Cómo ganar dinero con tus redes sociales

ganar dinero con redes sociales
Cómo ganar dinero con tus redes socialesWestend61 - Getty Images

Si te mueres de envidia porque las ‘bloggers’ se embolsan cantidades desorbitadas de dinero por sus publicaciones, es hora de que pases a la acción. No necesitas ser como Dulceida o Chiara Ferragni para monetizar tus redes sociales. Te bastará saber cómo conseguir ‘likes’ o ‘follows’.

Para que las grandes insignias de la moda y la belleza compartan su dinero contigo, lo primero que vas a necesitar es tener muchos fans. “Tendrás que contar al menos con 50.000”, comenta Paloma Miranda, directora de Go Talents, una agencia de marketing de ‘influencers’ especializada en Instagram. Para alcanzar ese número, lo principal, según explica la experta, es “mantener una identidad, dejar claro qué quieres transmitir, ser coherente y crear un contenido de calidad”. Eso fue lo que hizo la ‘influencer’ y ‘youtuber’ Grace Villarreal, que agrupa a medio millón de ‘followers’: “Empecé a subir temas que me gustaban, muy cuidados, y que creía que podrían ser interesantes para la gente”, cuenta.

Aparte, debes tener claro en qué campo te quieres especializar para enfocar mejor tu estrategia. Hay varias opciones para elegir.

‘Influencer’

Qué se busca

“Nosotros hablamos de creadores, pues creemos en la calidad del contenido, previo a que luego tenga influencia”, cuenta Jaime Vargas, CEO de T-Kers Agency en España. “La clave para fijarnos en alguien es el potencial de crecimiento según su originalidad, espontaneidad...”

Un buen ejemplo

UnJaded Jade tenía 3.000 suscriptores en YouTube cuando fue descubierta por Danny Lowney, director de la agencia de talentos Sixteenth, que recluta perfiles que cuentan con entre 15.000 ‘followers’ a 2 millones. Ahora le siguen casi 277.000. “Ella publicaba vídeos acerca de estudios académicos, lo opuesto a lo que hacían las típicas ‘youtubers’ de 17 años, y eso me impresionó”, dice este cazatalentos.

Pasos a seguir para convertirte en 'inflluencer'

Publicar con periodicidad (de uno a dos ‘posts’ y de cinco a diez ‘stories’ por día en Instagram) es esencial para demostrar a los reclutadores que eres constante, pero también puedes facilitarles el trabajo. “Un 90% de perfiles nos contactan ellos mismos, y después valoramos su potencial que, por ejemplo, en TikTok, viene dado por la naturalidad”, explica Vargas. “En otras redes como Twitch prima la espontaneidad y la vía comunicadora que tenga el perfil. Pero nosotros también estamos permanentemente conectados a las redes para descubrir nuevos talentos. Hablamos con ellos y, si les interesa, firmamos un contrato de representación. Actualmente trabajamos con Ale Agulló, Esperansa Grasia y La Chica Bona entre otros ‘tiktokers’”.

influencer haciendo foto en barcelona
martin-dm - Getty Images

Truco 'pro': los ‘microinfluencers’ generan mayor confianza

Pero, además, debes conocer tu 'target' demográfico; es decir, saber la ciudad y el país en el que vive tu público (las firmas valoran mucho esto). Y que la lista crezca día a día, o al menos, se mantenga. Una buena opción para aumentar tus ‘followers’ es localizar una página que cuente ya con muchos y publique temas similares a los tuyos, y conectar con ellos. El siguiente paso es pedir a las marcas que desees atraer que te incluyan en su lista de correo electrónico y, por supuesto, acudir a sus eventos. Les tendrás a tus pies si creas contenido que se adecúe a su estilo y les etiquetas en tus 'posts'. “El dinero llega tras invertir mucho sacrificio personal y horas de trabajo”, aclara Grace Villarreal. Y lo que tú ganes, dependerá de tus habilidades para negociar.

youtuber grabando tutorial
Klaus Vedfelt - Getty Images

Estrella de YouTube

Qué se busca

Presentadores de TV para niños, actores… “YouTube y las redes sociales son vitales para descubrir caras nuevas”, dice Jody Smith, directora creativa de Studio71 UK, una empresa de producción digital que busca gente para la televisión que no se haya planteado trabajar en ella".

Un buen ejemplo

El actor Darren Criss (Blaine en ‘Glee’) fue descubierto tras hacer una serie 'online' basada en 'Harry Potter'. La española Andrea Compton, por su parte, comenzó su andadura en Vine y de ahí saltó a YouTube hasta consagrarse como la estrella que es hoy. Su agencia de representación, Big Creators, le ha ayudado a ello.

Pasos a seguir para convertirte en 'youtuber'

Si quieres saber cómo ser 'youtuber', debes saber que las agencias suelen usar un ‘software’ especializado que analiza YouTube para encontrar cuentas que no son muy populares, pero que tienen una audiencia comprometida. “Después se aplica el filtro humano y se ven muchos vídeos para determinar si se puede hacer una buena alianza”, explica Jody Smith. “Yo, por ejemplo, no estoy interesada en un ‘vlogger’ tradicional, sino que busco a personas con habilidades, algún don, una historia que contar o un punto de vista que aporte, y que su canal tenga un propósito o enfoque concretos”. Tener un nicho es esencial, piensa en algo que enganche a la gente y que te apasione. “Sé constante, mantén la atención de tu audiencia y los reclutadores te encontrarán enseguida”, concluye Smith.

Truco 'pro': practica el marketing de afiliación

Si tienes entre 5.000 y 10.000 seguidores, el marketing de afiliación es lo tuyo, porque las cuentas de las ‘microinfluencers’ generan mayor confianza y su 'engagement' (el grado de interacción e implicación de sus ‘followers’) es elevado.

Básicamente consiste en que enlaces el artículo de tu cliente en tus ‘posts’ y, si alguien entra y lo compra, te llevas un porcentaje de la venta (en torno a un 2%). Plataformas como Octoly, Brantube o Coobis funcionan de un modo parecido. “Te registras y, después, firmas como Yves Saint Laurent o Clarins te envían sus productos para que hagas una reseña; no ofrecen remuneración, pero si les gusta tu perfil, pueden ficharte como embajadora. Luego, es fácil que te ofrezcan colaboraciones pagadas”, explica Macarena Conde, mánager de Octoly.

maquina de escribir rosa
Carol Yepes - Getty Images

Escritora ‘best seller’

Qué se busca

Voces nuevas y distintas que sepan contar algo y que eso sirva a quien lo lee. Y con suerte, no necesitas muchos seguidores para conseguirlo. “Una gran cantidad de ‘followers’ no significa que puedas escribir un libro”, dice Susannah Otter, editora de Hardie Grant.

Un buen ejemplo

La bloguera de moda Chidera Eggerue y la ‘youtuber’ Anna Newton fueron fichadas por Hardie Grant a raíz de verlas en internet. Una de las publicaciones más ambiciosas de Penguin en 2019 fue la de la sra. Hinch, una ‘influencer’ británica que da consejos de limpieza en Instagram. Y Twitter también ha lanzado al estrellato algunos de los mejores libros como ‘Sh*t My Dad Says’, que después se convirtió en una serie de televisión.

Pasos a seguir para ser escritora

El proceso para escribir una novela y publicarla puede ser bastante largo, así que los agentes literarios siempre intentan ir por delante. ¿Qué es lo que más tirón tiene ahora? La amistad entre mujeres y los temas medioambientales, concretamente, el desperdicio de alimentos. También puedes seguirlos en Twitter y fijarte tanto en sus tuits como en a quién siguen, para saber más o menos cuáles son sus intereses. Un consejo: sé muy fiel al tema que escojas y a ti misma. “Chidera es el mejor ejemplo, sabía lo que quería contar y no paró hasta lograrlo”, concluye Otter.

Truco 'pro': aprende el valor del ‘engagement’

La tasa de 'engagement' se calcula en función de los ‘likes’ y comentarios de tus fans”, cuenta Macarena Conde. “Si tienes sólo 1.000, pero tus publicaciones consiguen 200 comentarios, para las marcas es señal de que lo estás clavando”. Quienes se fijan mucho en esto son las agencias de marketing ‘online’, como Takumi o Brandnew, donde te apuntas a la campaña de una firma y te pagan a cambio de que subas una foto con su ‘hashtag’. Para aumentar tu 'engagement', contesta todas las opiniones. Cuanto más interactúes, más fácil será que aparezcas en la sección buscar de Instagram, el lugar perfecto para progresar.

modelo desfilando en pasarela
Patrik Giardino - Getty Images

Modelo

Qué se busca

Un físico que sea único (sin importar la estatura, la edad, la complexión...). Agencias como la británica Ugly contratan desde modelos XXL hasta gente que tiene 101 años, pasando por personas que están cubiertas de tatuajes. “Actualmente el mercado trabaja con todo tipo de apariencias”, afirma su director, Marc French. Hace una década, los reclutadores solían fijarse en rasgos que correspondían a un canon más determinado, pero, como dice, “ahora cualquiera que tenga algo que le diferencie, puede suscitarnos interés”.

Un buen ejemplo

La modelo Maria Antonia Stavrou fue descubierta por Ugly a través de Instagram. Lo mismo le sucedió a Nadia Rahmat, al guapísimo Matthew Noszka y al fisioculturista Choon Tan, que se popularizó en las redes sociales por ser muy bajito (1,47 m) y ha protagonizado varios anuncios.

Pasos a seguir para ser modelo

Puedes lanzarte y enviar tus fotos y los perfiles de tus redes a las agencias, pero algunas como Ugly o IMG hacen sus propias búsquedas. “No nos centramos en si tienen muchos seguidores o ‘engagement’, queremos diversidad, naturalidad y gente que se sienta cómoda en su piel. Nos interesa ver imágenes reales y crudas, personas que no usen filtros y que se enorgullezcan de sus imperfecciones, pecas… Es esencial que se muestren tal y como son para que nos fijemos”, explica Marc French.

Truco 'pro': vende a las empresas tus fotos y vídeos

Gracias a páginas como foap.com, puedes colgar tus fotos y venderlas. Sólo tienes que poner la etiqueta que te digan (si es de comida, por ejemplo #foodporn) y ellos la utilizarán para apoyar las campañas de sus clientes. El precio es de 8 euros y la web se queda la mitad.

Si lo tuyo son los vídeos, YouTube te da la posibilidad de monetizarlos (para ello deberán estar patrocinados): cada vez que alguien los vea o haga clic, te harán sumar moneditas (1 euro por cada mil ‘views’). Los expertos creen que un canal exitoso es aquel que es constante, tiene calidad y sabe diferenciarse (últimamente triunfan los de libros). Y lo más importante, el que da al visitante una razón para volver. Grace Villarreal lo sabe bien: “En mi caso, los vídeos que más gustan son aquellos en los que enseño mi vida diaria, mi rutina. A los seguidores les encanta identificarse contigo, ver que eres real y que no tienes una vida perfecta. La perfección aburre”.

'Tips' que debes aplicar en general

privacidad en redes sociales
Javier Zayas Photography - Getty Images
  • No cambies tu foto. La gente normalmente reconoce las cuentas más por las fotografías que por los nombres. Si cambias tu fotografía de perfil a menudo, puede que confundas a tus ‘followers’ y que te dejen.

  • Mantén tu identidad. “No abandones tu esencia, sé constante y ten en cuenta que la publicidad excesiva –sobre todo si no tiene veracidad– hace que los seguidores pierdan la atención”, dice Daniela C. Rodríguez, de Soy Olivia, una agencia de nuevas tendencias digitales.

  • No te llames ‘influencer’ a ti misma. Lo mismo aplica para empresaria. “Me hace retorcer esa palabra”, confiesa Danny Lowney. Mejor descríbete con algo que sea original.

  • Adiós a la privacidad. “Las marcas y usuarios deben poder acceder a todo el contenido que subas. Por eso, tu perfil debe ser público. Tampoco es recomendable estar continuamente privatizando y abriendo tu cuenta de nuevo”, afirma Paloma Miranda, directora de Go Talents.

  • No publiques tuits ofensivos’. “Hay que ser amable con la gente y las marcas”, dice Lucy Loveridge, de la agencia YMU. Hoy se puede ‘trackear’ todo, cuidado con lo que publicas.

  • Nada de filtros en Instagram. Los ‘bookers’ quieren verte a ti, no a mariposas digitales volando por tu cara o facciones que no son tuyas.

  • Sé consistente. “Es necesario mantener un equilibrio en tus publicaciones: no puedes desaparecer dos semanas y luego colgar 20 fotos seguidas”, insiste Miranda. “Una o dos imágenes al día funcionan bien en Instagram, y publicar a las 21 horas es la mejor opción”.

  • Evita incomodar a las agencias. “Cada minuto que pasas escribiendo: ‘¿Puedes contratarme?’, estaría mejor invertido en crear contenido”, apunta Lowney.

  • No te vendas abiertamente. “Odio ver que el perfil de una red social es solo una plataforma de ventas”, comenta Lowney. Tu mensaje debe tener más presencia que tus colaboraciones.