El procedimiento estético con el que Kim Kardashian presume de vientre plano

·7 min de lectura
Photo credit: Skims
Photo credit: Skims

Cada vez que Kim Kardashian alaba en sus redes sociales un tratamiento estético, sus millones de seguidores se apresuran a buscar más acerca del que pudiera ser el secreto de belleza definitivo de la empresaria, que suele ser bastante reservada a la hora de hablar sobre cuáles son las claves de su rutina. Ha confesado que el láser CoolShine es uno de sus aliados y recientemente ha contado a la revista Allure cuáles son los retoques estéticos que se ha hecho en la cara, por lo que cuando ha subido un ‘story’ en el que habla del láser (pronto descubriremos que Kim no ha empleado el término correcto, pero no queremos hacer muchos ‘spoilers’) en el que confía para presumir de vientre plano, no lo hemos dudado: queremos saberlo todo sobre el procedimiento que asegura ha marcado “un antes y un después” en su silueta. ¿Su nombre? Morpheus. ¿El único problemilla? Kim Kardashian asegura que es realmente doloroso…

Photo credit: Skims x Fendi
Photo credit: Skims x Fendi

Hablamos con diferentes expertos para saber más acerca del secreto mejor guardado (¡hasta ahora!) de la reina de las Kardashian, que tras haber sido criticada por promover la cultura de las dietas, ahora se atreve a abrirnos las puertas de sus universo ‘beauty’. Por cierto: el Doctor, Ghavami, que es en quien ha confiado en esta ocasión, no estará del todo contento con las declaraciones de su importante paciente, pues en la web de su clínica aseguran que “sus increíbles beneficios se logran con un dolor mínimo. Empleamos una crema especial y las agujas son finas y afiladas, por lo que no causan un trauma excesivo en la piel”, explican. Pero entonces... ¿Es realmente doloroso este láser?

Duda número 1: ¿cuánto duele?

Al hablar con el departamento médico de Clínicas Dorsia, nos llevamos la primera sorpresa: “Aunque pudiera confundirse Morpheus con un láser, en realidad no lo es. Morpheus es una radiofrecuencia fraccionada que consiste en unas agujas que se introducen en la dermis entregando una energía basada en la radiofrecuencia. Al igual que el láser, la radiofrecuencia fraccionada calienta el tejido de manera que favorece principalmente dos procesos. Por un lado, genera un daño controlado en la dermis que hace que se genere nuevo colágeno. Por otro lado, calienta las fibras de colágeno presentes en la dermis, lo que hace que estas se contraigan”.

Photo credit: Skims
Photo credit: Skims

Esta aclaración nos la hacen cuando les preguntamos si el procedimiento es tan doloroso como Kim asegura… "Lo que ocurre al introducirse las agujas de manera profunda es la necrosis de la grasa o la muerte de la grasa, la cual será eliminada posteriormente por el cuerpo. Tanto la energía láser en varias de sus formas como el CO2 fraccionado o un láser más avanzado, como el pico láser, consigue generar este daño controlado que favorece la contracción del tejido. El pico láser es un punto más avanzado que la radiofrecuencia fraccionada, ya que la entrega de energía es tan rápida y precisa que permite el tratamiento en fototipos altos sin casi riesgo a la híper o hipo pigmentación; cosa que deberíamos vigilar con el uso de Morpheus u otras radiofrecuencias fraccionadas. Las agujas se introducen en la dermis y es en ese momento cuando se activa la radiofrecuencia", explica el Departamento Médico de Clínicas Dorsia.

"Este proceso es doloroso, no nos vamos a engañar, pero no mucho menos doloroso que otras tecnologías similares como el láser de CO2 fraccionado. Se debe realizar un “daño” para que la piel responda y se produzcan unos resultados óptimos”, explican, no sin dejar de comentar que existen otras tecnologías láser, como Fotona, que también permiten la retracción del tejido sin hacer tanto daño en la dermis como con la radiofrecuencia fraccionada.

Duda 2: ¿realmente elimina la grasa abdominal?

Virtudes Ruíz y María Vicente, cirujanas y médicos estéticos con consultas en Murcia y Lorca, explican que este procedimiento, que se emplea tanto en rostro como cuerpo, ofrece grandes resultados por su efecto tensor y también por luchar contra el gran enemigo de muchas mujeres: la celulitis.Lo que normalmente llamamos celulitis es una grasa adherida al tejido que hay justo debajo de la dermis, que con el tiempo crea puentes de tensión por el crecimiento de las células grasas y producen el aspecto de piel de naranja y de irregularidad de la piel. Esta radiofrecuencia es capaz de destruir estas células adiposas y por lo tanto las irregularidades, además conjuntamente producirá colágeno y elastina para aportar firmeza y uniformidad a la piel tratada”, explican. “Por tanto, para lo que va realmente bien es para mejorar los hoyuelos de la celulitis y la celulitis en general, así como para dar en pocas sesiones gran firmeza a la piel tratada”, aclaran.

Teniendo en cuenta que Kim Kardashian sigue una dieta muy saludable y hace ejercicio hasta dos veces al día, nos preguntamos cómo es posible que se someta a este tipo de procedimientos y si es necesario tener un peso determinado o haber llevado a cabo una dieta concreta para poder apostar por él. “Morpheus llega hasta los 8 milímetros, por lo que si actuamos sobre algún tejido graso, es la grasa superficial. Para entendernos, la grasa superficial es la capa de grasa que tanto nos cuesta quitarnos y que no suele modificar su tamaño con la pérdida de peso; es la capa de grasa con la que al realizar una liposucción de alta definición jugamos para dibujar los supuestos músculos; es la grasa que vemos cuando decimos “si no tuviera esta capita, se me verían los abdominales”, o “estoy a dieta y ejercicio y me veo bien, pero para verme muy bien, me sobra esta capita”. Es por tanto que para que Morpheus nos dé un resultado en cuanto a la pérdida de grasa, debemos tener solo esa capa de grasa superficial, ya que con la grasa profunda (que es la que elimina la liposucción principalmente) no hace nada. Lo bueno es que unido a la eliminación de esa grasa más superficial, genera la retracción del tejido, lo que hace que se vea el cuerpo más estilizado”, explican desde el departamento médico de Clínicas "Es un procedimiento indicado para acúmulos de grasa localizada. Si tienes sobrepeso, debes antes hacer dieta saludable", advierte Paloma Cuenca directora de Clínica Golden.

Por su parte Virtudes Ruíz y María Vicente aclaran que las personas con sobrepeso u obesidad no son las pacientes idóneas. Si tienen claro, en cambio que, lo que buscan es mejorar la celulitis, pero no perder peso, entonces sí podrán apostar por Morpheus. “La paciente idónea es aquella con poco o ningún sobrepeso que tiene celulitis y flacidez, algo que es más habitual de lo que podemos pensar, sobre todo a partir de los 35 años, aunque en pacientes más jóvenes funciona muy bien y está muy indicado, ya que los resultados serán visibles con menos sesiones”, explican.


Duda 3: ¿cuántas sesiones y qué cuidados posteriores son necesarios?

Por supuesto, la otra pregunta habitual es saber cuántas sesiones son necesarias para notar resultados. “Estos efectos los vemos a partir de la primera sesión, aunque el número depende de cada paciente. Si buscamos efectos más pronunciados, lo más recomendable es realizar otra sesión al cabo de los cuatro o cinco meses. Los efectos de Morpheus 8 siguen activos durante varias semanas tras la aplicación del tratamiento y sus resultados se mantienen a largo plazo”, explican desde la Clínica FEMM. "Dependiendo de si tratamos la cara o el cuerpo y del estado de la piel, se necesitarán entre tres y seis sesiones, con una media de tres sesiones en general", apostillan las cirujanas y médicos estéticos Virtudes Ruíz y María Vicente.

Duda 4: ¿por qué alucinada Kim con los resultados de Morpheus?

Para finalizar… ¿Por qué es Morpheus diferente y qué tiene de especial para haber cautivado a Kim Kardashian, que tiene a su disposición todo tipo de tratamientos? El Departamento Médico de Clínicas Dorsia responde. “La radiofrecuencia fraccionada es un arma más dentro de la medicina estética y nos permite tener resultados como los del CO2 fraccionado, pero de manera más controlada y con un postoperatorio menos complicado. Morpheus es una gran herramienta contra la flacidez y se obtienen unos resultados diferenciales con respecto a otras tecnologías”, explican. "Es el primer y único dispositivo del mundo que actúa sobre el tejido subdérmico corporal y facial para tratar la celulitis y la grasa localizada", señala Paloma Cuenca directora de Clínica Golden.
Durante los primeros días, lo habitual es que como observamos en el abdomen de Kim Kardashian, la piel esté enrojecida y algo hinchada, y no es extraño que incluso aparezcan pequeñas costras. Por ello, durante los tres primeros días, hay que aplicar una pomada antibiótica y a partir de entonces, poner crema hidratante y protección solar.