#Preguntaalajefa: ¿Qué ejercicios hacer para trabajar la papada??

·4 min de lectura
Photo credit: Marco Valenti
Photo credit: Marco Valenti

Ya sabéis lo “cansina” que soy con la importancia del trabajo de fuerza para poder subir sola la maleta al compartimento superior del avión. Como nos explicaba Ismael Galancho en el episodio 116 de El Podctast de Cristina Mitre: “Hay que trabajar el músculo, el gran olvidado, porque es un gran órgano endocrino. La pérdida de calidad y masa muscular está detrás de casi todas las enfermedades del siglo XXI”.

Lo cierto es que una de mis motivaciones para trabajar la fuerza es que en un futuro me permita levantarme sin ayuda del sofá (soy previsora) y nunca me lo había planteado para acabar con la papada. Así que cuando me preguntaron sobre ejercicios para eliminarla, primero me dio un poco la risa floja (yo confieso), y luego pensé: “¿Se podrá”. Así que hice lo que me sale en automático: preguntar al experto.

“Considerándolo desde cierto punto de vista, la papada no es más que el resultado de un exceso de energía, o lo que es lo mismo, de haber ingerido más calorías de las que necesitamos. Nuestro cuerpo deposita después ese exceso de energía en diferentes zonas (glúteos, cartucheras abdomen…), y una de ellas es la zona debajo de la barbilla o papada. ¡El cuerpo puede almacenar grasa hasta en la lengua!”, me explica Javier Butragueño, Doctor en Ciencias de la Actividad Física y del Deporte, especializado en pérdida de peso, obesidad y problemas metabólicos y autor de Entrena para la vida.

Más allá de lo estético, el acúmulo de grasa en la papada puede convertirse en un problema de salud. Si hay un aumento excesivo de grasa en esa zona cercana a la pared de la garganta el flujo respiratorio puede verse afectado, causando que entre menos oxígeno en nuestros pulmones.

Por otro lado, cumplir años también se refleja en la papada. Cuando envejecemos suceden varios fenómenos que se hacen visibles en esa zona –unos son fruto de la gravedad, y otros, del propio envejecimiento–, como el descenso de los paquetes grasos, la reabsorción ósea, el descolgamiento, la flacidez… La cara pasa con los años de verse como un triángulo invertido a verse como un triángulo con la base abajo. La medicina estética también tiene una alternativa para la papada. Nos lo contó la Dra. Mercedes Sáenz de Santamaría en El Podcast de Cristina Mitre.

Si tu objetivo para “trabajar” la papada es perder grasa en esa zona, la respuesta a la pregunta es que no existe ningún ejercicio que logre eso. Ni en la papada ni en ninguna otra zona del cuerpo. De eso hablamos en este episodio de mi podcast: La ‘pérdida’ de grasa localizada, explicada por dos expertos, con Javier Butragueño y Sergio Espinar. Para perder grasa corporal la solución pasa por mantener una dieta saludable y hacer déficit calórico, teniendo siempre en cuenta que no podemos decirle a nuestro cuerpo de dónde perder…

¿Pero podríamos mejorar de alguna manera la apariencia de la papada con ejercicios específicos? Bueno, entonces te diría que la respuesta es más complicada. Igual que podemos trabajar los músculos de las piernas o los brazos, la masa muscular facial se podría aumentar y mejorar con ejercicio. Tenemos más de 50 músculos en cara y cuello y, como todos los demás, se pueden entrenar o rehabilitar.

La gimnasia facial o fitness facial sí podría mostrar algún resultado, siempre que se acompañara de una adecuada alimentación y cuidados cosméticos correctos. Pero, ojo, los estudios al respecto hablan solo de “resultados modestos” de la apariencia facial tras 20 semanas realizando una rutina de ejercicios de 20 minutos diarios o en días alternos…

La verdad es que actualmente disponemos de otras opciones con resultados mucho más rápidos y eficaces para la papada. Al margen de la cirugía, hay tratamientos médico-estéticos con máquinas como los ultrasonidos, por ejemplo, o con rellenos para recuperar y mantener los volúmenes adecuados en el rostro y evitar ese proceso de pérdida del triángulo invertido.

Internet está lleno de vídeos con ejercicios de gimnasia facial para la zona de la papada y la mandíbula. Puedes probar. No te olvides de que también deberías trabajar los músculos del cuello y no perder de vista mejorar tu postura corporal.