El nuevo objetivo 'fitness': conseguir unos brazos como los de doña Letizia

HOLA.COM

Sin duda, los brazos de la reina Letizia se han convertido en el nuevo objetivo fitness. Definidos y con muy buen tono son el espejo en el que se miran muchas mujeres que quieren mostrar esta zona de su cuerpo en plena forma. No es extraño ya en los centros deportivos que las mujeres trabajen teniendo como modelo esta parte de la silueta de la Reina -que no duda en mostrarla con vestidos sin mangas, como ha sucedido en su reciente viaje a Cuba-. Labor que requiere de constancia y de un trabajo focalizado para evitar que se note el paso del tiempo en ellos. Además, la mayoría buscan el equilibrio entre unos brazos bien definidos, pero no excesivamente musculados. “Son una zona en la que a partir de cierta edad disminuye la masa muscular, aumenta el tejido graso y pierde elasticidad de la piel, pero no debe ser un impedimento para lograr el objetivo que nos marquemos”, nos cuenta Concha M. Noarbe, fitness manager de Caroli Health Club, que resume en dos pilares básicos las claves para conseguir tonificar los: “El ejercicio cardiovascular y una buena alimentación son las claves principales. Son esenciales para nuestra salud y para conseguir el objetivo de brazos bien definidos”. Y nos da una serie de consejos sencillos para realizar incluso en nuestro día a día, como por ejemplo mover los brazos mientras que se camine o corra, para que se movilice la grasa localizada la zona.

Reina Letizia brazos

El entrenamiento de fuerza, fundamental

La entrenadora personal Isabel del Barrio, por su parte, explica que no suele emplear la palabra tonificación. ¿El motivo? “Creo es un concepto que no está bien empleado. En general, cuando se habla de tonificar, se entiende el mejorar el tono, calidad muscular así como la forma y/o tamaño del músculo, al mismo tiempo que sea haga visible. Para ello, será necesario que presentemos una buena composición corporal, de manera que necesitamos que el índice de grasa corporal sea bajo (dentro de los valores saludables, entre 21% y 33% del peso en el caso de las mujeres). A ello deberíamos unir un programa de fuerza-hipertrofia muscular que acompañe esa mejora de la musculatura”, nos explica. “Dicho esto, para conseguir unos brazos con un buen tono muscular será necesaria una rutina de entrenamiento de fuerza (entrenamiento con cargas) que incorpore no sólo ejercicios específicos de tren superior, sino además un buen trabajo cardiovascular de intensidades moderadas. Y, por supuesto, la alimentación juega un papel fundamental si deseamos que nuestra musculatura luzca definida, permitiendo mantener una buena composición corporal”, nos explica.

Reina Letizia brazos

¿Cuáles serían los ejercicios más recomendables?

Está claro que se requiere de un plan de entrenamiento personalizado, con un experto de nuestro gimnasio o centro deportivo que planifique cuál debe ser el ejercicio que necesitamos. Aun así, hemos pedido a ambas expertas sus recomendaciones generales para trabajar esta zona. “Lo ideal es empezar con ejercicios que impliquen varios grupos musculares al mismo tiempo o multiarticulares, que muevan varias articulaciones a la vez. De esta manera, logramos que el movimiento no sólo sea más completo sino que movilizamos una masa muscular mayor. Podemos empezar con ejercicios con el propio peso corporal por ejemplo: flexiones de brazos, tracciones o remos con el uso del TRX o bandas de resistencia, remo invertido en una barra o combinar sentadilla con un press vertical”, cuenta Isabel del Barrio. Además, la entrenadora recomienda para una mujer que está empezando o que tiene por objetivo mejorar su condición física y fuerza muscular, “un par de sesiones semanales de entrenamiento Fullbody y otras dos de entrenamiento de tren inferior y superior respectivamente. Todo ello acompañado de trabajo cardiovascular y una alimentación completa y lo más natural posible”, nos explica.

Ver: Los ejercicios más efectivos para unos brazos bonitos

Mientras, la experta de Caroli Health Club apunta a que “semanalmente, 2 o 3 veces a la semana, se debería trabajar todos los músculos para incrementar el movimiento de la sangre por todo el cuerpo y que llegue a todos los músculos. Después nos centraríamos en la parte que más preocupe al cliente”. Apunta diferentes opciones de ejercicios en el caso concreto de los brazos, en función de los instrumentos que se utilicen. Así, con mancuernas, recomienda, entre otros, la extensión de tríceps, remo mientras se realiza una plancha, curl de bíceps y curl de tríceps (estos dos últimos también se pueden realizar con bandas elásticas). E incluso sin accesorios se pueden realizar fondos cerrados y patada de tríceps. 

Reina Letizia brazos

 ¿Por qué es más complicado tonificar esta zona en la mujer que en el hombre?

Es un hecho que los hombres tiene más facilidad para fortalecer y definir sus brazos que las mujeres, ¿por qué es así? “Sobre todo porque hormonalmente en las mujeres con cierta edad tienden a acumular mucha más grasa”, responde la experta de Caroli Health Club. Además, “la masa muscular y masa grasa de las mujeres se localizan en lugares muy diferentes a los del hombre en líneas generales. Así, las mujeres presentamos un porcentaje de grasa mayor en torno a las caderas, las mamas y en la zona del tríceps", cuenta Isabel del Barrio, quien añade, eso sí, que las mujeres logramos grandes ganancias de fuerza, casi igual que los hombres, si bien, "el desarrollo a nivel de hipertrofia muscular (aumento del volumen de los músculos) no se produce igual que en el cuerpo masculino”.

Reina Letizia brazos

¿Y en el centro de belleza?

Teniendo en cuenta que cada vez más mujeres prestan atención a esta parte de su cuerpo, como complemento a los dos pilares básicos que son la alimentación y el ejercicio, aparecen nuevas técnicas que son grandes aliadas para mejorar el tono de esta zona. Uno de los últimos acaba de llegar al Instituto Médico Estético Maribel Yébenes. Se trata de Emsculpt Brazos y Gemelos, que recurre a este protocolo que ya se utilizaba en abdomen y glúteos para trabajar también esta área concreta. El tratamiento se lleva a cabo a través de dos cabezales colocados en la parte inferior o superior de los brazos que efectúan 20.000 contracciones, lo que supone unas 20.000 repeticiones en un gimnasio, algo que, obviamente, resulta realmente complejo alcanzar con un entrenamiento común. Así, cada sesión -que solo dura unos 20 minutos de media- ayuda a aumentar y fortalecer los músculos al mismo tiempo que quema la grasa. ¿El resultado? Unos brazos y gemelos más tonificados con una adecuada base interna. “También ayudan mucho los masajes manuales específicos en la zona y el uso de aparatología con radiofrecuencia como Indiba”, completa la fitness manager de Caroli Health Club.