Según Stradivarius, la ropa de ganchillo que antes odiabas será tu favorita

·3 min de lectura
Según Stradivarius, la ropa de ganchillo que antes odiabas será tu favorita

El ganchillo nos inspira nostalgia, artesanía, tradición y, desde ahora también, pura moda. No hay más que echar un vistazo rápido a nuestro alrededor para comprobar como muchas firmas han decidido recuperar este tejido de cara a los meses cálidos. Y es que en realidad el también conocido como crochet tiene un inconfundible sabor a verano, a esos días de calor que seguro muchas de las que ahora leéis esto pasabais en casas de pueblo en las que precisamente muchas abuelas se daban una maña tremenda con las agujas para confeccionar todo tipo de piezas siguiendo esta trabajosa técnica. 

Una de las marcas que se ha lanzado de lleno a homenajear las habilidades de nuestras mayores es Stradivarius, la cual ha presentado una colección para los próximos meses en la que hay cabida para todo tipo de piezas. 

Haciendo un repaso por todas sus propuestas que bien podrían seguir con fervor la estética hippie de la década de los 60 encontramos alegres chalecos que llevar sobre camisas o camisetas, chaquetas largas que exprimir durante la primavera al máximo, tops que se presentan tanto sin mangas en su versión más larga como de manga corta en formato cropped, sujetadores pensados para quedar al descubierto y no ocultos bajo otras prendas y, por supuesto, vestidos que pueden ser llevados ya sea para un look urbano como de acompañante perfecto de nuestro bañador para una jornada de playa.  

GUÍA | Los pasos que tienes que seguir para poder ver un contenido no disponible por tus preferencias de privacidad

Los complementos también se han hecho con un merecido espacio en esta selección del grupo Inditex. Los bolsos, en tamaño grande o mini -los modelos shoppers y las bandolera que recuerdan a monederos son los mas repetidos- tienen gran protagonismo y juegan con las distintas tonalidades para lograr este aspecto relajado que tanto nos gusta. 

Es esta precisamente la máxima de esta moda, hacer que el look desborde una sensualidad natural, distendida, sin necesidad de artificios, gracias a esa manera que tiene para insinuar de una manera nada explícita. Así lo encontramos en el ideario de Stradivarius pero también en el de Mango y Zara además del de muchas otras casas low cost que no han hecho discriminación ninguna con este tejido y lo han conjugado con vaqueros, algodón o hasta piezas vaporosas. 

Como imaginarás esta tendencia no aparece porque sí, sino que viene marcada por lo que meses atrás se pudo ver sobre la pasarela. Bottega Veneta y Jil Sander, por ejemplo, son dos de los sellos que más fuerte han apostado por el ganchillo en sus respectivas colecciones. La primera, de hecho, se ha animado a declinar una misma prenda y accesorio en una paleta de colores de lo más dulce y no hay tono pastel que no tenga cabida en sus codiciados bolsos. 

Estos bolsos, por cierto, ya no son acolchados o en formato baguette como los que tanto hemos visto el pasado invierno sino que ahora se llevan con una pequeña asa rígida triangular para una mayor comodidad en la que el resto del soporte está hecho en ganchillo. 

Es cómodo, es fresco, es favorecedor y deja una impronta especial en cada uno de los estilismos en los que aparece. No hay excusas por tanto para no dejarse seducir por este estilo tan mediterráneo que promete seguir dándole muchas alegrías a nuestro armario.  

Más historias que te puedan interesar

Nuestro objetivo es crear un lugar seguro y atractivo para que los usuarios puedan establecer conexiones en función de sus intereses y pasiones. A fin de mejorar la experiencia de nuestra comunidad, hemos suspendido los comentarios en artículos temporalmente