara considera "repugnante" la escena de sexo de Hugo e Ivana: ¿ahora es ella la despechada?

Las vueltas que da la vida. Hace unos meses Hugo Sierra opinaba de los apasionados besos de Adara Molinero y Gianmarco Onestini calificando el panorama de “promiscuidad barata” y ahora es la ganadora de Gran Hermano Vip 7 quien dice lo más grande del que fuera su pareja. “Repugnante” o “Vergüenza ajena” es lo que ha salido de su boca en el programa Conexión Honduras del pasado domingo para definir lo que siente al ver al uruguayo teniendo sexo sin filtro alguno con Ivana Icardi. ¿Está en su derecho de hacerlo como colaboradora de Supervivientes o debería mantenerse al margen? Su comportamiento combativo ha levantado muchas ampollas y opiniones para todos los gustos.

Así que vamos con la pregunta del millón: ¿es despecho o un justo cabreo? He ahí la cuestión.

Adara y Jordi González en Conexión Honduras (Twitter/@Supervivientes)

Ella ya ha contestado, de despecho nada de nada. Que le quede claro al mundo que ella está loquita por “su chico”, lo que pasa es que lo de ser sumisa y quedarse callada se acabó. “Yo opino como una espectadora más y digo lo que pienso con total sinceridad”, ha expresado en una de sus historias de Instagram al terminar el programa y recibir un aluvión de críticas. Lo fuerte vino después. Adara, que es como un libro abierto, nos dejó con la miel en los labios al pronunciar unas palabras que no dejan muy bien a Hugo. “¿Sabéis el problema de todo esto? Que nunca he podido hablar con total libertad, si yo pudiera creo que se me entendería mucho mejor, pero no se puede”, concluyó.

Oh, oh. Esto huele a guerra. ¿Qué oculta exactamente? Desde que Adara entrara en GH hay muchos interrogantes en el aire de cómo era realmente su relación con Hugo. Todo es turbio debido a la falta de claridad en las declaraciones, y esta revelación no deja en muy bien lugar al que fuera ganador de GH Revolution. Los más incrédulos aseguran que tan solo son excusas baratas de la joven para, número uno, vengarse de su ex por todo el daño que le causó con la demanda y demás; y número dos, porque en el fondo los celillos le matan. Una teoría que, para ser sinceros, no tiene mucho sentido. Adara dejó su vida pasada, su relación y una familia supuestamente estable para estar con Gianmarco. Lo que a ella, y a muchos, no le encaja de este puzle es la rapidez con la que se han dado los hechos.

Es cierto que el ya proclamado novio de Ivana ha cumplido al pie de la letra y en tiempo récord aquello de a rey muerto, rey puesto. Ha sido un visto y no visto y encima con la enemiga de su enemigo. De Adara, quien despierta amor y odio a partes iguales, tampoco se entiende que si tanta inquina le tiene pida la expulsión de la argentina primero. “Cuando la escucho hablar me quedo dormida”, ha dicho, entre otras perlitas de ella como concursante. Ha pedido a sus seguidores que la pongan de patitas en la calle y eso ha dejado a muchos con la mosca detrás de la oreja. ¿Por qué ella sí, y él no?

Los malpensados de las redes sociales insisten en la teoría del despecho de Adara y de no poder soportar verles juntos. Quienes la defienden aseguran que lo que a ella le molesta es la falta de coherencia de su ex. Recordemos que Hugo dijo en Sábado Deluxe que jamás haría algo físico con nadie en un reality por la personita que tienen en común. A ver, el que tiene boca se equivoca, cierto es, pero todos, Adara incluida, están en su derecho de opinar sobre ese tropiezo.

Mucho maracaná en todo esto, como diría el italiano. Y hablando del rey de Roma, ¿qué piensa Gianmarco de cómo está el patio? Pues tampoco se ha quedado callado y su opinión no dista mucho de la de su Adari. Su tweet durante la gala del pasado domingo no pudo ser más claro. “Se habla tanto de respeto y se ponen a intimar con cámaras sin importarle quién está fuera. Me recuerdan a los conejos”, ha escrito con todas las letras. A ver, no nos olvidemos que a él le pusieron a caer de un burro por fijarse en una mujer con pareja e hijo. La diferencia es que lo suyo no acabó en el colchón. Hubo besos, sí, más de cien según contaron, pero ambos evitaron caer en la tentación delante de las cámaras.

En cambio, Hugo e Ivana han quemado la arena de Honduras. La escena tiene tela y ya ha sido objeto de burlas en las redes sociales.

Pero que no cunda el pánico. El frente Hugana y su hermano Bruno se están encargando de defender el honor de su Dios. Bruno ha dicho en redes de su brother del alma que es libre como el viento y puede hacer lo que le de la santa gana pues no engaña nadie, cosa que otras personas sí hicieron (toma zasca para Adara). Si la escena es burda, grosera, ofende o no, es algo que no entra a valorar. Quien se pica, ajos come. Su hermano se ha enamorado y defiende su derecho a dejarse llevar como hicieron otros, y a quien no le guste, la solución es fácil, que no mire. Debido a la crisis del coronavirus, Bruno no puede viajar a Madrid para poner los puntos sobre las íes en plató, así que utiliza este medio para darlo todo a favor de Hugo y poner a quien sea necesario en su lugar.

Eso mismo es lo que ha hecho Adara, decir lo que piensa sin censura de ningún tipo y, que se preparen sus detractores, porque va a seguir haciéndolo y a toda mecha. Huracán Adari viene con fuerza. La llamen despechada, egoísta o, hasta celosa, esto no hay quien lo pare. Era previsible que le dedicaran estos adjetivos pero, a juzgar por sus directos con Gianmarco bailando bachata, cocinando en pareja y besándose como si no hubiera un mañana, poco echa de menos de su vida pasada. Vamos que por decir hasta ha dicho, eso sí con todo el respeto, que esto del coronavirus le ha venido bien porque está viviendo una auténtica “luna de miel” con su churri. Ahora mismo está encerrada con él en una casa hasta que acabe el toque de queda. Si no fuera por la actual situación de alarma que se vive en España estaría en Palma de Mallorca, su residencia oficial y lejos de su amore. Así nos lo contaba en su último capítulo de Mtmad.

Lo de su ex con Ivana le huele a pescado podrido, no se lo cree por mucha musiquita romántica que le pongan en los videos y, oye, está en su derecho. A lo mejor si hubiera sido con otra chica, pasa, pero con la que le tiró la caña a Gianmarco y se quedó con las ganas, pues como que no cuela. Son muchos los que no lo compran, pero también hay muchos que sí creen en este romance isleño. La historia promete seguir dando más capítulos. Así que productores de telenovelas, turcas, mexicanas o de donde sea, ojo que aquí hay un guión de los buenos. De momento cada cual con su tema. Hugo e Ivana comiéndose a besos en la isla y Adara y Gianmarco conviviendo como un matrimonio muy bien avenido. Así que, felices los cuatro, al menos por ahora.

Más historias que te puedan interesar:

Imagen: Twitter.com/Supervivientes