Paige Calendine, la niña gimnasta sin piernas que se ha convertido en un ejemplo de superación

Paige Calendine, gimnasta sin piernas de ocho años. Foto: Facebook Zanesville Gymnastics.

Zanesville es una pequeña localidad de unos 25.000 habitantes situada en el estado norteamericano de Ohio, a unos 80 kilómetros al este de la capital Columbus. Uno de tantos lugares tranquilos y corrientes que raramente salen en las noticias. Pero en estos días se está hablando mucho del club de gimnasia artística local, o más bien de una de sus integrantes.

Se trata de la niña que sale en la foto, quien responde al nombre de Paige Calendine y tiene ocho años. Es fácil apreciar una característica suya que la diferencia de todas las demás niñas del club: carece de piernas. Este detalle, sin embargo, no le impide ni entrenarse como una más ni competir de manera regular.

“Llevo haciendo gimnasia desde que tenía 18 meses. Es lo que más me gusta hacer. Me resulta fácil porque tengo mucha fuerza y puedo hacer de todo”, le cuenta al periódico local Zanesville Times Recorder. Su entrenadora Mallory Gardner lo confirma: “Cuando llegó al club no podía creer lo rápida y fuerte que era. Es realmente sorprendente y no deja que nada se interponga en su camino”.

Paige no considera que tenga ninguna minusvalía, ya que su falta de piernas es de nacimiento; como nunca ha tenido, para ella su situación es completamente normal y se busca la manera de hacer las mismas cosas que los demás con toda la naturalidad del mundo. Tal como cuenta Gardner, “tuvimos que ajustar sus entrenamientos porque eran diferentes a los de sus compañeras, pero ella misma nos ayudó con eso porque sabe perfectamente lo que puede hacer y cómo puede hacerlo”. Sean, el padre de la niña, explica que “decidimos no tratarla como una discapacitada o ponerle las cosas más fáciles. Queremos que aprenda a enfrentarse al mundo real”.

Curiosamente, los que sí tienen dificultades para asimilar la situación de Paige son los jueces de las competiciones en las que participa, ya que para ellos una gimnasta sin piernas es una novedad absoluta que no saben bien cómo valorar y calificar. En el distrito en el que Calendine compite ya están acostumbrados, por eso la niña presume de tener “muchas, muchas medallas y algunos trofeos, creo que cuatro o cinco. Pero voy a ganar muchos más”.

Los interesas deportivos de esta joven van más allá. También practica natación y cuenta que el año que viene pretende entrar en el equipo de tiro con arco. “Sus compañeras la adoran, ella siempre les da ánimos. Tiene muchas amigas”, dice Gardner. Y la propia Paige transmite un mensaje de confianza: “Cualquier cosa que te ocurra en la vida, la puedes superar. Es lo que le diría a otra gente. Puedes hacerlo”.

Más historias que te pueden interesar: