Tamara Falcó se apunta a la firma favorita de la reina Letizia y Ana Boyer

tamara falcó
Tamara Falcó también viste de MaksuPablo Cuadra - Getty Images

Tamara Falcó se ha convertido en uno de los personajes más buscados de los últimos días tras su reconciliación con Íñigo Onieva, algo que ella confirmó en exclusiva para Harper's Bazaar. Tras poner tierra de por medio en busca de tranquilidad con un viaje al Polo Norte, la colaboradora televisiva estaba ayer de vuelta en El Hormiguero, una esperada aparición pública en la que explicó por qué ha vuelto con él y en la que aprovechó para lucir el vestido de invitada ideal.

La empresaria eligió un diseño de la firma made in Spain Maksu, una marca nacida en febrero de 2020, apenas un mes antes de que comenzara la pandemia, pero que ha sabido remar con todo en contra para hacerse un hueco en el armario de rostros conocidos como la reina Letizia, la princesa Leonor o Ana Boyer, que esta misma semana lucía un vestido rojo de lo más favorecedor. Tamara escogió, para un día en el que sabía que todos los focos estaban en ella, un vestido satinado en color rosa, de largo midi, mangas ligeramente acampanadas y escote drapeado.

Este contenido no está disponible debido a tus preferencias de privacidad.
Actualiza tu configuración aquí para verlo.

Tamara completó el look con unos salones destalonados de Manolo Blahnik y fue fiel a sus joyas de Tous, en esta ocasión con unos pendientes plateados y varios anillos y pulseras. Con este look Tamara se apunta a uno de los colores estrella de este 2023 que acaba de empezar. El rosa fue una de los tonos favoritos en la alfombra roja de los Globos de Oro y actrices como Margot Robbie, Julia Garner o Elizabeth Debicki demostraron que es uno de los colores a tener en cuenta esta temporada: el vestido rosa es el nuevo negro.

No solo eso. Los vestidos satinados también son la opción a tener en cuenta para las invitadas de 2023. Esta no es la primera vez que la marquesa de Griñón se deja ver con esta tendencia. En noviembre también acudió a El Hormiguero con un vestido cruzado en tejido satinado, de largo midi y manga larga abullonada en color burdeos que se convirtió en uno de sus looks más aplaudidos para el programa.