El gran temor de Pogacar afecta también a su prometida

·2 min de lectura
Photo credit: ANNE-CHRISTINE POUJOULAT - Getty Images
Photo credit: ANNE-CHRISTINE POUJOULAT - Getty Images

Después de un tercio de la carrera, nadie en el pelotón del Tour de Francia alberga ninguna duda de que el esloveno Tadej Pogacar es el gran favorito. El joven de 23 años ha dominado, se ha exhibido y cuenta con la experiencia de haber ganado la gran ronda por etapas. Además, casi todos sus principales rivales han sufrido caídas y han perdido tiempo cuando no han llegado las jornadas de alta montaña. Únicamente una gran debacle podía apartarle del triunfo... y eso es precisamente lo que más teme Pogacar.

El ciclista ha revelado lo que dentro del pelotón es una preocupación en mayor o menor medida, pero que para él "puede arruinar el Tour". Se trata de que alguien le contagie el coronavirus y tenga que volver a casa como le ha ocurrido a su compañero Vegard Stake Laengen, quien ha tenido que abandonar por un positivo por coronavirus.

El esloveno se ha tomado tan en serio esta amenaza que su manera de saludarse con su prometida, la ciclista Urska Zigart, ha llamado la atención de los aficionados. En un vídeo que se ha viralizado en la red, el líder del Tour y su pareja únicamente se abrazan y en ningún momento se retiran la mascarilla al encontrarse. El detalle revela hasta qué punto es importante para Pogacar la prevención.

Este año el sistema de control en el Tour de Francia consiste en que los equipos hacen los test a sus corredores y comunican a la organización si hay algún positivo. Después, es el médico del Tour quien decide si el ciclista debe abandonar la carrera en función de si ha desarrollado síntomas y del riesgo que observa en su participación.

El cambio de reglamentación ha supuesto una mayor flexibilidad para las escuadras, puesto que en el año anterior se obligaba al equipo entero cuando había dos positivos de cualquier miembro. Se argumentaba que así se evitaban los brotes que se podrían dar al desplazarse en los mismos autobuses y pernoctar en los mismos establecimientos. Algunos optaron incluso por reservar habitaciones individuales en los hoteles para los ciclistas más irremplazables, cuando lo habitual es que se repartieran por parejas. En la presente edición, el equipo de Tadej Pogacar, el UAE, y el de sus máximos rivales teóricos, el Jumbo, reparten a todos sus ciclistas en habitaciones individuales independientes para reducir el riesgo de brotes.

Photo credit: ANNE-CHRISTINE POUJOULAT - Getty Images
Photo credit: ANNE-CHRISTINE POUJOULAT - Getty Images

Para Tadej Pogacar es algo que hay que tener en cuenta porque no puede controlar todas las condiciones. "Cada día en la carretera, en las subidas, hay mucha gente gritándote, animando, que es algo que me gusta pero que aumenta las posibilidades de que te contagien virus. Espero que no tengamos que volver a casa por esto que sigamos sanos hasta el final", reconoció a la televisión francesa. "Es mi gran temor", resumió.

Nuestro objetivo es crear un lugar seguro y atractivo para que los usuarios puedan establecer conexiones en función de sus intereses y pasiones. A fin de mejorar la experiencia de nuestra comunidad, hemos suspendido los comentarios en artículos temporalmente