El roce no hace el cariño: La historia del mal rollo entre Alyssa Milano y Shannen Doherty en 'Embrujadas'

Por Paula Olvera.- Dicen que el roce hace el cariño, pero aquí estoy yo para desmentirlo. ¿Cuántas veces hemos oído que el protagonista de El diario de Noa, Ryan Gosling, se llevaba tan mal con su compañera Rachel McAdams que pidió al director Nick Cassavetes que le buscase otra compañera de reparto?

Y en rodajes de series más de lo mismo. David Duchovny apenas podía mirar a la cara a Gillian Anderson en Expediente X. Y, aunque parezca mentira, Will Smith provocó que Janet Hubert, la primera tía Vivian de El príncipe de Bel-Air, fuera sustituida debido a su mal carácter. Ahora bien, si eras fan de Embrujadas te sorprenderá conocer que Alyssa Milano y Shannen Doherty se odiaban literalmente mientras trabajaban juntas.

Pero… ¿por qué no hicieron buenas migas?

Embrujadas (©The WB)

Vale que los espectadores tiendan a quedarse con la idílica estampa de los personajes de una determinada serie de televisión, pero hay que empezar a ser más consciente de que cuando los focos se apagan nada es color de rosa. Como en la vida misma, vaya. Y el claro ejemplo lo encontramos entre las protagonistas de  Embrujadas, serie que se mantuvo en la pequeña pantalla durante ocho largas temporadas, hasta el 21 de mayo de 2006.

Y es que sobre estas dos hermanas Halliwell, Phoebe y Prue, hay una sombra de enemistad que incluso a día de hoy las persigue. Lo primero que debemos resolver es ¿qué pasó realmente en el set de rodaje para que Shannen Doherty pidiera encarecidamente la muerte del personaje que encarnaba y cuyo asesinato ella misma acabó dirigiendo?

“Hemos tenido una larga y próspera relación con Shannen y nunca quisimos retenerla de aquello que ella quería hacer”, expresó en un comunicado la productora de Embrujadas cuando se anunció la marcha de la actriz provocando que, a partir de la cuarta temporada, el resto de las Halliwell tuvieran que asumir la pérdida de la hermana mayor. Eso sí, menos mal que llegó Rose McGowan con su papel de Paige para suplir el hueco que había dejado Shannen Doherty y estirar la serie como un chicle otras tantas temporadas, aunque ahora mismo no sé hasta qué punto hubiera tenido continuidad.

Desde ese instante, corre el rumor de que Shannen Doherty mantenía una relación infernal con el equipo de Embrujadas y que acusaba a sus hermanas ficticias de aislarla, provocando un sentimiento de soledad que a cualquiera le resultaría difícil de sobrellevar en el puesto de trabajo. Y eso que Holly Marie Combs, la actriz que encarnaba a Piper, y Shannen Doherty habían sido mejores amigas diez años antes de que comenzara la serie, tal y como relató en su día Alyssa Milano en el programa Watch What Happens Live!, y que fue precisamente la intérprete que daba vida a Phoebe quien tuvo que hacer el esfuerzo por integrarse.

Dicen las malas lenguas también que esta enemistad con la hermana menor de Embrujadas es fruto del fuerte carácter de la que en su día fue protagonista de Sensación de vivir que al parecer tampoco lo puso nada fácil en ese rodaje creando un ambiente de tensión constante. ¡Con lo tedioso que es no sentirse cómoda con los compañeros! Desde luego su fama de estrella complicada pudo estar relacionada precisamente con su ego, que también le llevó a no participar en el capítulo final especial de Embrujadas, alegando que no estaba de acuerdo con el enfoque del regreso de su personaje.

Para quitar un poco de hierro al asunto, y tender una mano a favor de Shannen Doherty, he de decir que no debe resultar nada fácil encarnar un mismo personaje durante tantos años. Y es que tantas horas en el set de rodaje provocan hastío y es normal que surjan los roces, ¿o es que acaso dos hermanos pequeños que viven en la misma casa no se pelean a diario? Pues esto es prácticamente lo mismo ya que unos lazos invisibles unían a estas protagonistas que estaban acostumbradas a pasar rápidamente del amor al odio y que, curiosamente, comenzaron la trama de sus personajes con enemistad.

Shannen Doherty y Alyssa Milano (©The WB)

Afortunadamente, parece que Shannen Doherty y Alyssa Milano han hecho las paces más de 17 años después de que Embrujadas llegara a nuestras vidas. Quizás el cáncer al que se ha enfrentado la primera ha puesto la perspectiva tan necesaria años atrás. ¡La vida es demasiado corta para estar peleadas! Así, durante un tiempo se intercambiaron mensajes directos a través de las redes sociales intentando recomponer la familia televisiva que nunca fueron y dejando de lado sus diferencias personales. ¿Habrá llegado la hora de pasar página? ¿Crees que el tiempo todo lo cura y que es posible la verdadera reconciliación?

Para seguir leyendo:
Las dos embrujadas Alyssa Milano y Shannen Doherty vuelven a ser amigas tras años sin hablarse
Sale a la luz el tráiler del reboot de Embrujadas y los fans más nostálgicos no están muy contentos

Imagen: ©The WB