Pipi Estrada se sube al carro del drama personal de Miriam Sánchez

·3 min de lectura
MADRID, SPAIN - NOVEMBER 22:  Actress Lucia Lapiedra (L) poses with Pipi Estrada during the 2007 Sports Awards by Diario AS at the Telefonica Arena on November 22, 2007 in Madrid, Spain.  (Photo by Jasper Juinen/Getty Images)
Pipi Estrada habla públicamente de las miserias de Miriam Sánchez (Photo by Jasper Juinen/Getty Images)

Recientemente saltaba a los medios el delicado estado de salud de Miriam Sánchez. La exactriz de cine para adultos y ganadora de ‘Supervivientes 2008’ estaría atravesando una crisis personal y de problemas con el alcohol.

Mientras ella lucha por subir a flote y retomar las riendas de su vida planteándose vivir la ‘slow life’ en Canarias para alejarse así de las malas compañías, su expareja aprovecha que el drama es público para meter cucharada y, de paso, quedar de buen mozo y padre coraje.

Pipi Estrada, al que todos conocemos como personaje televisivo por sus idas y venidas con Terelu Campos y con la propia Miriam es quien se hace cargo de la hija de adolescente de Sánchez que vive con él.

Sin embargo, lejos de proteger la intimidad de la menor y el honor de Miriam, ha querido pronunciarse sobre el estado de la exactriz detallando que “apareció en mi casa en un estado deplorable”, entre otras lidenzas que, aunque sean ciertas, son innecesarias si no es para dar carnaza a la prensa.

Estrada ha comentado a ‘ABC’ que “Qué pena. Apareció en mi casa en un estado deplorable. Estaba mi hija delante, intentamos controlarla. Cogió dos cervezas de la nevera. Quiso tirar un cuadro por la ventana”.

Además de contar este episodio personal del ámbito familiar, Pipi suaviza el discurso y en tono paternalista expresa al citado medio que: “Es muy triste ver como una mujer brillante se autodestruye. Esto es la autodestrucción de la mente y del cuerpo”.

No niego que a Pipi le pueda afectar que la madre de su hija esté en decadencia pero, en vez de hablar con un periódico debería aconsejarle que ingrese en rehabilitación si considera que eso es lo que necesita. Supongo que, en privado, se lo habrá dicho pero, ¿qué necesidad hay de saltar a los medios a hablar del drama de Miriam? Si no es por notoriedad, no le veo otra excusa.

El periodista deportivo asegura que: “Si Miriam no se pone en manos de profesionales acabará muy mal. Ya no estamos juntos pero es la madre de mi hija. Es mi familia y lo que le pase a ella me afecta”.

No sé hasta qué punto a alguien hundido en una depresión profunda (que ella misma contó en el ‘Deluxe’) y sufriendo adicciones que también relató a sustancias como alcohol, tranquilizantes o cocaína le va ayudar que sus demonios salgan al foco mediático.

Sin embargo Estrada espera que la presión de que esto es público y, siendo justos no lo ha filtrado él al menos que se sepa, haga reaccionar a Miriam Sánchez de una vez por todas y se sienta ‘obligada’ a luchar por vivir en condiciones.

Lo cierto es que apena ver a una chica tan joven, tan llena de vida y además madre de una niña de 14 años tirar su vida por la borda de este modo pero, con fuerza de voluntad y empeño, Miriam ha demostrado en otras ocasiones que es una mujer fuerte y espero que pueda salir de esta “a pesar” de las piedras que Pipi le ponga en el camino con sus bienintencionadas declaraciones públicas sobre su declive personal que debería ahorrarse.

Nuestro objetivo es crear un lugar seguro y atractivo para que los usuarios puedan establecer conexiones en función de sus intereses y pasiones. A fin de mejorar la experiencia de nuestra comunidad, hemos suspendido los comentarios en artículos temporalmente