Once series para quitarte el mono de 'Stranger Things'

Por Justin Kirkland, Gonzalo Cordero
Photo credit: Esquire.es

From Esquire

Muy bien, ya has terminado de ver la tercera temporada de Stranger Things, incluso has analizado a fondo la escena post-créditos y has buceado en los foros para elucubrar sobre las teorías más locas de los fans de la serie de Netflix. Si te has quedado con ganas de más, tienes la opción de volverla a ver en un bucle infinito hasta que se estrene la cuarta (¿y última?) temporada o puedes lanzarte a por otra serie del mismo rollo… E incluso mejor.

Hemos seleccionado once series (no podía ser otro número) que te pueden llenar con creces ese vacío. Hay un poquito de tramas sobrenaturales, de nostalgia, de investigaciones más dramáticas…

Si te va lo sobrenatural…

The Leftovers

Es una de nuestras series favoritas de HBO de todos los tiempos, así que cualquier ocasión es buena para que te la recomendemos. Conecta con Stranger Things porque la acción también parte de una desaparición sobrenatural, aunque en este caso es masiva: no solo se esfuma un niño sino 140 millones de personas. Cada una de las tres temporadas es un mundo, con una historia que sube a la cuerda floja que separa la genialidad del ridículo y comienza a dar saltos mortales, uno detrás de otro. Y se cae, se estampa, y medio muerta se vuelve a levantar. Arriesga y quizá pierde, pero por el camino baila en la oscuridad con los grandes temas como el miedo a la muerte, a la soledad, la imposibilidad de superar ciertas pérdidas, entre ellas la de la identidad, la fe como arenas movedizas. Si llegas al final, acuérdate de leer esta explicación tardía de su protagonista.

Empieza a verla

The OA

Netflix también tiene devoción por las historias de desapariciones misteriosas, y en The OA lo lleva por el lado más surrealista. Todo empieza con la reaparición siete años después de una mujer que antes era ciega y, milagrosamente, ha dejado de serlo. A partir de ahí arranca una trama paralela que también imita los típicos cliffhangers de Perdidos… y lo disfrutas durante bastantes capítulos. Si aprecias los guiones exquisitos, probablemente te cabrees cuando veas a Paz Vega interpretando un personaje que no entendió ni ella (esto fue una confesión literal) y un momento baile que sobrepasa todos los límites autoparódicos. Si estás en plan cerebro de verano, a lo mejor hasta te atreves con la segunda temporada. No fue nuestro caso.

Empieza a verla

Sense8

Para stranger thing, la conexión ultrasensorial que se crea entre los protagonistas de la serie de las hermanas Wachowski. También sugerimos que la veas con un nivel crítico muy moderado, porque ciertas rayadas requieren un nivel alto de voluntad del espectador, compensando por una concepción visual atractiva y una propuesta general bastante sexy. Si te va el poliamor y relees El poder del ahora mientras bebes té matcha, seguramente te lleve al nirvana. Y si eres fan de Miguel Ángel Silvestre, para qué quieres más.

Empieza a verla

Perdidos

La dejamos para rematar esta primera categoría porque es la madre de todas las series sobrenaturales modernas. Stranger Things (y toda la ficción de este género) bebe de Perdidos en la estructura de los capítulos, en las conexiones interdimensionales, en la tecnología retro (ay, Dharma, qué recuerdos)… Es una serie de visionado obligado para entender la televisión del siglo XXI, y también para participar casi diez años después en los debates que aún sigue generando su ultramegapolémico final.

Empieza a verla

Si te van las investigaciones…

Veronica Mars

Probablemente es el mejor momento para darle una oportunidad a Veronica Mars, porque la serie de detectives favorita de muchos culturetas vuelve este verano con su cuarta temporada más de diez años después de su cancelación. En sus inicios estaba más conectada con Stranger Things porque la protagonista, interpretada por una fascinante Kristen Bell, es una estudiante que ejerce de detective privada en un pueblo ficticio de California llamado Neptuno, todo con un toque juvenil muy atractivo.

Empieza a verla

The Americans

La conexión rusa de la tercera temporada de Stranger Things nos lleva de cabeza a que te recomendemos The Americans, una de las obras maestras de la última década. Los protagonistas en este caso son los agentes soviéticos infiltrados en Estados Unidos, un punto de vista excepcional gracias a los matices morales, familiares y políticos que se trabajan con esmero en los guiones y a la química brutal de la pareja protagonista, formada por Keri Russell y Matthew Rhys. Lo único sobrenatural, eso sí, es su talento.

Empieza a verla

Expediente X

Además de que Expediente X ya se puede considerar vintage, se podría decir que es lo más parecido a Stranger Things, aunque sin niños. ¿Quieres ciencia ficción? La tienes. ¿Buscas un punto de terror suave? Hecho. ¿Una banda sonora que se te adhiera al cerebro? Tiririririrí… Antes de que a Eleven le empezara a sangrar la nariz, Mulder y Scully ya estaban ahí resolviendo misterios de todo tipo. Quienes aseguran que Stranger Things nunca habría existido sin la influencia de Expediente X, seguramente dicen la verdad (que está ahí fuera).

Empieza a verla

Si te va la nostalgia de calidad

GLOW

Dejamos atrás la ciencia ficción y las investigaciones para empaparnos a fondo de espíritu ochentero. En GLOW también vas a encontrar cardados imposibles, ropa multicolor y música deliciosamente pegajosa, además de una historia muy original: la de las mujeres que combatían en la versión femenina del Pressing Catch. El humor y la ironía son los otros puntos fuertes de esta serie que también es de Netflix.

Empieza a verla

Dead of Summer

Dead of Summer solo tuvo una temporada, pero a los pocos que la vieron les encantó. Conecta con Stranger Things por los elementos sobrenaturales y los protagonistas juveniles (no son niños, aunque se comportan como tales), pero sobre todo por la estética de este campamento ubicado en los años ochenta. Perfecta para unos sustitos majos de verano.

Empieza a verla

Twin Peaks

Palabras mayores, que para muchos es la mejor siempre de todos los tiempos, al menos en la triple coordenada de investigación, punto sobrenatural y aire vintage. De hecho, la mayoría de las series de esta lista se inspiran en el originalísimo universo creado por David Lynch. Si no la has visto, nunca es tarde para que descubras quién mató a Laura Palmer… Y además puedes rematar con la sequela de 2018, que fue una genialidad bastante incomprendida.

Empieza a verla

Buffy, la Cazavampiros

Buffy tiene fama de ser una serie solo apta para adolescentes, pero ese juicio nos parece incorrecto. La protagonista tiene un punto chungo maravilloso y se enfrenta a un abanico loquísimo de monstruos mucho más amplio y variado que el de Stranger Things. Y si a eso sumamos que los años le han sentado realmente bien en términos de noventerismo vintage, puede ser un plan perfecto para las tiempos muertos del verano.

Empieza a verla

You Might Also Like