La Reina de la Generación Z: La Princesa Leonor demuestra sus dotes de monarca

princesa de asturias leonor de borbon
La Reina de la Generación ZGtres

Impresionante. Así podría resumirse la última edición de los Premios Princesa de Asturias. Con muchos momentos que atesorar, para muchos quedará en el recuerdo por la ausencia de la princesa Leonor al final de la visita a Cadavedo (en el concejo de Valdés), elegido el Pueblo Ejemplar 2022. Una gastroenteritis le impidió culminar el día pronunciando el discurso que finalmente leyó su madre. Y se la echó de menos. Su presencia gana adeptos y es ya imprescindible. La Reina recuperó entonces el aplomo y el tono de su época de periodista, y, con soltura, leyó las palabras previstas explicando antes: “Sofía pasó mala noche y Leonor también estaba regular al levantarse; ha hecho un esfuerzo pero no ha podido ser. Algo le sentó mal. Todos hemos tenido una gastroenteritis alguna vez, no pasa nada”. El Rey también se disculpó al empezar su parlamento: “Ha aguantado hasta donde ha podido. A la Infanta también le hacía mucha ilusión venir, pero como ha dicho la Reina, volveremos”.

Fueron ellos dos quienes dieron por terminada la jornada del sábado 29 de octubre yendo a la ermita de la Regalina y al hórreo del campo de La Garita, y brindándonos preciosas imágenes ante el paisaje de esta bella localidad del occidente asturiano. Bajo los paraguas, los Reyes vivieron un romántico momento en la rasa costera, contemplando la playa del Serón y la playa de la La Ribeirona, bajo el resguardo de los paraguas.

during a visit to cadavéu concejo de valdés as winner of the 33th annual exemplary village of asturias awards, spain, on saturday 29 october 2022
Gtres

Quién diría que antes había recorrido el pueblo, a ratos con sol y a ratos con lluvia, junto a su primogénita. Un baño de masas que iniciaron con una exhibición de la Jota de Cadavéu a cargo del cuerpo de baile “La Regalina”, ante la casa “El Queimao”. Y llegaron las paradas para saludar a los niños, que se les acercaban para obsequiarles con dibujos o simplemente para saludarles. Le siguieron una visita a un taller de costura de trajes regionales asturianos, una breve actuación teatral, la plantación de un tejo o el descubrimiento de una placa conmemorativa. Y todo se retrasó porque llegaron más tarde de lo previsto, y sin la infanta Sofía, que la noche anterior ya había comenzado a sentirse indispuesta.

spanish king felipe vi and queen letizia with princess of asturias leonor de borbon during a visit to cadavéu concejo de valdés as winner of the 33th annual exemplary village of asturias awards, spain, on saturday 29 october 2022
Gtres

En las redes sociales se han compartido imágenes de los tres haciendo parada en un restaurante de la cercana localidad de Cudillero. El diario “La Nueva España” se hacía eco del sentir de los vecinos. “Tenía su sonrisa habitual (refiriéndose a Leonor), pero estaba muy pálida”, decían, e incidían en que, aparte de hablar del mal tiempo y del fastidio de la lluvia, la mayor preocupación de Felipe VI era la salud de su hija. Y desde este mismo medio apuntaron a que tanto la heredera como su hermana tuvieron que ser trasladadas en avión en Madrid para recuperarse. Suponemos que el estado de una y otra habrá mejorado, sobre todo teniendo en cuenta que el lunes 31 de octubre nuestra futura Reina celebraba su 17 cumpleaños. El programa “Fiesta” (Telecinco) apuntó a que el motivo de la indisposición de ambas habían sido los minicanapés que cenaron tras la entrega de los Princesa de Asturias, en la noche del viernes 28 de octubre, consistentes en esferificación de aceituna, anchoa sobre queso azul, gazpacho de fresa, gamba con salsa de curry, envoltura de matachana, tarta de queso y croquetas de centollo.

Ambas se “regalaron” semejante homenaje después de unos galardones en los que Leonor salió con nota. Era la segunda edición que presidía y todo resultó perfecto en el Teatro Campoamor de Oviedo, adonde llegó acompañada de los Reyes, Sofía y su abuela paterna, la reina emérita Doña Sofía. Sentada la esperaba ya su abuela materna, Paloma Rocasolano, quien mientras entraban, a modo simpático y cariñoso, les sacó la lengua. Como simpático fue el momento en el que Felipe VI le comentó que por qué se aplaudía a sí misma después de pronunciar su discurso, que era el momento de que la aplaudieran a ella. Y destacar el momento en el que Carmen Linares y María Pagés, Premios Princesa de Asturias de las Artes, improvisaron una actuación.

familia real española
Ana Ruiz HEARST

Mención aparte tienen los looks que ellas nos regalaron para la última jornada, en modo “sport”. Leonor estrenó un jersey rosa (su color fetiche), de Johnstons of Elgin y pantalones cargo en blanco de Stradivarius, que cuestan 25,99 €. Y Letizia “rejuveneció” con un jersey de rayas marineras de Hugo Boss, unos pantalones Levi’s y botines de tacón ancho. Un look que debido a las inclemencias del tiempo completó estrenando una capa en blanco y negro de Carolina Herrera.

Y es que se impone la naturalidad, como demostró la heredera con una sencilla coleta (su hermana Sofía le lleva ventaja en esto, aunque también es cierto que ocupa otro puesto en la Familia Real) y sonriendo mostrando los brackets. Leonor, cuyas vacaciones de otoño en el UWC Atlantic Collegue de Gales finalizan este domingo 6 de noviembre, se ha coronado ya la Reina de la Generación Z.