La Semana de la Moda de Nueva York vuelve cargada de eventos presenciales

·2 min de lectura

Nueva York, 7 sep (EFE).- La Semana de la Moda de Nueva York comienza mañana miércoles con cerca de un centenar de diseñadores veteranos y emergentes que presentarán sus propuestas para la primavera-verano 2022, muchos de ellos con eventos presenciales después de dos ediciones limitadas por la pandemia.

El programa oficial de la New York Fashion Week (NYFW, en inglés) se celebra entre el 8 y 12 de septiembre y pondrá el foco especialmente en el talento estadounidense, una reivindicación del Consejo de Diseñadores de Moda de EE.UU. (CFDA), aunque va acompañado de un cúmulo de presentaciones complementarias.

Esta edición arranca con el desfile de Ulla Johnson (8 septiembre) y cierra con el de Tom Ford (12 septiembre), e incluye el regreso a la Gran Manzana de Thom Browne y Altuzarra, así como un despliegue de nombres como Carolina Herrera, Oscar de la Renta, Michael Kors, Gabriela Hearst, Jason Wu o Prabal Gurung.

También mostrarán sus creaciones Willy Chavarria, Tory Burch, Maryam Nassir Zadeh, Sergio Hudson, Coach, Proenza Schouler, Rodarte, Brandon Maxwell, Zero Maria Cornejo, Markarian y Telfar, y se dedicará un espacio especial a la moda de hombres a través de una decena de marcas concentradas este miércoles.

Fuera de la programación, hoy el Calendario de las Colecciones Americanas abarca las pasarelas de Christian Siriano y Harlem's Fashion Row; mientras que la Federación de Diseñadores de Moda de Latinoamérica inaugura sus "shows" de la mano de los españoles Ágatha Ruiz de la Prada y Custo Barcelona.

En los desfiles presenciales, que en buen parte volverán a la sede de Spring Studios en el barrio de Chelsea (Manhattan), se exigirá prueba de vacunación completa a los asistentes de acuerdo con la normativa local, en una muestra más de colaboración entre las entidades organizadoras.

Entre otras novedades, la Semana de la Moda estrena un nuevo espacio en la Quinta Avenida con un desfile infantil de Rookie USA y la competición de diseñadores emergentes Supima, en un esfuerzo por recuperar esta icónica vía comercial como centro neurálgico.

Uno de los desfiles más esperados es el de LaQuan Smith (9 septiembre), que ha reservado el Empire State entero -desde el bajo comercial hasta el observatorio- durante todo el día para un espectáculo que promete ser un hito, pues es la primera vez que el rascacielos de 90 años acoge un evento de moda.

También hay expectación por la llegada a Nueva York de la marca italiana Moschino, dirigida por el creativo estadounidense Jeremy Scott; y por lo nuevo de Pyer Moss, conocida por su activismo social y cuyo fundador, Kerby Jean-Raymond, ha sido el primer afroamericano presente en la Semana de la Alta Costura de París.

(c) Agencia EFE

Nuestro objetivo es crear un lugar seguro y atractivo para que los usuarios puedan establecer conexiones en función de sus intereses y pasiones. A fin de mejorar la experiencia de nuestra comunidad, hemos suspendido los comentarios en artículos temporalmente