‘Pasapalabra’ me ha trasladado a mi infancia gracias a Ramón Langa

·4 min de lectura

Este miércoles, Pasapalabra recibió entre sus nuevos invitados a un actor, como sucede en tantas ocasiones. Solo que, esta vez, era un intérprete a cuyo trabajo estamos muy acostumbrados, pero no tanto a su cara. Hablamos de Ramón Langa, quien lleva metido en la profesión desde inicios de los años 80, y que es, quizá, uno de los actores de doblaje más célebres de nuestro país. Sus graves cuerdas vocales son las que, por ejemplo, dan vida en castellano a los diálogos de Bruce Willis en sus películas, y también es el habitual actor de doblaje de Kevin Costner. Sin embargo, para mí Ramón Langa me retrotrae a mi infancia, cuando leía su nombre en los créditos de una de las series que más me ilusionaba de pequeño. Estoy hablando de David el Gnomo.

GUÍA | Los pasos que tienes que seguir para poder ver un tuit no disponible por tus preferencias de privacidad

Al leer el nombre del médico más célebre y diminuto de la televisión, seguro que muchos están escuchando mentalmente su voz, y comprobarán que no encaja con lo que estamos acostumbrados a oír de los labios de Bruce Willis. Efectivamente, el personaje de David no estaba doblado por Ramón Langa, sino por José María Cordero, un veterano actor que también doblaba a Vicent Price, Victor Mature o Boris Karloff. En David el Gnomo, Ramón Langa no era precisamente uno de los gnomos, ni tampoco uno de los malvados troles (que, curiosamente, en la serie eran referidos como trolls, algo que es incorrecto en español). Y es que Langa era el encargado de doblar ¡a Swift, el fiel zorro que llevaba a David allá donde tuviese que ir!

Tras formarse en Arte y Declamación, y hacer varios trabajos en teatro y cine, Ramón Langa comienza a formarse como actor de doblaje en la escuela de Salvador Arias y Enrique Cornejo. De la mano de Arias, precisamente, comienza a trabajar en este sector, y logra echar raíces de una manera tan sorprendente que se aleja de los escenarios y las cámaras durante unos cuantos años. De su extensa filmografía como doblador, David el Gnomose sitúa como uno de sus primeros trabajos en este sector.

Erróneamente, muchos espectadores recuerdan el personaje de Swift como un animalito que corría de aquí para allá, que jadeaba y poco más. Pero no era así, o al menos, no del todo: de vez en cuando el zorro dejaba sus pensamientos en una voz en off,y ahí es cuando podíamos escuchar a Ramón Langa interpretando con todo su esplendor, el mismo que derrocha cuando se mete en la piel de Bruce Willis, o cuando promociona una conocida marca de zumos.

Las voces de David el Gnomo tenían algo mágico, realmente cautivador. Por Ramón Langa y por el resto del reparto, aunque admito que, como espectador, sentía una especial debilidad por el personaje Lisa, a quien doblaba Matilde Conesa.Una actriz de registro grave, pero que sacaba su lado más dulce cuando tenía que dialogar con David. Aunque no siempre sus personajes eran tan nobles como el de la esposa del afamado médico que era siete veces más fuerte que tú.

Matilde, que falleció en 2015, también marcó la infancia de muchos de los que tenemos 30 años o más: ella era la voz por ejemplo, de la Bruja Avería de La bola de cristal, y de la villana Úrsula de La Sirenita en la película homónima de Disney y en todas las series y largometrajes para el mercado doméstico en el que apareció este personaje (House of Mouse, El club de los villanos, La sirenita: La serie…). Aunque, si tenemos que quedarnos con una mala malísima a la que interpretase Matilde, esa sería, sin duda, la Angela Channing de Falcon Crest, a la que encarnó Jane Wyman en la famosa soap opera sobre secretos familiares y viñedos.

Ramón Langa, actor y doblador en un estudio de doblaje (Foto de Matias Nieto/Cover/Getty Images)
Ramón Langa, actor y doblador en un estudio de doblaje (Foto de Matias Nieto/Cover/Getty Images)

Cada episodio de David el Gnomo contaba con una pequeña introducción de un narrador, interpretado por Teófilo Martínez. Otro actor de doblaje que nos acompañó en numerosas series. Narró Ruy, el pequeño Cid y La Llamada de los gnomos, y también participó en La Abeja Maya, Sherlock Holmes, D'Artacán y los tres Mosqueperros, La vuelta al mundo de Willy Fog ¡y hasta Los Caballeros del Zodiaco!

No podría hacer un repaso de todas las voces de David el Gnomo sin hablar de los ya citados troles: Hooley (doblado por Paco Hernández) Pat (Ángel Egido), Poopey (José Moratalla) y Pot (Manuel Peiró, quien además se encargaba de la dirección del doblaje).

Así pues, ver a Ramón Langa ha sido un viaje al pasado, en la que un recuerdo y una voz llevaba de una serie a otra. A una era en la que los bocadillos de Nocilla eran la mejor opción para merendar, en la que en la televisión nos transmitían mensajes como “nadie es mejor por ser más grande”… Y en la que, si apuramos, hasta había programación para los pequeños de la casa, algo que ya ha desaparecido de todas las cadenas generalistas.

Más historias que podrían interesarte:

Nuestro objetivo es crear un lugar seguro y atractivo para que los usuarios puedan establecer conexiones en función de sus intereses y pasiones. A fin de mejorar la experiencia de nuestra comunidad, hemos suspendido los comentarios en artículos temporalmente