Esta preciosa casa del siglo XIX funcionaba como molino junto al río

·2 min de lectura
Photo credit: Airbnb
Photo credit: Airbnb

Si no has tenido más remedio que quedarte trabajando en la ciudad este verano, seguro que estás soñando con cogerte una semana (como mínimo) de vacaciones y escapar del calor y el asfalto. Pues hemos encontrado el destino perfecto, ese que logrará devolverte la energía que has ido perdiendo con los meses. Para llegar hasta él, tendrás que subir a un avión rumbo a Eslovenia, porque allí se ubica este maravilloso molino del siglo XIX, en la localidad de Brežice.

El entorno no podría ser más idílico, con un bosque y multitud de sendas para ir a pie o en bicicleta, y un río por el que puedes navegar o dedicarte a la pesca.

Photo credit: Airbnb
Photo credit: Airbnb

El molino ha sido totalmente restaurado para convertirse en un alojamiento vacacional de lujo. En el interior, te sorprenderán los techos altos y los espacios abiertos, decorados con un estilo entre rústico y actual con toques de color.

Photo credit: Airbnb
Photo credit: Airbnb

La cocina dispone de una amplia isla central de madera equipada con todo lo necesario.

Photo credit: Airbnb
Photo credit: Airbnb
Photo credit: Airbnb
Photo credit: Airbnb

En el mismo espacio de la cocina, hay una gran mesa de comedor de madera con seis sillas.

Photo credit: Airbnb
Photo credit: Airbnb

Desde el salón, una escalera de madera conduce a un coqueto dormitorio con dos camas individuales, ideal para alojar a los niños en viajes familiares.

Photo credit: Airbnb
Photo credit: Airbnb
Photo credit: Airbnb
Photo credit: Airbnb
Photo credit: Airbnb
Photo credit: Airbnb

La vivienda dispone de otros dos dormitorios, uno de ellos con balcón privado y vistas al río, y el otro con vistas al jardín. ¿Con cuál te quedarías?

Photo credit: Airbnb
Photo credit: Airbnb
Photo credit: Airbnb
Photo credit: Airbnb
Photo credit: Airbnb
Photo credit: Airbnb

Aunque los interiores resultan acogedores y confortables, lo que más enamora de este curioso alojamiento son los exteriores, tanto la fachada como el jardín con tumbonas, el estanque de peces, el huerto y el horno de piedra para comer o cenar al aire libre. ''¡Nuestra estancia en el molino fue maravillosa! Es un lugar perfecto para alejarse de la vida cotidiana porque es muy tranquilo y pacífico. Ni siquiera sentíamos la necesidad de hacer excursiones de un día en ningún otro lugar, incluso cuando estuvimos allí durante toda una semana, porque queríamos pasar el mayor tiempo posible en este hermoso lugar. Disfrutamos especialmente haciendo viajes con los barcos y comiendo verduras y hierbas frescas del huerto'', comenta Elisabeth, una de las huéspedes.

Photo credit: Airbnb
Photo credit: Airbnb
Photo credit: Airbnb
Photo credit: Airbnb
Photo credit: Airbnb
Photo credit: Airbnb
Photo credit: Airbnb
Photo credit: Airbnb
Photo credit: Airbnb
Photo credit: Airbnb
Photo credit: Airbnb
Photo credit: Airbnb

¿Quieres pasar tus vacaciones en este bucólico lugar? Pues puedes reservar tu estancia a través de Airbnb.