1 / 21

Estas sandalias planas van a salvarte el vestido de invitada

Si hay un oasis en nuestro zapatero, ese está hecho de zapatos planos y en verano, concretamente, de sandalias planas. Nuestros pies prácticamente suspiran al verlas, sobre todo, después de una noche de fiesta o un finde de no parar al calor del sol. Pero la temporada de bodas, bautizos y comuniones –alias BBC– ya ha llegado y con ella esos vestidos de invitada estelares y obligatorios para cada ocasión. Y nuestras apuestas definitivas para darlo todo en los eventos que se avecinan suelen completarse con taconazos imponentes que, aunque no pueden ser más bonitos, producen en nuestros pies el sentimiento contrario al éxtasis que experimentan con la sandalia plana. Pero no solo de tacones viven los vestidos, monos, trajes y demás opciones festivas. ¿Quién dijo que los zapatos planos no podían ser el mejor accesorio de un look de invitada? Estas sandalias demuestran que no tienen rival y ¿lo mejor? Que, al ser planas, se adaptan igual de bien a una apuesta de la BBC como a un estilismo del día a día para pasar 24 horas fuera de casa.

Estas sandalias planas van a salvarte el vestido de invitada

Y, después, vas a alargar su vida también al día a día.

From Cosmopolitan