No hagas esto en la fiesta de fin de año del trabajo

Se acerca el festejo de fin de año de la oficina. Es un evento que combina dos extremos: una fiesta (sinónimo de relax, distensión, bebidas alcohólicas, informalidad) y el trabajo (formalidad, negocios, estrategia).

Entonces, ¿cómo hacer para lucirte en un evento tan peculiar? ¿Qué actitudes y hábitos sería mejor dejar de lado y cuáles conviene adoptar?

Primero y principal debes tener en cuenta lo que aconseja la experta en etiqueta de negocios, Hilka Klinkenberg: "La regla fundamental es recordar que no importa cuán festiva sea la ocasión, recuerda que se trata de negocios". Por lo tanto, por más distendido que sea el ambiente, no debes asumir que puedes relajarte como si estuvieras en el cumpleaños de tu mejor amigo.

Foto: Deagreez/istock

Pon atención a las cosas que deberías evitar durante el evento de fin de año de la oficina:

1.    Si hay bebidas alcohólicas: modérate. No se trata de no beber ni una gota de tu vino favorito, pero sí de conocer tus límites y no sobrepasarlos. "El alcohol reduce tu inhibición y altera tu juicio. El último lugar en el que deseas estar desinhibido y sin buen juicio es en un evento organizado por tu trabajo en el que estarán tus colegas. Tus acciones bajo esas condiciones podrían hacer que te conviertas en objeto de chismes o hasta podría costarte el puesto", sostiene Dawn Rosenberg McKay, experta en desarrollo profesional y miembro de la Asociación Nacional de Desarrollo Profesional de EE.UU.

2.    Viste de manera apropiada. Que sea un evento informal no implica que debas dejar de lado el profesionalismo. De acuerdo con Klinkenberg, a la vestimenta de negocios le puedes agregar un poco de estilo y brillo, sin exagerar.

3.    La hora de llegada y de partida, importan. Si no tienes ganas de asistir, evita llegar 20 minutos antes del final solo para hacer una aparición. Por otro lado, tampoco te quedes festejando hasta altas horas de la madrugada, aconseja Klinkenberg.

4.    No coquetees ni actúes de manera provocativa. La fiesta del trabajo no es un lugar para encontrar pareja o una cita ocasional. De acuerdo con Dawn Rosenberg McKay, si actúas demasiado provocativo o intentas coquetear con un colega, podrías lograr que dejen de verte de manera profesional.

También te puede interesar: 10 reglas de etiqueta para toda ocasión

5.    No bajes la guardia. Está bien relajarse y divertirse, es una fiesta después de todo. Pero no pierdas de vista el hecho de que todavía estás en una ambiente laboral.

"Tu jefe está mirando. Tus compañeros de trabajo, también. No muestres una faceta que pueda ser vergonzosa o que haga que la opinión de los demás sobre ti, cambie para peor. Por ejemplo, no compartas demasiada información personal que no deseas que se conozca en el entorno profesional", sugiere Dawn Rosenberg McKay.

También te puede interesar: En la oficina también hay bullying: cómo lidiar si lo padeces

6.     Deja el teléfono móvil de lado. Las empresas organizan fiestas para recompensar a sus trabajadores y darles tiempo para socializar entre ellos. Por lo tanto, sácale el máximo provecho a la oportunidad y deja el teléfono de lado.