Convierte tu sombra de ojos en un labial con este sencillo truco de belleza

Vida y Estilo Internacional
·2 min de lectura

Es el equivalente de buscar en tu armario repleto de cosas y no encontrar nada que ponerte, pero en el maquillaje: buscas en tu colección de decenas de labiales y odias todos los tonos. Pero este truco casero hará que ese problema sea parte del pasado al convertir tus sombras de ojos en estupendos labiales.

En el último episodio de Pretty Beautiful, la productora de In The Know, Lisa Azcona, convierte las sombras de ojos en pintalabios usando un truco ingenioso de internet. Lo único que necesitas es sombra de ojos (obviamente) y un bálsamo labial incoloro.

Primero, aplícate bálsamo labial en los labios. Algunas opciones excelentes para este truco de belleza son el bálsamo labial Sugar de Fresh, el bálsamo labial con CBD Lord Jones y el bálsamo labial Iilah b.’s . Luego, aplica encima la sombra de ojos que hayas elegido hasta que llegues a la saturación de color que quieras. Lisa usa las sombras de ojo Make Up For Ever en tonos violeta mate, azul marino metalizado, tomate mate y vino mate. Las ganadoras, de acuerdo a Lisa, son claramente los tonos rojos mate.

Cómpralo: bálsamo labial Sugar de Fresh, 24

Créditos: Sephora
Créditos: Sephora

“Este truco es perfecto para cuando quieras probar un nuevo tono de pintalabios, pero no quieras despilfarrar dinero en uno completamente nuevo”, dice en el vídeo.

Lisa sugiere de forma inteligente elegir una única sombra de ojos o un par para volver a aplicarla sobre la marcha. A fin de cuentas, llevar consigo toda una paleta de 24 tonos solo para pintarse los labios es demasiado, incluso para las más apasionadas amantes del maquillaje.

Yahoo se compromete a encontrar los mejores productos a los mejores precios. Podemos recibir una parte de las compras realizadas a través de los enlaces en esta página. Los precios y la disponibilidad están sujetos a cambios.

Te puede interesar ver:

VIDEO | Hábitos alimentarios saludables para combatir el COVID-19, según la OMS

Katie Dupere