El partido entre Gimnasia y Boca fue suspendido por incidentes

El partido entre Gimnasia y Boca en La Plata, el último de la jornada 23 de la Liga Profesional , fue suspendido después de incidentes en las afueras del estadio.

Solo se jugaron nueve minutos cuando la policía reprimió a los hinchas que querían entrar al estadio y los gases lacrimógenos afectaron tanto a los simpatizantes como a los protagonistas del partido, que escaparon rumbo a los vestuarios.

La situación no se resolvió con el correr de los minutos, la represión de las fuerzas de seguridad continuó, los hinchas comenzaron a abandonar el estadio con la intención de resguardarse de los gases y finalmente llegó el comunicado oficial con la suspensión del encuentro.

El árbitro Hernán Mastrángelo suspendió por falta de garantías el partido entre Gimnasia y Boca por la fecha 23 del torneo. El encuentro estaba 0-0 en 9 minutos del primer tiempo", publicó la Liga Profesional a través de las redes sociales.

El partido era de mucha relevancia porque Boca buscaba una victoria que le devuelva la punta del campeonato, mientras que Gimnasia esperaba acercarse de nuevo al lote de arriba para pelear el título y la clasificación a las copas internacionales.

Un par de horas después, la AFA oficializó en un escueto comunicado que el duelo entre Boca Juniors y Gimnasia no se jugará este viernes y será reprogramado cuando sea oportuno.

Foto: Getty Images