Tres provincias de España creadas en 1822 que no duraron ni dos años

·3 min de lectura
Photo credit: Wikimedia Commons
Photo credit: Wikimedia Commons

Bienvenidos a España, 1822. Hace dos años que el levantamiento liberal del Rafael del Riego ha parido un nuevo periodo constitucional en España tras la restauración borbónica del absolutismo con Fernando VII. Estamos en lo que se conocería como el Trienio Liberal, entre 1820 y 1823, Fernando VII ha tenido que restablecer a la fuerza la Constitución de 1812 y que suprimir la Inquisición española y España tiene 52 provincias, el máximo número en su historia. ¿Cuáles son las nuevas invitadas a la repartición territorial de España? La provincia del Bierzo, Calatayud y Játiva. No llegarían a cumplir los 20 meses de vida.

Pregunta de cultura general: ¿cuántas provincias tiene España actualmente? 50 (y dos ciudades autonómicas). Al contrario que el actual sistema autonómico, la demarcación provincial en España se remonta a las Cortes de Cádiz durante la Guerra de Independencia, cuando se abolieron los señoríos jurisdiccionales y se consagró constitucionalmente que el país estaba dividido en 32 provinciales con las mismas obligaciones (36 después de algunas correcciones). Pero nada de esto se llegó a aplicar tras el regreso de Fernando VII y el absolutismo en 1814. La división territorial actual se remonta a 1833, cuando la regencia de María Cristina estableció las provincias que todos conocemos; en aquel momento 49, porque Canarias originalmente no estaba dividida en dos.

Photo credit: El País
Photo credit: El País

Pero antes de todo esto hubo un breve paréntesis en 1822 que acaba de cumplir su bicentenario. El 27 de enero las Cortes aprobaron por mayoría el proyecto de Felipe Bauzá y el ingeniero José Agustín de Larramendi Muguruza de dividir el territorio español en 52 provincias. Una trama única y sin excepciones de unidades administrativas, gubernativas, judiciales y económicas según los criterios de igualdad jurídica, unidad y eficacia. Demasiado bueno para durar mucho. Para ello se basaron en la riqueza, la población y superficie de los territorios, que inicialmente iban a constituir 48 provincias; pero una comisión parlamentaria paralela lo enmendó hasta el número de 52. Fue el breve momento de esplendor de las provincias del Vierzo, Calatayus y Játiva.

En Aragón, con unos 100 mil habitantes, la provincia de Calatayud (con capital en Calatayud) ocupaba parte de la actual Zaragoza, de Teruel, Soria y Guadalajara. Extendiéndose más allá de la comarca de León a lo largo de Ponferrada, la provincia del Vierzo (con capital en Villafranca del Vierzo, que entonces se escribía con uve) alcanzaba los 86.365 habitantes según recoge El Idealista. Por su parte la provincia de Játiva (con capital en Játiva), en lo que actualmente es Valencia, era la más grande de las tres, con 164.795 habitantes.

Las tres provincias estaban llenas de vida y orgullo por ser una más entre las 52 provincias del Estado, pero les duró poco. Apenas año y medio después, con el apoyo de la Santa Alianza europea, los Cien Mil hijos de San Luis atravesaron los Pirineos y volvieron a sentar en el trono a Fernando VII de Borbón, que volvió a disolver las Cortes y a anular toda la legislación del Trienio, incluida la división territorial. El 1 de octubre de 1823 desaparecieron todas las provincias.

Cuando diez años más tarde el Estado volvió a dividirse en provincias defitivamente, Caltayud, el Bierzo y Játiva habían dejado de estar en el mapa. Tres breves provincias históricas que acaban de cumplir los 200 años.

Vídeo | Las llamas acechando Ateca nos dan una dimensión de la tragedia que se vive en España

Nuestro objetivo es crear un lugar seguro y atractivo para que los usuarios puedan establecer conexiones en función de sus intereses y pasiones. A fin de mejorar la experiencia de nuestra comunidad, hemos suspendido los comentarios en artículos temporalmente