No tires tus camisetas de propaganda porque se van a convertir en tendencia

·5 min de lectura

¿Qué ha pasado en los hábitos de consumo relacionados con la moda de la población para que unas zapatillas como las que usan los empleados de un supermercado se conviertan en las más buscadas del mercado? ¿Y para que se luzcan con orgullo los logos de marcas no relacionadas con la industria textil en camisetas?

Es un tema apasionante este para sociólogos e historiadores de la moda, que seguramente tendrían mucho que analizar y exponer al respecto si decidieran investigar. Motivos para hacerlo tienen de sobra porque no es, ni mucho menos, una tendencia pasajera, como vamos a demostrar a continuación echando la vista unos años atrás.

Allá por el año 2016, una camiseta de la colección primavera verano de Vetements, una de las firmas de lujo que ha marcado la pauta de la moda urbana contemporánea desde su irrupción, se convirtió en la prenda del momento. No es noticiable que una camiseta se haga viral, pero sí lo es que esta llevara impreso el logo de la empresa de transportes DHL. Una camiseta que bien podría ser un regalo a los clientes de la compañía pasó a ser la más deseada.

PARIS, FRANCE - JULY 03:  A guest wearing a DHL Vetements tshirt outside Vetements during Paris Fashion Week Haute Couture F/W 2016/2017 on July 3, 2016 in Paris, France. (Photo by Christian Vierig/Getty Images)
PARIS, FRANCE - JULY 03: A guest wearing a DHL Vetements tshirt outside Vetements during Paris Fashion Week Haute Couture F/W 2016/2017 on July 3, 2016 in Paris, France. (Photo by Christian Vierig/Getty Images)

Pero esto no fue el primer antecedente de una tendencia de la que ahora se hacen eco las marcas fast fashion más importantes. Dos años antes, en 2014, Moschino se había colado en todos los noticiarios y portadas de prensa del mundo con una colección femenina íntegramente inspirada en McDonalds.

Son solo dos ejemplos de algo que se ha ido repitiendo a lo largo de la segunda mitad de la década recién concluida, donde la moda en clave working ha sido una de las grandes protagonistas. Los monos de pintor y los pantalones anchos con bolsillos a medio camino entre el taller y la montaña mantienen un espacio fijo en el armario masculino durante el último lustro, pero si por algo se distingue la moda actual es por ir siempre un paso más allá, y en este sentido, sin duda lo es el hecho de que sean muchas las firmas que directamente se inspiran en uniformes de empresas famosas para sus creaciones.

DUESSELDORF, GERMANY - AUGUST 5: Model and fashion blogger Gitta Banko wearing a long yellow patent-leather coat by Marina Hoermanseder, a white t-shirt by James Perse under a demin corsage by Marina Hoermanseder, Anglomania Diagonal Zip jeans by Vivienne Westwood, a Moschino Milk Shake shoulder bag in white and red leather from the McDonalds capsule collection, and red patent-leather Pigalle pumps by Christian Louboutin on August 5, 2017 in Duesseldorf, Germany. (Photo by Christian Vierig/Getty Images)
DUESSELDORF, GERMANY - AUGUST 5: Model and fashion blogger Gitta Banko wearing a long yellow patent-leather coat by Marina Hoermanseder, a white t-shirt by James Perse under a demin corsage by Marina Hoermanseder, Anglomania Diagonal Zip jeans by Vivienne Westwood, a Moschino Milk Shake shoulder bag in white and red leather from the McDonalds capsule collection, and red patent-leather Pigalle pumps by Christian Louboutin on August 5, 2017 in Duesseldorf, Germany. (Photo by Christian Vierig/Getty Images)

El colmo de esta tendencia ha sido el fenómeno viral que ha tenido lugar recientemente en torno a las zapatillas de Lidl. La gran novedad de este caso con respecto a los dos mencionados anteriormente es que ha supuesto el salto de la fiebre por la ropa de uniforme laboral del sector del lujo al low cost, porque las deportivas en cuestión no superaban los 20 euros. Eso sí, siempre y cuando se compraran de primera mano ya que durante muchos meses, al estar agotadas, su precio se multiplicó en el mercado de segunda mano. Y no lo hizo por dos o por tres, sino que las zapatillas en cuestión llegaron a costar más de 10 veces su valor original.

Parece evidente que la irracionalidad y el gusto por la compra rápida, irreflexiva, con el ‘like’ de Instagram como gran objetivo, junto al antojo de la moda (y la sociedad) contemporánea por explorar nuevos caminos donde la ironía tiene cabida, ha hecho que no sea flor de un día la presencia de firmas no textiles en productos de moda urbana.

De esta forma, hemos llegado a un punto en la presente temporada de primavera verano en la que se lucen con orgullo camisetas como las que en otro tiempo se usaban solo de puertas para adentro, para estar por casa, o como mucho, para hacer deporte. Es la revolución, valga la ironía millenial, de las camisetas estilo Fruit of the Loom.

Camiseta de publicidad de Sprite a la venta en Zara
Camiseta de publicidad de Sprite a la venta en Zara

Prueba de este nuevo boom es la colección que Zara ha diseñado -está a la venta en su tienda online- inspirada en bebidas míticas como Fanta, Sprite o Coca-Cola, de la que también tiene versión propia Stradivarius, entre otras firmas. Estos son solo algunos ejemplos del mensaje que la industria nos está mandando al respecto, que no es otro que el de prestar atención a la cotidianeidad porque en ella puede estar la clave para conseguir un estilismo interesante. 

Recordar a la niña que fuiste con diseños de tus personajes de dibujos animados preferidos -el universo Disney sigue dando mucho de sí pero en Bershka puedes encontrar, por ejemplo, de las Supernenas, los osos amorosos o los Looney Tunes-; no olvidarte de tu adolescencia ‘groupie’ con camisetas de los mejores grupos de rock del mundo; o lucir los diseños de aquellas universidades del mundo en las que te hubiera gustado estudiar siguen siendo opciones plenamente vigentes para las amantes de las camisetas -estas últimas, por cierto, están a la venta en Pull&Bear esta primavera con versiones de Yale y Harvard-. 

Juega a combinarlas con una falda y una americana, anudándola sobre un vestido, bajo un traje o simplemente prepara tus jeans favoritos porque será lo único que necesites para lograr con una simple camiseta de propaganda el mejor de los looks. 

NEW YORK, NY - FEBRUARY 14:Jasmine Sanders wearing belt bag, sweater with Fanta print on it seen outside Marc Jacobs on February 14, 2018 in New York City. (Photo by Christian Vierig/Getty Images)
NEW YORK, NY - FEBRUARY 14:Jasmine Sanders wearing belt bag, sweater with Fanta print on it seen outside Marc Jacobs on February 14, 2018 in New York City. (Photo by Christian Vierig/Getty Images)

Más historias que te puedan interesar

Nuestro objetivo es crear un lugar seguro y atractivo para que los usuarios puedan establecer conexiones en función de sus intereses y pasiones. A fin de mejorar la experiencia de nuestra comunidad, hemos suspendido los comentarios en artículos temporalmente