Orinar de pie o sentado, un debate abierto entre la población masculina de algunos países

En la BBC han recogido el debate que aseguran está abierto desde hace un tiempo en algunos países europeos, con especial interés en Alemania, sobre si los hombres han de orinar de pie o sentados. Por un lado están las razones más o menos higiénicas de una opción u otra, pero, ¿qué dice la ciencia? A esta pregunta responden dos fuentes autorizadas por la mencionada cadena que, básicamente, concluyen que en la mayoría de los casos no hay diferencia alguna.

El Alemania los baños públicos promueven que los hombres también se sienten para orinar, según la BBC. (Foto: Getty Images)

Los niños, al menos en España y en su mayoría, aprenden a hacer pis sin pañal sentados. Ya sea en al clásico orinal o directamente en el retrete. Sentarse es lo más cómodo para ellos y también lo más higiénico. Esto segundo se debe a una cuestión de altura (que siempre puede salvarse con un taburete o escalón, cierto) pero, sobre todo, de puntería. Dicho esto, llega un momento en el que pasan de hacerlo sentados a hacerlo de pie.

Lo más extendido es en vertical. De ahí que los baños públicos para hombres cuenten con los típicos urinarios de pared. Sin embargo, según la BBC existe cierto debate sobre si no sería mejor hacerlo sentados. En algunos baños públicos alemanes, señalan, se han colocado unos avisos que prohiben orinar de pie.

Más allá de la higiene (algunos baños de mujeres tienen tantos charcos amarillentos en el suelo como los de hombres), lo cierto es que esta es una postura más sencilla y rápida. No es lo mismo bajar una cremallera o desabrochar unos botones que tener que bajarse las prendas inferiores para poder sentarse. Sobre esto, la ciencia también tiene que decir algo al respecto.

Uno de los estudios que citan en la BBC fue publicado por el semanario científico Plos One y aseguraba que los hombres con la próstata inflamada (aspecto que hace que el paso de la orina se vea obstruido) podían sentir cierto alivio al evacuar sentados. Según esta investigación, esta posición hace disminuir la presión facilitando la salida de la orina y necesitando menos tiempo para vaciar la vejiga.

Sin embargo, en el caso de los hombres sin problemas de próstata no se apreciaron diferencias en cuanto al tiempo necesario para evacuar ya se estuviese de pie o sentado. En el caso del Servicio Nacional de Salud de Reino Unido (NSH) la recomendación lanzada para los hombres con dificultades urinarias, cita la cadena británica, es la de buscar un lugar tranquilo y sentarse.

Volviendo a Alemania, donde el debate parece estar más candente, hace unos años el propietario de una vivienda denunció a su inquilino porque decía que le había estropeado el suelo al orinar en vertical. El juez, de Dusseldorf, rechazó su demanda argumentando que el denunciado actuaba dentro de la norma cultural ya que "orinar de pie sigue siendo una práctica común”.

Más historias que te pueden interesar: