La nueva moda tras el destierro del pantalón pitillo

·4 min de lectura

Los pantalones pitillo están de capa caída y esta temporada de otoño invierno tampoco parece que vayan a levantar cabeza.

En España, solo el cantante Leiva resiste “solo ante el peligro”. Las colecciones de las firmas femeninas están desiertas de este tipo de pantalón estrecho y ajustado de arriba abajo al que últimamente se le conoce más por su anglicismo de skinny. Y si uno revisa el historial de búsquedas en internet del último lustro, el “electrocardiograma” del pitillo demuestra que lleva tiempo pasando por una fase de pulsaciones bajas. De hecho, rozó el mínimo de dicho período recientemente, a mediados de agosto de este año, solo superado por la semana del 29 de marzo al 4 de abril del 2020, en plena cuarentena, cuando solo queríamos pantalones cómodos y lo suficientemente estéticos, “monos”, para que no pareciera que nos pasábamos el día en ropa de estar por casa -¿Quién en su sano juicio se iba a poner un pitillo para estar ocho horas de videollamada en videollamada?-. ¿Por qué ha dejado de interesar este corte de pantalón tan particular a los españoles, especialmente a las mujeres?

DUSSELDORF, GERMANY - SEPTEMBER 08: Influencer Gitta Banko wearing a blue and white striped t-shirt by Celine and a dark blue blazer by Celine with gold buttons, light blue skinny denim jeans by Balenciaga, white pumps by Balenciaga, a black bag by Saint Laurent, sunglasses by Bottega Veneta, gold earrings by Balenciaga and silver and gold bracelets by Celine during a street style shooting on September 8, 2020 at Breuninger in Dusseldorf, Germany. (Photo by Streetstyleshooters/Getty Images)
(Photo by Streetstyleshooters/Getty Images)

Que el pitillo no esté entre las tendencias no es noticiable porque la moda es cíclica incluso para prendas con el carisma de este corte de pantalón; en cambio, sí lo es que haya llegado el momento de despedirnos por completo de él. Esta temporada de frío, si quieres tener un armario al día, los pantalones skinny, vaqueros o de cualquier otro tejido, no tienen apenas hueco en él.

Palabras mayores que desahuciemos a una prenda que llegó a poner de acuerdo a dos iconos de estilo antagónicos como Marylin Monroe y Audrey Hepburn en los años 60, así como a nombres de referencia de los 80, donde fue símbolo de toda una generación en nuestro país, la de La Movida.

Sin embargo, como pasó una década después, en los 90, el pitillo ha perdido el sitio que había recuperado, solo en parte, a partir de los años 2000 y el primer lustro de la década pasada. La culpa no la tiene un único factor, pero sí tiene mucho que ver el hecho de que la generación millenial le haya cogido el gusto a vestir como sus madres lo hacían precisamente en los años 90.

PARIS, FRANCE - AUGUST 27: Alexandra Pereira wears black sunglasses, gold earrings, a black ribbed halter-neck cropped t-shirt, blue faded denim high waist ripped flared jeans pants, a large yellow shiny leather shoulder bag from Tods, black suede open toe-cap pumps heels shoes with gold heels, silver rings, on August 27, 2021 in Paris, France. (Photo by Edward Berthelot/Getty Images)
(Photo by Edward Berthelot/Getty Images)

Aunque los 70 han empujado con fuerza recientemente para desbancar a la moda de finales del siglo XX como la fuente de inspiración para la industria de la moda, no es fácil desbancar el gusto por la ropa cómoda y relajada propia de los años 90. Prueba de ello es que ya en el año 2016 los pantalones vaqueros estrella eran los denominados mom jeans, de tiro alto, corte recto y diseño retro. Desde entonces, los pantalones de tela tipo palazzo y culotte han tenido su cuota importante de protagonismo y también cortes eclécticos de nuevo cuño como los pantalones slouchy, virales antes de la pandemia.

Tampoco la irrupción del virus en nuestro estilo de vida favoreció el repunte de los pitillo. Más bien todo lo contrario como demuestran los datos en Google Trends anteriormente citados. Los diseños de punto, rectos y cómodos, fueron los grandes beneficiados, y junto a ellos se mantuvieron fuertes los joggers por motivos obvios: la vida casera acrecentó el deseo por el confort en la ropa.

PARIS, FRANCE - APRIL 23: Xenia Adonts wears a pearls necklace, a royal blue V-neck sweater with matching large Shabderb jogger sport pants, a gold watch, a gold ring, a white shiny leather Prada handbag, white shiny leather platform sole Prada loafer shoes, on April 23, 2021 in Paris, France. (Photo by Edward Berthelot/Getty Images)
(Photo by Edward Berthelot/Getty Images)

Y aunque ahora que parece que poco a poco recuperaremos parte de la vida social perdida, y con ello también la ilusión por poner a punto el armario, la tendencia del ciclo actual de la moda en la que el gusto por las líneas rectas y holgadas -wide leg es el anglicismo que define este tipo de pantalón- manda ha seguido su curso, lo cual ha terminado por arrinconar al pitillo hasta a hacerle caer al vacío.

Te animes con el pantalón de pinzas, una de las prendas del momento que ya irrumpió con fuerza la pasada primavera, o te mantengas fiel a los vaqueros, el corte del momento es el que exagera las formas en dirección opuesta al corte más ajustado. Ancho, exageradamente ancho en algunos casos, y recto, solo se adapta ligeramente en la cintura para estilizar más la figura y enfatizar así, a partir del contraste, las características del wide leg.

Así es el pantalón estrella de la nueva temporada, que hasta en la versión más informal de esta prenda, los joggers, apunta en dicha dirección. No importa el largo, puesto que los hay tobilleros, con los bajos deshilachados y extremadamente largos también hasta tapar el calzado por completo. Lo que sí importa es el dibujo de su silueta, y la norma al respecto es que la piel y el tejido queden bien lejos la uno del otro, tal y como Coco Chanel interpretó esta prenda para el armario femenino hace casi un siglo y todo lo contrario de la máxima de los pantalones pitillo, el pantalón al que no volveremos a ver por un tiempo indefinido entre las tendencias que marcan el devenir de la moda femenina contemporánea.

PARIS, FRANCE - AUGUST 22: Xiayan wears black large sunglasses, silver earrings, a pale green ribbed off-shoulders cropped t-shirt, black high waist flowing wide leg pants, a red bracelet, dark green shiny leather small handbag, black shiny leather block heels boots, on August 22, 2021 in Paris, France. (Photo by Edward Berthelot/Getty Images)
(Photo by Edward Berthelot/Getty Images)

Más historias que te puedan interesar

Nuestro objetivo es crear un lugar seguro y atractivo para que los usuarios puedan establecer conexiones en función de sus intereses y pasiones. A fin de mejorar la experiencia de nuestra comunidad, hemos suspendido los comentarios en artículos temporalmente