La que para muchos es la mejor serie de terror de 2021 está en Netflix

·6 min de lectura

A Netflix siempre se le ha dado bien rentabilizar el género de terror en el formato streaming. Sin embargo, sus mejores series de horror son las que pasaron más desapercibidas -como la francesa Marianne o la reciente y recomendable serie polca Despiértate -alcanzando el éxito con las producciones de tinte más comercial y estadounidense, como La maldición de Hill House o Bly Manor. Pero ahora, y cuando llevamos nueve meses de 2021 sin que ninguna serie del género logre destacar como la gran joya del año, Netflix alcanza el edén del género con Misa de medianoche.

Hamish Linklater como el Padre Paul en 'Misa de medianoche' (Cr. cortesía de NETFLIX © 2021)
Hamish Linklater como el Padre Paul en 'Misa de medianoche' (Cr. cortesía de NETFLIX © 2021)

El género de terror siempre fue de los más rentables en el mundo del cine a raíz de sus presupuestos habitualmente más bajos que otros tipos de historias, pero sobre todo en el consumo en casa. Lo vivimos en la era de los videoclubs y aquellos pasillos repletos de cajas de VHS (o DVD según tu época) con obras que han alcanzado estatus de culto gracias al home video. 

Y ahora ese fenómeno se vive a menudo en el streaming. Sin embargo, en lo que llevamos de 2021 todavía nos faltaba ver una serie que rompiera nuestros esquemas y se erigiera como lo mejorcito del terror del año. Varias plataformas lo han intentado a través de series diferentes -algunas más exitosas que otras- pero al final Netflix ha sido la primera en alcanzar el paraíso del género.

Y lo hizo con Misa de medianoche, una serie limitada de siete episodios estrenada el viernes 24 de septiembre, creada y dirigida por el niño mimado de Netflix y Stephen King, Mike Flanagan. El mismo que fue responsable de otras obras en la misma plataforma como la magnífica Hush (Pánico), la adaptación de El juego de Gerald del autor de Maine y las series góticas La maldición de Hill House y su hermana antológica La maldición de Bly Manor.

Zach Gilford como Riley Flynn y Kate Siegel como Erin Greene en 'Misa de medianoche' (Cr. Eike Schroter/Netflix © 2021)
Zach Gilford como Riley Flynn y Kate Siegel como Erin Greene en 'Misa de medianoche' (Cr. Eike Schroter/Netflix © 2021)

En Misa de medianoche somos testigos de una historia que mezcla cristianismo, fanatismo y vida eterna colocándonos en el centro de una comunidad isleña, aislada del mundo real, que comienza a vivir sucesos extraños tras la llegada de un nuevo sacerdote. Un cura intenso que aporta sangre fresca a una comunidad alejada de su fe, renovando creencias y compromisos a base de supuestos milagros. “Supuestos” porque, después de todo, estamos hablando de una historia de terror, de diferentes formas de ver la muerte, el anhelo a la plenitud perdida y el Apocalipsis como símbolo de la codicia humana.

Sin alargar la historia más de lo necesario, Flanagan logra crear un universo propio, absorbiéndonos dentro de sus calles aisladas, acechándonos con la oscuridad emocional de sus personajes y ante el desamparo vital de unos isleños entregados a una vida remota y rutinaria. Misa de medianoche nos embriaga con una atmósfera siniestra mientras nos hace partícipes del nacimiento de uno de los villanos más inolvidables del año en la piel de Hamish Linklater.

Con Misa de medianoche, Mike Flanagan se consagra como un director para tener en cuenta más que nunca. Un director que por fin rompe con las ataduras de sus influencias, tan evidentes en sus obras del pasado, rompiendo una lanza a favor de su propia originalidad y ojo cinematográfico. Con su serie nos mantiene pegados a la pantalla de Netflix durante más de siete horas, sin recurrir a trucos y sustos evidentes, sino exprimiendo pocos momentos de terror visual -pero perfectos- para mantener un hilo umbilical formado por tensión y suspense entre el espectador y la historia.

Imagen de 'Misa de medianoche' (Cr. Eike Schroter/Netflix © 2021)
Imagen de 'Misa de medianoche' (Cr. Eike Schroter/Netflix © 2021)

Y por eso Misa de medianoche se erige como la mejor serie de terror en lo que llevamos de 2021. Y la verdad es que tampoco es que haya tenido mucha competencia para ganar el título. Al menos de momento. Detrás de sus ojos, también de Netflix, fue uno de los primeros éxitos del año pero con una historia que derivó en decepción generalizada a raíz de un final con tonos de ciencia ficción que desencantó a la mayoría. La tercera temporada de Haunted en la misma plataforma repite más de lo mismo y la primera parte de American Horror Story: Double Feature en Disney+ (estrenada hace unos días) ha repetido la misma fórmula de fracaso que viene acechando a la antología. Es decir, la serie arranca con aires muy prometedores con una metáfora sobre el éxito en Hollywood retratada en psicópatas capaces de vender su alma, pero que a medida que avanza pierde su fuerza para desembocar en los mismos aires decepcionantes de temporadas previas. Mientras que la segunda temporada de Servant en Apple TV+ perdió la frescura que aportaba la primera tanda, para dar paso a una obra de terror de humor negro menos efectiva.

Them en Amazon Prime Video y Despiértate en Netflix eran las dos apuestas que podrían haber luchado por el podio a la mejor serie de terror de 2021 hasta la llegada de Misa de medianoche. La primera por su retrato sociocultural del racismo como fuente del terror más siniestro, y la segunda como una obra de ciencia ficción afincada en el género de terror con una historia de talentos robados y universos paralelos. Además, existe una serie para tener en cuenta que podría competir por el puesto contra Misa de medianoche, y es la segunda temporada de Evil. De momento se ha estrenado en pocos países pero la crítica se ha rendido ante ella y en España recién aterrizará en el canal SyFy a partir del 18 de octubre.

Pero sea como fuere, recurrir a la religión como base de una historia de terror siniestra y oscura siempre es infalible. Lo vimos hace poco en Midsommar (disponible en Prime Video), Saint Maud (Movistar) o The Vigil (Movistar), apuestas retorcidamente intensas que dejaron huella en todos aquellos amantes del género que le dimos una oportunidad. Misa de medianoche entre entonces en el selecto club de las mejores series de terror, llevándose la medalla de oro para lo que llevamos de 2021.

TAMBIÉN TE PUEDE INTERESAR

EN VIDEO: Subastan miles de artículos usados en series y películas.

Más historias que te pueden interesar:

Nuestro objetivo es crear un lugar seguro y atractivo para que los usuarios puedan establecer conexiones en función de sus intereses y pasiones. A fin de mejorar la experiencia de nuestra comunidad, hemos suspendido los comentarios en artículos temporalmente