Reino Unido | El Gobierno de Liz Truss renuncia a rebajar el impuesto a los ricos

El Gobierno de Liz Truss renuncia a bajar el tramo más alto del impuesto sobre la renta del 45 % al 40 %, una decisión que había suscitado una rebelión en las filas del Partido Conservador.

El anuncio fue hecho por el ministro de economía Kwasi Kwarteng, el mismo quien había presentado el plan fiscal el pasado 23 de septiembre.

"Está claro que la abolición de la tasa del 45 % se había convertido en una distracción en nuestra misión primordial de abordar los desafíos de nuestro país. Como consecuencia, no seguiremos adelante con su abolición. Lo entendemos, y hemos escuchado", señaló el ministro en un comunicado.

La supresión del tipo máximo del 45 % del IRPF para las rentas más altas había creado convulsiones en los mercados ante las dudas sobre la capacidad de Londres de asumir la deuda pública generada por la bajada de impuestos, ante la ausencia de previsiones de crecimiento y una inflación galopante del casi 10 %

La libra esterlina y los bonos de deuda pública también quedaron por los suelos.

La noticia llega en medio de la celebración del congreso anual de los tories en Birmingham este lunes, donde se esperaba una cruzada contra el plan fiscal de Truz.

Esta iniciativa ha marcado un accidentado comienzo para la primera ministra de Reino Unido, un golpe directo para su popularidad que apenas llega al 20 %.