'Spiderhead' debe su éxito en Netflix a un solo motivo

·5 min de lectura

Como cada semana, el ranking de las películas más populares del catálogo de Netflix se renueva. A veces encontramos éxitos merecedores de la repercusión, como está siendo el caso de Garra -el drama deportivo protagonizado por Adam Sandler y Juancho Hernangómez- sin embargo, en más de una ocasión nos topamos con fenómenos fugaces que no tienen ni pies ni cabeza. Como ha pasado en este mismo mes de junio, primero con la cinta de acción Interceptor y, ahora, el thriller Spiderhead. Ambos han ocupado la primera plaza del ranking de lo más popular de la plataforma, están protagonizados por un integrante del matrimonio formado por Elsa Pataky y Chris Hemsworth y coinciden en ser de los mayores fiascos recientes del servicio en cuanto a crítica y valoración del público, como demuestra el sitio RottenTomatoes (Interceptor tiene un desaprobado del 19% por parte del público, Spiderheard un 35%).

No obstante, si el éxito de Interceptor bebía del homenaje directo al cine de acción de los 90s y el cameo de Chris Hemsworth que logró llamar la atención, en el caso de Spiderhead solo existe una explicación para entender su popularidad repentina. Porque seamos sinceros, a esta película no hay por dónde cogerla.

Chris Hemsworth como Abnesti en 'Spiderhead'. Cr. Netflix © 2022
Chris Hemsworth como Abnesti en 'Spiderhead'. Cr. Netflix © 2022

Dirigida por Joseph Kosinski (Tron: Legacy), Spiderhead está basada en un cuento corto, distópico y homónimo escrito por George Saunders, que explora los abusos de las farmacéuticas y la dependencia a los fármacos para la imposición de emociones a raíz de personajes acechados por el trauma. Pero en la película todo esto se pasa de puntillas, planteando el análisis pero nunca profundizando del todo.

Chris Hemsworth interpreta a Steve Abnesti, el encargado de llevar a cabo los experimentos que se realizan en una cárcel de lujo donde los sujetos se prestan a cumplir su condena a cambio de servir como conejillos de Indias. Steve es simpático y amable con los presos como parte de su estrategia manipuladora para conseguir resultados experimentales, algo que impone sobre todo en Jeff (Miles Teller), quien cumple condena tras matar a su amigo por conducir alcoholizado.

Allí se prueban drogas como la N-40 que induce sensaciones románticas, deseo y amor sobre otra persona, así como el Darkenfloxx que produce dolor físico y psicológico extremo. En su afán por la experimentación, Steve conduce a Jeff por la manipulación psicológica constante, por ejemplo, forzándolo a elegir entre a qué otro preso infligir dolor. Sin embargo, Spiderhead no termina de llegar nunca a buen puerto, realizando una construcción argumental tan débil que todo su desarrollo y final resulta evidente desde mitad del metraje.

Carece del coraje, valentía y profundidad del cuento de Saunders, resultando en una película que olvidas enseguida por culpa de una premisa floja que se queda en la superficie, que ni siquiera se molesta en profundizar en sus personajes. Y es que a pesar de tener una buena idea como punto de partida, la película termina irritando entre tanta incoherencia y falta de riesgo, con actores que prácticamente parecen estar haciendo películas muy distintas: Chris Hemsworth sacando su vis cómica para crear un villano poco creíble y Miles Teller poniendo toda su vena dramática (siempre tan efectiva) a la orden de un argumento que no le hace justicia.

Por eso, que una película como Spiderhead sea lo más popular en el ranking diario de Netflix desde su estreno el pasado viernes 17 de junio, me lleva a una sola conclusión: que el nombre de Chris Hemsworth ya vale su peso en oro en el streaming.

Ranking de lo más popular de Netflix al 20 de junio de 2022
Ranking de lo más popular de Netflix al 20 de junio de 2022

Porque si bien en la gran pantalla actualmente destaca por su asociación con Marvel a través del personaje de Thor (cuya cuarta entrega está recibiendo muchísima expectación ante su estreno el próximo 8 de julio), el actor australiano fue dueño de uno de los mayores éxitos de Netflix durante el inicio de la pandemia. Hablo de Tyler Rake, la película de acción escrita por Joe Russo (uno de los guionistas y directores de las últimas entregas de Vengadores) que fue vista por más de 99 millones de hogares en sus primeras cuatro semanas en el servicio, siendo la película original de Netflix más vista de su historia al momento de su lanzamiento (actualmente es la quinta con 231 millones de horas visionadas por detrás de El proyecto Adam, A ciegas, No mires arriba y Alerta roja -vía Business Insider-).

Entre el furor de Tyler Rake, la expectación actual que rodea al estreno de Thor: Love and Thunder y lo mucho que se habló recientemente de su cameo en Interceptor, podríamos sentenciar que existe una Hemsworth-manía que explicaría el interés automático por darle al botón de ‘Play’ ante el estreno de Spiderhead. Es decir, que su nombre podría ser un caramelo infalible para Netflix, haga la película que haga. Buena o mala.

Es cierto que quizás un sector del público haya sentido interés por la premisa que enseña la sinopsis, o por tratarse de un thriller de ciencia ficción o por ver a Miles Teller de nuevo en acción al estar de moda tras el éxito de Top Gun: Maverick, pero algo me dice que no se trata de la gran mayoría. Porque quien ilustra la imagen promocional de la película en la plataforma es Chris Hemsworth. El póster es una imagen de él solito y el título de la película, afianzando aun más mi teoría de que Chris Hemsworth puede llevar un tiempo sin dejar una huella profunda en la taquilla global fuera de Marvel pero, cuando se trata del streaming, la plataforma podría tener entre manos un vehículo de arraigo masivo con el público. Aunque en el camino nos dejen bodrios como Spiderhead.

Más historias que te pueden interesar:

Nuestro objetivo es crear un lugar seguro y atractivo para que los usuarios puedan establecer conexiones en función de sus intereses y pasiones. A fin de mejorar la experiencia de nuestra comunidad, hemos suspendido los comentarios en artículos temporalmente