El otoño es el momento de las pelirrojas: 5 tonos que darán que hablar los próximos meses

·3 min de lectura
Photo credit: Axelle/Bauer-Griffin
Photo credit: Axelle/Bauer-Griffin

Son muy pocas las personas que nacen con la suerte de tener el cabello pelirrojo de manera natural, un 2% en todo el mundo. Alrededor de este escueto grupo de población se han escrito numerosas leyendas que los unen a misterios y cuentos, pero más allá de eso, lo cierto es que poseen una característica estética envidiada por muchos. Y sí, también es cierto que son menos propensos a las canas.

Photo credit: Dominique Charriau - Getty Images
Photo credit: Dominique Charriau - Getty Images

A pesar de todo ello, hay más de una que daría mucho por haber nacido pelirroja. Sin embargo, esto tiene una solución muy sencilla: basta con pedir cita en el salón de belleza. Si el pelirrojo siempre ha suscitado el deseo de las que no tienen la suerte de poder lucirlo por obra y gracia de la genética, es en otoño cuando esta obsesión llega a su máximo exponente. La naturaleza se tiñe de tonos cobrizos y las temperaturas, que empiezan a descender, invitan a poner un poco de calidez en el cabello.

Photo credit: Jose Perez/Bauer-Griffin - Getty Images
Photo credit: Jose Perez/Bauer-Griffin - Getty Images

Han sido muchas las celebrities que han querido probar suerte con este color, desde Amaia Salamanca a Kaia Gerber, pasando por Emma Stone, que aunque te sorprenda, no es pelirroja natural, sino rubia. Parece que la próxima temporada los tonos pelirrojos, en su amplia variedad, tendrán una gran presencia y seguro que son muchas las caras conocidas que se atreven con él. Aquí te traemos las cinco tonalidades que se convertirán en las más solicitadas.

Naranja encendido

Photo credit: Carlos Alvarez - Getty Images
Photo credit: Carlos Alvarez - Getty Images

Es el tono que más se acerca al pelirrojo natural y se trata de crear un castaño en el que destaquen los matices rojizos. En estos matices está la clave, pues aunque todos los rostros pueden llevar tonos pelirrojos, las características de cada uno servirán al colorista para decidir si conviene decantarse por tonos más fríos, con tendencia al azul, o más cálidos, brillantes y anaranjados. La idea es que el resultado destaque las características propias de cada persona.

Castaño cobrizo

Photo credit: Pascal Le Segretain - Getty Images
Photo credit: Pascal Le Segretain - Getty Images

No hay duda de que el pelirrojo es un color atractivo, pero también es llamativo y el cambio puede generar respeto. Para todas aquellas que quieren comenzar por algo sutil está el castaño cobrizo, un tono oscuro con reflejos cálidos que puede realizarse a modo de baño de color, de forma que el tono irá perdiendo fuerza con los lavados. Una vez que estés segura del cambio, puedes dar el salto de una forma más definitiva.

Strawberry blonde

Photo credit: Michael Loccisano - Getty Images
Photo credit: Michael Loccisano - Getty Images


¿Vuelve el pelo rosa? Megan Fox y Camila Cabello dicen sí, pero si lo de llevar este tono tan atrevido te parece demasiado siempre puedes optar por un rubio con subtonos rojizos, el strawberry blonde, una coloración que sienta especialmente bien a las pieles claras. La línea entre el rubio y el cobrizo puede ser muy fina, habla con tu colorista y acuerda cuál será el tono exacto que intentará conseguir.

Mandarina neón

Photo credit: Amy Sussman - Getty Images
Photo credit: Amy Sussman - Getty Images

Si lo tuyo son las emociones fuertes y estás acostumbrada a cambiar de color de pelo de manera radical, seguro que te conquista este tono. Se trata de uno de los pelirrojos más llamativos, que busca los matices flúor y lleva el pelirrojo natural, del que hemos hablado en primer lugar, a una saturación máxima.

Cobrizo quemado

Photo credit: Frazer Harrison - Getty Images
Photo credit: Frazer Harrison - Getty Images

Se trata de una de las versiones más oscuras del color, para aquellas morenas que quieran dar un giro a su melena sin abandonar del todo su esencia. Es la versión en rojo del blackberry sangría hair, la coloración para morenas que despuntó a inicios del verano. Para lograrla se crea una base en un tono chocolate sobre la que se aplica decoloración con la técnica de las mechas melting, el procedimiento que ha sustituido a las balayage, lo que le da esa calidez buscada y mucho brillo.