Parches antiojeras: el truco de los profesionales para que realmente funcionen

Los parches antiojeras de hidrogel son los favoritos de celebrities y modelos como Hailey Bieber, una de las mayores prescriptoras de este producto que utiliza a diario y comparte a través de sus redes sociales. (Foto: Youtube)
Los parches antiojeras de hidrogel son los favoritos de celebrities y modelos como Hailey Bieber, una de las mayores prescriptoras de este producto que utiliza a diario y comparte a través de sus redes sociales. (Foto: Youtube)

Los parches antiojeras se han convertido en el tratamiento natural más demandado para resolver el problema de las ojeras, un efecto colateral del envejecimiento, que se acrecienta con el cansancio, la falta de sueño o por pasar demasiadas horas frente a las pantallas. Y es que se necesita una formulación específica para el área de los ojos porque la piel es muy delgada, un 40 por ciento más delgada que el resto de la piel de la cara.

Actrices y modelos como Jennifer López, Olivia Palermo, Jennifer Aniston o Victoria Beckham (entre otras muchas) dan fe de que los parches antiojeras son el producto ideal. Día sí día también aparecen en sus stories luciendo estos parches antifatiga para el contorno de los ojos y demostrando que es el truco de belleza ideal para aparecer radiantes en cualquier evento o alfombra roja.

Sí, los parches antiojeras hidratan y relajan la piel, reduciendo los signos de fatiga, la hinchazón y los surcos oscuros. Pero no obran milagros (dependiendo de la causa lo tienes más o menos difícil) ni basta con ponerlos de cualquier manera.

Sí, las instrucciones dicen que se deben aplicar directamente sobre la piel limpia y seca, y esperar. Pero, hazme caso, así no 'borrarás' tus ojeras. Tienes que esforzarte un poco más.

Para que los parches antiojeras realmente funcionen, hay que preparar la piel antes de aplicarlos. ¿Cómo? siguiendo un sencillo ritual: Masajeando la zona con pequeños toques o presiones ligeras, lo que se conoce como 'tapeteo'.

La técnica consiste en dar suaves golpecitos en modo de tapeteo por toda la zona inferior del ojo, siempre de dentro hacia fuera para drenar y descongestionar. Repítelo 5 veces. De este modo conseguirás estimular la microcirculación y preparar la piel para que pueda absorber los ingredientes activos del parche.

Pero, ¡cuidado! No cometas el error de sobrecargar la zona utilizando antes mascarillas faciales. Ten cuenta que muchos parches están elaborados con un hidrogel especial que contiene un concentrado de colágeno con oro de 24 K, cafeína, ácidos hialurónicos, niacinamida... y están enriquecidas con potentes sueros e ingredientes activos como, por ejemplo, vitamina C, té verde, citricos o extractos de perlanegra.

Un cóctel muy completo capaz de reafirmar y descongestionar la piel, además de ofrecer una acción antiarrugas y de devolver a la piel toda su luminosidad. Si aun así quieres ponerte una mascarilla, haz como Hailey Bieber y aplícala por todo del rostro pero dejando libre el contorno de ojos. Con poner ahí los parches es suficiente.

Una vez que hayas elegido el mejor te venga (más abajo te doy opciones) y tras los prolegómenos, llega el momento de colocar los parches. Es importante seguir el contorno natural del rostro, buscando el hueso orbicular para situar bien el parche y seguir su curvatura ascendente.

"Hay que empezar en el área del lagrimal e ir extendiendo el parche hacia las sienes, finalizando en la zona de las patas de gallo", cuenta Verónica Fuentes, Make Up Artist Coordinator en Sephora España, en declaraciones a la revista Hola!

A veces, al ser un tejido impregnado de tratamientos en crema o líquidos, es inevitable que queden pliegues. Por eso te tienes que "asegurar que el parche ha quedado perfectamente adherido, realizando un suave deslizamiento con el dedo por toda la ojera, siempre en dirección ascendente, sin que queden burbujas", aclara la experta.

La frecuencia de uso y el tiempo de aplicación (el que marque el fabricante) son otros puntos clave. En algunos parches, los ingredientes activos tienen una concentración tan alta que basta con que permanezcan solo unos 10-20 minutos y darle a tu mirado un impulso instantáneo.

Una vez pasado el tiempo de aplicación, es conveniente realizar otro masaje, muy suave y ¡siempre sin tirar de la piel! Así lograrás una completa absorción del producto. Y es que el 'fitness' facial es una práctica en alza. Estos masajes que se realizan mediante presiones ligeras sobre el rostro sirven para reforzar las rutinas de belleza, y también son el secreto para potenciar los efectos de los parches para el contorno de los ojos.

Así que recuerda que tanto antes de colocarlos, como durante y después, estos movimientos de tapeto consiguen tonificar la piel y reducir las bolsas. De hecho, es el tip profesional de los maquilladores para aumentar la acción del tratamiento en el contorno de ojos, y en el resto del rostro.

El mejor momento para llevar a cabo este ritual es antes de acostarnos, pues es el momento en el que la piel descansa y regenera sus células absorbiendo mejor los tratamientos.

No obstante, para que sus efectos en la piel se noten de verdad deberás ser constante en su uso y aplicar los parches de 2 a 3 veces por semana; fíjate bien en el prospecto porque cada marca fija sus tiempos. Y por cierto, si quieres potenciar la efectividad de los parches, te recomendamos que los guardes en el frigorífico para que estén fríos cuando entren en contacto con la piel.

¿Qué vas a notar? Pues si lo has usado bien, sentirás un chute extra de hidratación y firmeza en la piel del contorno de ojos. La zona estará más suave y jugosa. Además, tu mirada se verá muy luminosa.

Si te apetece probarlos, ¡adelante! Puedes encontrar parches antiojeras en Sephora, Lookfantastic o Druni, así como en tiendas especializadas de cosmética coreana (Por ejemplo, Miin Cosmetics) y marcas como Pixi o Grace&Stella, que lo han petado.

¡Ah! Y no te asustes si sientes una especie de picazón en la zona. Puede que tengas la piel más sensible o reactiva. Así que elige tus productos en consonancia con tu tipo de piel.

Más historias que te pueden interesar:

Ácido hialurónico en las ojeras: los médicos alertan sobre la última tendencia en retoques estéticos

La mejor rutina, según los dermatólogos, para deshacerte de la rosácea