Novias con chaqueta y pantalones: así son las bodas en tiempos de pandemia

Adriana Terán
·4 min de lectura

Carolina Herrera y Oscar De La Renta, entre otras marcas de lujo, ya han presentado en sus colecciones de años recientes propuestas nupciales novedosas, modernas y cómodas, es decir, ¡en pantalones! y la tendencia crece y se consolida, no solo por ser una opción diferente y fresca, sino también porque los desafíos que ha planteado la pandemia han transformado todos los aspectos de la vida cotidiana, incluso en la organización y celebración de bodas.

Ya en los 60, 70 y 80 el diseño moderno coqueteaba con estas opciones, siendo sus exponentes siempre mujeres que se caracterizaban por demostrar una personalidad desafiante, pero hoy en día los factores que influyen en la consolidación de esta tendencia van más allá de la rebeldía.

(Getty Creative)
(Getty Creative)

Carolyn Aldana, profesora del Instituto Cecrea de Madrid, dedicado al estudio de la moda desde distintos enfoques, explica que ya antes de los tiempos de pandemia la moda ya estaba sufriendo un cambio hacia lo más simple y ya podía percibirse que los consumidores se estaban volviendo más conscientes a la hora de invertir. Luego, con la llegada del covid, la moda ha sufrido mucho en cuanto a su comercialización y la moda nupcial, específicamente, aún más.

Además, las medidas sanitarias han causado un cambio extremo en las reuniones o fiesta de bodas, siendo estas obligadas a reducirse en magnitud y cantidad de invitados, dejándonos la opción de organizar eventos muy íntimos que traen consigo reemplazar el anhelo de usar el inmenso vestido abullonado por propuestas novedosas que se adaptan a los nuevos tiempos con ideas más sencillas y más cómodas.

“La moda es parte de los procesos sociales y culturales y esta vez vemos el cambio también en el mercado nupcial. Mientras más sencillo sea el vestido, el gasto será menor. Podrás celebrar acorde con la ocasión pero en la medida de las nuevas exigencias”, afirma Aldana quien agrega que la incertidumbre ha sido otro factor clave en el cambio de estos eventos. “Esto hace que de cualquier manera se quieran vivir los momentos especiales de nuestra vida, pero entre el ahorro que ha traído esta inestabilidad y la ocasión que ha cambiado, la moda evoluciona arrojando que alternativas como el traje de novia de pantalón sea una tendencia que crece con fuerza”.

Susana Tondero, publicista, asesora en temas nupciales y directora del proyecto Y nos fuimos de boda, coincide con Aldana en que que las bodas se están celebrando pero desde una perspectiva más íntima, con lo cual elección de pantalón y chaqueta como traje nupcial es una opción ideal. Es una tendencia que además de creativa, puede ser igual de femenina y elegante que las opciones más tradicionales.

Pantalones bien puestos

“Usar trajes de novia con pantalones siempre ha sido controversial, siempre se ha visto en mujeres rompedoras, de avanzada”, insiste Aldana y explica que esta elección de vestuario busca destacar y romper códigos e incluso también puede estar sujeta a un interés de mostrar igualdad de género hasta en el altar. “Ya son muchas las mujeres que no quieren ser las princesas que encuentran a su príncipe azul, sino mujeres independientes que toman sus propias decisiones y que, literalmente, tienen los pantalones bien puestos para asumir el compromiso de un matrimonio”.

“Asimismo, también se destaca el tema de las bodas igualitarias, en las cuales vemos a las mujeres que contraen matrimonio y es común que lleven pantalones, o un estilo andrógino, en el que no se destaca un género específicamente, sino que sin dejar de lucir femeninas, llevan pantalones. Así que creo que esto no es una tendencia pasajera, sino más bien estamos notando un cambio contundente en el código nupcial que va a llegar a implementarse y se hará bastante común”.

(Getty Creative)
(Getty Creative)

Para lucir inolvidable

Lo que no ha cambiado es el significado que tiene una boda, es un día único en que las familias celebran los más profundos anhelos, y como tal, amerita que el vestuario de los protagonistas sea memorable, e incluso imperecedero, que permanezca tanto en la memoria -como en las fotografías- como una elección adecuada, bonita y realmente especial.

La opción del traje de pantalón ofrece muchas oportunidades interesantes, comenzando por el color. El blanco sigue siendo el color preferido para bodas, pero hoy, lejos de representar únicamente pureza y virginidad, simboliza luminosidad, claridad, determinación y hasta poder, más cuando es parte de una propuesta rompedora como esta. Otras opciones interesantes son colores como amarillo limón, plata, rosa y hasta mostaza como el que usó la actriz Emily Ratajkowski hace dos años, tal como refiere la revista Glamour, son opciones interesantes.

En cuanto al top, el clásico blazer es un acierto pero también una chaqueta larga con volumen, bordada, o un top strapless acompañado de un velo transparente, o una blusa lujosa de mangas globo son opciones que podrían ir a la perfección con unos pantalones pitillo.

(Getty Creative)
(Getty Creative)

Las claves de elegancia estarán sobre todo en el uso de la talla adecuada y la selección minuciosa de la ropa interior para que no se marque nada, el calzado que complemente o que destaque como un acento especial y, sobre todo, la personalidad para llevar los pantalones con estilo. Será una opción radiante, diferente e inolvidable. ¿Te atreves a usarlo?

MÁS HISTORIAS QUE TE PUEDEN INTERESAR:

Las claves para usar el traje blanco con estilo: de la lencería al maquillaje

Blusas con moño, perlas y carteras: así es ’Gender Fluid’, la ropa coqueta unisex que es el futuro de la moda

‘Cabincore’: la moda simple y silvestre que te transportará a una cabaña de campo como escape del confinamiento

EN VIDEO: Una empresa de moda lanza estas "monstruosas" botas