Los 'nipple-Kini', los bikinis que adoran Dua Lipa y Bella Hadid (que ya adelantó Chanel en los 90)

·3 min de lectura
Photo credit: Getty Images
Photo credit: Getty Images

Hay playas del mundo -que no están en enclaves muy alejados de España- donde el topless todavía está prohibido y una mujer con la braguita del bikini tipo tanga todavía impacta. La libertad femenina a la hora de vestir todavía no alcanza la del hombre (un slip no está tan mal visto), pero el body positive y el feminismo no hacen más que dar pasos de gigante en una batalla que se presentaba a finales de siglo pasado y que, ahora, parece volver a luchar por derechos que durante una época parecieron extintos. Y, ya sabemos que si hay un altavoz que tiene poder en esta búsqueda igualitaria, este es el del sector de la moda.

Echar la vista atrás y observar cómo las tendencias han ido evolucionando a la par que los cambios sociales pone la piel de gallina. Uno de los mejores ejemplos de historia de la moda es el de los trajes de baño, que con el paso de los años han lanzado, tanto bañadores para las generaciones que quisieran llevarlos, como piezas que han ido disminuyendo la tela de algunos de sus diseños para que, si en un principio pudo ser hipersexualizada, terminara siendo una opción cómoda que permitiera a cada mujer tomar el sol y tener las menos marcas posibles sobre su piel.

Photo credit: Estrop - Getty Images
Photo credit: Estrop - Getty Images


Que a día de hoy, en pleno siglo XXI, veamos a mujeres lucir micro bikinis no debería ser nada extraño. Cuando ya el año pasado las firmas de moda abogaron por lanzar sus prendas con pezoneras o copas y colgantes de pecho, no estaban haciendo más que poner en escena el cuerpo femenino, reivindicando su visibilidad y presencia. Ahora, este año, hemos podido ver también cómo en el universo de los trajes de baño conviven en una sintonía perfecta toda tipología de piezas para desplegar un abanico de opciones diferentes para cada gusto.

Entre todas las opciones que hemos podido barajar este 2022, ha llamado especialmente la atención una silueta repetida por dos de las exponentes en moda más afamadas del mundo. Se trata de los nipple-Kini, o lo que es lo mismo, un top de bikini que tapa únicamente los pezones y que ya hemos podido ver en los perfiles de Instagram de Dua Lipa o Bella Hadid.

La primera de ellas, la cantante, posaba este agosto frente a una piscina luciendo un colorido y original bikini de crochet de la firma GCDS, con nipple-top con motivos de plantas y flores. La modelo, por su parte, escogió un diseño de Jacquemus con tiras formadas por cadenas y la parte del pezón tapada por figuras de madera con forma de una estrella de mar y un corazón.

Rozando la censura de Instagram, ambas coincidieron en que esta silueta podría volver a ser una de las que reinen en estos primeros días del otoño que pretende ser el más caluroso de los últimos años, pero también en el próximo verano.

Si bien pudiera parecer que los nippe-Kini son una silueta de baño innovadora, lo cierto es que fue Karl Lagerfeld el encargado de presentarlas en 1996. Lo hizo de la mano de Chanel en su desfile de primavera/verano de París, adelantando las tendencias para el año siguiente, 1997, sobre el cuerpo de modelos de renombre de los 90 como Carla Bruni, Eva Herzigova o Stella Tennant.

Photo credit: Pool ARNAL/PAT - Getty Images
Photo credit: Pool ARNAL/PAT - Getty Images


Desde que apareciera en ese año y, sobre todo, desde hace cinco años, este micro bikini que Lagerfeld enseñó, apareció también como opción protagonista en estilismos de Kim Kardashian, Cara Delevingne o Miranda Kerr. Ahora, más allá de la casa de moda francesa, parece ser que la moda apuesta por la subversión y vuelve a recuperar esta silueta.Itsy, bitsy, petit, como diría la canción.