Plan detox para eliminar toxinas

Por Ana Gómez Viñas
Photo credit: Getty

From Diez Minutos

En estas fechas señaladas es habitual disfrutar de caprichos gastronómicos. Un aumento del consumo de azúcares, carnes grasas y embutidos puede pasarnos factura en enero. Después de los excesos navideños, llega el momento de afrontar un plan detox que nos ayude a establecer una rutina de depuración del organismo. Confía en los beneficios de la naturaleza y comienza la mañana con una infusión de cola de caballo, una planta que tiene entre sus componentes altos niveles de nutrientes y minerales, como el silicio y el potasio. Además, es rica en alcaloides y flavonoides, dos antioxidantes naturales. Por sus propiedades depurativas y purificantes, la cola de caballo ayuda a eliminar líquidos de forma natural.

Photo credit: Getty



Equilibrar el organismo

Después de la comida es un momento ideal para tomar una infusión detox, un complemento de la dieta con efectos beneficiosos que contribuyen a equilibrar el organismo y mejorar las digestiones. También ayudan a reducir la retención de líquidos y a activar el metabolismo.

Existe una amplia variedad de plantas diuréticas y depurativas para consumir en infusión, como por ejemplo el ortosifón que, junto con la cola de caballo, favorece la eliminación de líquidos. En esta línea, otras plantas beneficiosas son la flor de saúco, la ortiga o el té verde.


Por la noche, prueba una infusión con una combinación de alcachofa, cola de caballo y hojas de Sen, que te ayudará a eliminar toxinas. Pueden mejorar tus digestiones y te sentirás menos hinchada. Una alimentación y hábitos saludables son fundamentales para recuperar tu peso ideal.

Hábitos saludables: ¡Actívate!

Photo credit: Getty

Arranca el año con nuevos propósitos. Di adiós al sedentarismo: una actividad recomendable puede ser un paseo a buen ritmo durante 20 ó 30 minutos. La OMS aconseja 150 minutos a la semana de práctica aeróbica.

Para depurar el organismo también es importante una alimentación saludable, rica en verduras, legumbres, fruta, pescado azul y consumo moderado de carne roja.