Cómo saber si tus productos para el pelo han caducado (o ya no son eficaces)

·2 min de lectura
Photo credit: Yulia Petrova - Getty Images
Photo credit: Yulia Petrova - Getty Images

Mientras que nunca reutilizarías el protector solar sobrante del año anterior sobre tu piel para dar la bienvenida a una nueva temporada estival, tampoco deberías tratar tu pelo con esa mascarilla hidratante o acondicionador que llevan en la estantería de tu baño meses y meses. ¿Por qué? Fácil respuesta. Los productos capilares (ya sean champús, acondicionadores, etc) caducan o, dicho de otra manera, pierden las propiedades con las que fueron formuladas.

Esto no significa que tengas que tirar directamente todos los productos que tienes en tu estantería del baño (a menos que lleven muchísimo tiempo abiertos, en cuyo caso mejor que vayan directos a la basura), pero sí que te tomes un rato para reflexionar cuánto lleva abierto cada uno.

¿Qué significa que los productos para el cabello caducan?

Photo credit: Mayara Klingner / EyeEm - Getty Images
Photo credit: Mayara Klingner / EyeEm - Getty Images

Hay dos formas en las que un producto para el cabello puede caducar: la calidad puede degradarse y hacer que el producto ya no funcione tan bien, o el producto puede volverse susceptible a la contaminación. "Si el producto pierde algo de eficacia, no hay realmente ningún problema en usarlo después de su fecha de vencimiento", asegura el químico cosmético Nick Dindio, consultado por la revista Allure. Sin embargo, si el producto está contaminado con microorganismos podría haber riesgos para la salud asociados con su uso.

Afortunadamente, usar un producto para el cabello contaminado no representa una amenaza tan grande como usar productos para el cuidado de la piel o maquillaje contaminados. "El riesgo es definitivamente menor con los productos para el cabello, ya que no está en la piel ni alrededor de áreas sensibles como los ojos y la boca", afirma Dindio. Ye remarca que "aún así no es una buena idea continuar usándolo".

Qué hacer si no encontramos la fecha de caducidad en la etiqueta del producto

Aunque todas las marcas suelen indicar la fecha de caducidad a través de un icono de un bote abierto con el número de meses que se puede usar, lo cierto es que algunas veces no lo encontramos por ninguna parte. ¿Qué hacemos entonces?

En caso de duda, hay un código de lote en cada producto al que los consumidores pueden llamar para preguntar a la empresa cuándo se fabricó el producto. Una vez que tengamos esa información, podemos hacer una estimación sobre cuánto tiempo conservar o usar el producto para el cabello en cuestión. "Por lo general, los productos sin abrir pueden durar tres años, y una vez abiertos, un año", dice el experto, por lo que es posible que debamos anotar la primera vez que utilizamos el producto elegido.

Otros trucos un poco más caseros para saber si un producto capilar sigue siendo apto para su uso o no es su olor y su textura. Si notas algo raro... ¡a la basura!

Nuestro objetivo es crear un lugar seguro y atractivo para que los usuarios puedan establecer conexiones en función de sus intereses y pasiones. A fin de mejorar la experiencia de nuestra comunidad, hemos suspendido los comentarios en artículos temporalmente