Telecinco no puede cometer con Letizia el mismo error que con la infanta Cristina

·5 min de lectura

Una de las producciones que Telecinco tiene en el horno para este próximo mes de septiembre es un especial de la reina Letizia, que cumple ahora 50 años. Un programa que repasará la vida profesional y personal de la monarca, y que de momento no se sabe quién será el presentador, pues estaba previsto que lo condujese Sonsoles Ónega, pero fichó por Atresmedia hace unos meses. En cualquier caso, para que este Felicidades, Letizia, que así se llamará el espacio, tiene que tomar nota de lo que sucedió anoche con Cristina de Borbón, rota de amor, para no cometer los mismos fallos.

MÉRIDA, ESPAÑA - 04 DE MAYO: La Reina Letizia de España asiste a los premios 'Reina Letizia 202' en la Asamblea de Extremadura el 04 de mayo de 2022 en Mérida, España. (Foto de Carlos Álvarez H./Getty Images)
MÉRIDA, ESPAÑA - 04 DE MAYO: La Reina Letizia de España asiste a los premios 'Reina Letizia 202' en la Asamblea de Extremadura el 04 de mayo de 2022 en Mérida, España. (Foto de Carlos Álvarez H./Getty Images)

Y es que este domingo 28 de agosto Telecinco emitió una entrega especial dedicada a la figura de la duquesa de Palma y de su relación con Iñaki Urdangarín, el que fuese su pareja y padre de sus cuatro hijos. Diego Losada estuvo al frente de la cita, en la que Paloma García Pelayo, Juan Luis Galiacho, Antonio Rossi o Antonio Montero estuvieron como colaboradores en plató, y que ofreció dos capítulos en los que Jaime Peñafiel, Eduardo Inda, Nieves Herrero, Beatriz Cortázar, Marisa Martín Blázquez y otros periodistas y expertos en la Casa Real comentaron todos los movimientos de la pareja desde que se conocieron hasta la actualidad.

El programa tenía algunos ingredientes que, en principio, parecían interesantes. Se iban a ver imágenes inéditas de Urdangarin con su actual pareja, Ainhoa Armentia, se siguió los pasos de Cristina de Borbón en su viaje a Emiratos Árabes para reunirse con su padre -un vídeo que tenía mucho mérito por cómo se había grabado, todo hay que decirlo-, pero luego, el fondo, era lo de siempre.

Daba la sensación de que este especial no era más que un refrito, algo que podría haberse emitido en un bloque de una noche cualquiera del Deluxe en el que hay que rellenar contenido y poco más. Se dijeron cosas mil veces escuchadas, el ritmo no era especialmente potente, y se jugó mucho con eso de invitar al espectador a quedarse atento a sus pantallas porque dentro de poco sí que vendría lo gordo, lo impactante.

En las redes sociales, los comentarios que se leían sobre Cristina de Borbón, rota de amor no eran especialmente positivos. Por un lado, se percibía la intención de querer blanquear a la hermana del actual rey. Por otro, criticaban que realmente hubiese poca novedad en el especial, que no hubiese algo que de verdad supusiese un nuevo giro de acontecimientos, algo que dejase al respetable en su casa con la abierta.

GUÍA | Los pasos que tienes que seguir para poder ver un tuit no disponible por tus preferencias de privacidad

En términos de audiencias, el programa podría calificarse como un auténtico fiasco. Consiguió un 9,89% de cuota de pantalla, con una media de 756.000 espectadores; un dato que está por debajo de la media de la cadena, que en julio era de 13,1 puntos. Ni siquiera la estrategia de terminar a las dos de la madrugada permitió a Telecinco inflar su share para maquillar datos (recordemos que cuanta menos gente ve la tele, más fácil es conseguir una mejor cuota).

Imagen promocional de 'Cristina de Borbón, rota de amor' (Mediaset)
Imagen promocional de 'Cristina de Borbón, rota de amor' (Mediaset)

La cosa se vuelve más grave si tenemos en cuenta que con Cristina de Borbón, rota de amor Telecinco pretendía insuflar un poco de oxígeno a las actuales audiencias de agosto. El mes está acabando, y su media es muy pobre. En este momento es de un 11%, y se encuentra a 2,3 puntos de distancia de Antena 3. Si se mantiene así, la cadena firmará su peor mes histórico, un titular que está intentando evitar a toda costa. Por eso mismo, este lunes por la noche emitirá Pretty Woman, largometraje protagonizado por Richard Gere y Julia Roberts que siempre ha dado buenos datos de audiencias, y para este martes ha despachado con una doble entrega la final y la semifinal de Esta noche gano yo, que ha sido uno de sus mayores tropiezos de los últimos años.

Para levantar sus audiencias en septiembre, más vale que Telecinco esté poniendo toda la carne en el asador de cara a Felicidades, Letizia. Deberían tomar nota de todo lo que no ha funcionado con el especial de la familia real de anoche y pulirlo, dar enfoques novedosos, jugar con el espectador en el mejor de los sentidos y recuperar un sentido del espectáculo que cada vez está más difuminado. Podríamos decir que lo de ayer fue un examen parcial, para controlar cómo va la cosa. Con Letizia la cosa ya será para nota, y se evaluará entonces tanto el contenido como las lecciones aprendidas con casos como el de Cristina de Borbón, rota de amor.

Más historias que podrían interesarte: