Oosouji, el ritual japonés para tener nuestra casa dispuesta para un año exitoso

·4 min de lectura

Cualquier momento es adecuado para mantener organizado nuestro hogar, incluso para reordenar, desechar y reciclar con el objetivo de sumar espacio y armonía a nuestra vida, pero está establecido culturalmente en muchos lugares del mundo, que el mejor momento es ante un año nuevo.

De hecho, en Occidente el afán por la renovación se extiende a lo largo de los primeros meses del año, mientras que en Japón, país emblemático en materia de orden y aprovechamiento del espacio, suele hacerse un ritual llamado Oosouji al terminar el año.

Según se explica en un artículo de la agencia JTB, especializada en viajes y cultura niponas, el objetivo de este método es empezar el año con buen pie, pero no solo se trata de una gran limpieza física sino que, como muchos otros rituales japoneses que se han puesto de moda en todo el mundo, se busca lograr y mantener la armonía en nuestro hogar y en nuestra vida en general.

Los que saben de orden y limpieza

(Getty Creative)
(Getty Creative)

La limpieza, el orden, y el cuidado de los espacios públicos y de la naturaleza, forman parte de la idiosincrasia de Japón. De hecho, la misma agencia reseña que son tópicos que se incluyen en las materias escolares para arraigar en los niños estos hábitos como forma de vida que han sido parte fundamental de la cultura desde hace siglos como gestos de respeto que se manifiestan desde el hogar a la comunidad.

De esta manera, la limpieza y el orden en Japón, van más allá de desechar algunos muebles y una bolsa de ropa para reciclar, se trata de una actitud que implica también dejar atrás cargas mentales. La psicóloga Noelia Sancho, consultada al respecto por la reconocida revista El Mueble, afirma que cuando limpiamos, nuestro cerebro también desecha emociones y pensamientos innecesarios o difíciles, y agrega que esto permite hacer una especie de reseteo para iniciar una nueva etapa.

Con este poderoso principio claro, no necesitamos más estímulos para planificar la “gran limpieza”, que es la traducción que se le puede dar al término Oosouji. Se hace necesario, y si aún requieres más argumentos, estos son algunos de los beneficios que se le adjudican: incrementar el bienestar, porque un ambiente limpio brinda paz y la felicidad de haber completado el trabajo; y optimiza la planificación del día a día al tener todo a la vista o al alcance de encontrarse de manera rápida y fácil.

(Getty Creative)
(Getty Creative)

También se considera que limpiar y ordenar con tiempo funciona como método de relajación, siempre que se haga sin apuros ni presiones, y además, deshacernos de cosas innecesarias nos hace sentir liberados.

Paso a paso

Para llevar a cabo el Oosouji, es necesario planificarse. No es una limpieza improvisada y superficial, sino que debemos estar mentalmente programados para ello. Tener a mano implementos de limpieza, bolsas, cepillos; poder abrir ventanas y puertas para ventilar los espacios y, muy importante, evitar distracciones como el teléfono celular: debemos estar concentrados enteramente en esta actividad, que cuenta con pasos específicos.

(Getty Creative)
(Getty Creative)

Una iniciativa interesante es involucrar a todos los habitantes del hogar en el proceso, que todos estén concentrados en la misma actividad y el mismo objetivo. Todos valorarán el trabajo bien hecho y colaborarán en el mantenimiento de la armonía de los espacios por más tiempo.

Es recomendable comenzar en la mañana, con ropa cómoda y buena música, e iniciar de arriba a abajo. Esto quiere decir que hay que incluir la limpieza del techo, altillos, repisas; luego se procede a las paredes y todo lo que esté en ellas y se termina con la limpieza del piso. También se recomienda iniciar desde la parte mas alejada de la entrada de la casa, hacia la puerta.

La limpieza con el método Oosouji se hace en el sentido de las agujas del reloj, empezando y terminando en el mismo punto, así se mantiene el orden, no se deja ningún detalle por fuera y se evita que la suciedad se extienda.

(Getty Creative)
(Getty Creative)

Al desechar objetos y artículos innecesarios se clasifica al momento: se sugiere poner en bolsas de basura lo que se va a botar y en cajas lo que se va a donar. Además es importante iniciar y terminar una tarea a la vez, sin dejar nada a medio concluir.

Con la limpieza Oosouji se invita a actuar con suavidad, sin restregar ni frotar demasiado, con plena consciencia de lo que se está haciendo y con productos que no tengan componentes abrasivos. Incluso se sugiere el uso de productos naturales como el vinagre, reconocido en Japón como un eficiente limpiador y desinfectante.

(Getty Creative)
(Getty Creative)

Finalmente, dentro de este método de limpieza se incluye el pago de facturas y cuentas pendientes pues estos compromisos nos mantienen en un estado de tensión que afecta todo nuestro entorno energéticamente.

Suena fácil, pero implica tiempo y buena disposición que de seguro se verán retribuidos con una maravillosa sensación de paz y bienestar, así que manos a la obra.

EN VIDEO: Pon orden también a tu salud financiera.

TAMBIÉN TE PUEDE INTERESAR:

Nuestro objetivo es crear un lugar seguro y atractivo para que los usuarios puedan establecer conexiones en función de sus intereses y pasiones. A fin de mejorar la experiencia de nuestra comunidad, hemos suspendido los comentarios en artículos temporalmente