1 / 7

Open space

La integración de los espacios es una práctica habitual de las construcciones modernas que encuentran, en la eliminación de las paredes, la fórmula perfecta para optimizar al máximo la superficie disponible. En la reforma integral de este mini apartamento de 47 m², esa tendencia fue determinante para la configuración de unos interiores que transformaron por completo las transiciones originales entre estancias. Un único espacio acoge salón, cocina y comedor al que se suma, de un modo delicado y armónico, el área del dormitorio, todo ello, bañado por la incuestionable luz natural que penetra a través de los grandes ventanales

Credits: homify / projectelab

Una reforma integral perfecta en un mini piso ¡de 47 m²!

¿Quién dijo que una vivienda de apenas 50 metros cuadrados no pudiera combinar atractivo y funcionalidad? La reforma integral acometida en este mini piso de 47 m² evidencia cómo, tras la intervención de los profesionales adecuados, hasta el espacio más reducido puede convertirse en un escenario de película. Pese a que las condiciones de partida de la casa en cuestión no eran muy alentadoras en términos de habitabilidad, la planta del apartamento extendiéndose a lo largo de toda la fachada y proporcionando una interesante luz natural y ventilación adecuada, hacía albergar grandes esperanzas sobre el resultado final. 

El punto de partida de esta intervención, obra de los profesionales de Projectelab, fue dar respuesta a las nuevas realidades del propietario que, entre otras cosas, proponía un replanteamiento del espacio interior capaz de satisfacer unas necesidades funcionales contemporáneas. La impronta personal de los expertos, que entienden la arquitectura en relación con el paisaje y las historias acaecidas en el entorno del proyecto, se evidencia en unos resultados que cumplieron con las expectativas. ¿Quieres conocer todos los detalles? ¡Sigue leyendo!