Qué esperar de la cuarta temporada de La casa de papel, la serie que ha recogido sus frutos en Netflix

La casa de papel se ha convertido en la ficción televisiva española por excelencia. Tras el lanzamiento de la tercera entrega el pasado 19 de julio, con ocho capítulos donde la esencia permanece intacta, podemos afirmar sin despeinarnos que se ha convertido en una serie de culto como años atrás lo fueron Verano azul o Farmacia de guardia.

(©Netflix)

Y es que el título creado por Álex Pina cumple todos los ingredientes para entender el fenómeno que se ha creado alrededor de la historia que consiguió un Emmy a Mejor serie dramática. La casa de papel es idolatrada por fans de medio mundo que huyen de cualquier sobrevaloración al respecto. De hecho, hasta los expertos de algunos de los medios de comunicación más prestigiosos han caído rendidos ante la serie española de referencia que también tiene enganchado a Stephen King. "Ninguna película de acción de Hollywood podría haber sido mejor dirigida", aplaudía recientemente la alemana Juliane Klein en Citizen Z.

Atendiendo a los datos aportados por la plataforma de streaming 34 millones de suscriptores han visto la tercera temporada durante los primeros siete días, una cifra de récord que invita a los responsables detrás de la banda de atracadores liderada por una especie de Robin Hood apodado El Profesor a estrujarse los sesos de cara a nuevos episodios si quieren recibir los mismos elogios.

El listón cada vez está más alto y, de hecho, podríamos decir que hasta ha tenido un efecto vírico en nuestra realidad ya que recientemente se ha recreado el acto delictivo que centra la historia mediante el robo a la Casa de la Moneda en México. Y es que en la serie de habla no inglesa más vista de Netflix los verdugos se convierten en héroes a ojos de los ciudadanos.

La cuarta temporada promete dar más alas a este icono daliniano que muestra la rebeldía contra el orden establecido. Para ello, primeramente, la historia debe resolver el potente cliffhanger con el que ha despedido la tercera entrega en el que la vida de uno de los personajes principales pende de un hilo tras ser alcanzada por un francotirador. Esta sobrecogedora escena deja a los seguidores con la necesidad de ver el siguiente episodio lo antes posible disparando las expectativas de los próximos ocho capítulos que todavía no tienen fecha de estreno.

De cualquier manera, Netflix confirmó el pasado mes de junio durante la presentación de la tercera entrega en Madrid que el rodaje de la parte 4 ya está en marcha y completará su recorrido tras su emisión inicial en Antena 3 aunque, por el bien de la historia, deseamos que el chicle no se estire más de lo necesario.

Apenas se conocen más detalles y si habrá incorporaciones ya que los personajes principales funcionan muy bien gracias a la química incuestionable entre sus actores protagonistas. De cualquier manera, cabe la posibilidad de que Belén Cuesta tenga un peso relevante en los próximos episodios tras su cameo como rehén que podría justificar su aparición en la cuarta temporada.

Su rol no tendría desperdicio si tenemos en cuenta además que Itziar Ituño reveló en una entrevista publicada en YouTube por Fanpage Italia que habrá mucho drama dentro de la banda. “En la cuarta temporada van a tener un gran enemigo dentro del banco y no lo van a pasar bien”.

Lo que sí cabe esperar es que La casa de papel mantenga una mayor ambición narrativa, continuando con el ritmo vibrante que ha marcado la tercera tanda y que tanto nos ha estimulado.

Para seguir leyendo:

¿Es buena o mala La casa de papel? Estas son las claves de su éxito internacional

Unos padres argentinos registran a su bebé con el seudónimo de uno de los personajes de La casa de papel

Imagen: ©Netflix